Menú

Nadie en la NBA iguala a Sergio Llull

Tirando a Fallar
5

 

En aquel moderno recinto deportivo de la ciudad de Lödz, en contrapunto a una ciudad vieja, desaliñada, mostrando las arrugas de muchos años y, eso sí, con incontables antenas parabólicas en sus azoteas y ventanas, cuando vi a Sergio Llull arrancarse y con pasillo para hacerlo, reconozco que tuve la absoluta seguridad que se iba a comer el aro. No fue así porque gracias a una esclarecedora fotografía pudimos ver cómo Semih Erden le agarró violentamente del antebrazo para que no fuese así. 

 Sin entrar en la polémica posterior de aquel España-Turquía, tenía el convencimiento que Llull se llevaría por delante a quien osase interferir su camino. Porque siempre tuvo mucha ambición. Era un escolta que Pablo Laso decidió reconvertir a base de manera permanente. Era un discreto tirador sin una mecánica fácil, que ha logrado mejorar ostensiblemente en el tiro. Y siempre le ha acompañado esa raza que le ha hecho destacar tanto en ataque como en defensa. Al día de hoy, se ha convertido en el máximo encestador del Real Madrid (13.8 puntos de media, 11º máximo anotador de la liga Endesa), con un escalofriante 51.7 % en lanzamientos triples. En los últimos 2 partidos lleva un 9/16 (56.3 %). Apabullante. 

Si resulta espectacular la trayectoria del conjunto blanco, aún imbatido a la fecha de hoy tras 14 confrontaciones ligueras, echemos un vistazo a los fríos números para intentar explicar lo que Sergio Llull supone para el Real Madrid cuando se encuentra en pista. 

Un dato, que por supuesto lidera la ACB, llama poderosamente la atención: el ratio (+/-). Esto quiere decir los puntos de más o de menos que anota su equipo cuando él está en cancha, a veces mucho más transparente que la manida valoración, que tan poco aclara. Bien: tiene un + 13.9. Pensar que en los minutos en los que Llull está en pista (24 minutos de media), su equipo anota casi 14 puntos más que el rival, es casi pensar en asegurar la victoria. Eso sí, tiene compañía: de los cinco primeros clasificados, tan sólo Juan Carlos Navarro, no es del Real Madrid (le acompañan Rudy Fernández,  Felipe Reyes y Nikola Mirotic). 

 Y ahora viene la burrada. Sergio Llull es el tercer máximo asistente de la Liga Endesa: reparte 4.17 por envite. Está bastante bien, aunque esto no es la NBA en ese aspecto. Todavía queda trecho para igualarnos en esa faceta, puesto que se siguen sin computar algunos pases de canasta que en la mejor liga del mundo sí son considerados asistencias. Bien, pues cogiendo una estadística del otro lado del océano, en la que miden la seguridad de los bases en el ratio de  asistencias/pérdidas de balón, Sergio Llull también lo lidera con un galáctico ¡5.21! Contemos que el Real Madrid es un equipo que arriesga, que corre y puede perder más balones que los rivales. Para poner al aficionado en perspectiva lo que significa este 5.21, decir que ¡en la NBA NADIE lo iguala! Los mejores en tal apartado son el base de Los Angeles Clippers, Chris Paul, con 4.43 y nuestro querido José Manuel Calderón, con 3.89. Para darle más dimensión al asunto, asuman que Rajon Rondo, el máximo asistente de la NBA, con 11.9 asistencias por noche, posee un ratio de 3.25. Y es que la grandeza de Llull reside en que no pierde balones (0.8 por choque).

Pues ahí le tienen. Liderando a un Real Madrid, jugando y haciéndole jugar a un nivel de excelencia de sus grandes épocas y pensando si será capaz de llevar tales galones en un futuro en la Selección Española. Se le necesitará. Mientras, es de justicia poner a Llull en la élite que le corresponde. 

Antonio Rodríguez en twitter: @tonystorygnba

5
comentarios
Escribir comentario
1 Jesús, día

Totalmente de acuerdo. Para mí es un auténtico crack. No sé como no se lo han llevado a la NBA, donde con aquellos "mimbres" podría hacer barbaridades que podríamos disfrutar !

2 Ventura, día

Yo prefiero que se quede. Que se quede este y vuelvan aquellos. Siempre he sido un gran aficionado ACB y estos extraterrestres nos dan la calidad y nivel en Europa que merecemos.

3 Antonio Marin, día

No se puede negar la grandisima progresion de Llull como jugador-anotador,pero aun le falta tomar decisiones correctas en algunos finales.De todas maneras,su incuestionable superioridad fisica con sus teoricos pares europeos le hace practicamente indefendible.Ese primer paso en carrera es brutal.
De ahi a compararle con el nivel competitivo NBA es un poco arriesgado,y lo hemos visto siempre que nos hemos enfrentado a los USA.La velocidad de manos es mejorable,aunque mejor que se quede como esta y seguira en RM.

4 Andrés Francisco, día

Soy culé, pero reconozco que Llull es un fuera de serie. Tendría que haberse ido a la NBA o admitir una cláusula de salida para la liga norteamericana. Aquí triunfará, pero tiene nivel NBA sin duda.

5 juanma32, día

No sabía que la abuela de Sergio Llull escribía en LD. Otro record insuperable!

Herramientas