Los enigmas del 11-M

Mayo 2011


A falta de ideas, “nos conviene que haya tensión”

18 de Mayo de 2011 - 21:38:03 - Regina Otaola - 6 comentarios

A tres días de las elecciones todavía no he escuchado una sola propuesta en positivo del Partido Socialista. Las mentiras bochornosas, como afirmar que el PP "quiere fusilar" a los socialistas, las descalificaciones estúpidas del PSOE hacia el PP han sido una constante desde el inicio de la campaña electoral. Populismo barato al más puro estilo chavista es lo que nos ha ofrecido el partido que desgobierna España. No hay argumentos razonados, solo hay aseveraciones que apelan a las emociones primarias como pueden ser el miedo o el odio. No es el pensamiento o la razón lo que levanta aplausos sino el proferir "¡Que viene la Derecha!", como si eso fuera lo peor que nos pudiera ocurrir cuando fue un Gobierno de centro-derecha el que permitió crear millones de puestos de trabajo. Este Gobierno socialista, por no querer mantener nada del Gobierno de Aznar, no ha querido ni trabajar por mantener (no digo incrementar, sino mantener) los puestos que se crearon en las dos legislaturas en que gobernó el PP.

Como las encuestas siguen dando ganador al PP, algunos políticos socialistas que siguen en barbecho en cuanto a ideas eficaces se apuntan a dar un espaldarazo a los que no admiten más que su "democracia real". Movimiento lleno de sombras y de incertidumbre porque nadie sabe cómo ha surgido, ni quién los capitanea, ni a dónde se dirigen, ni qué hacen en la Puerta del Sol cuando lo suyo sería manifestarse delante del responsable último y más directo del desastre político y económico, que no es otro más que el aún presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero.

Estoy de acuerdo en que hay leyes y otros asuntos que deben cambiarse, modernizarse de forma que la política se haga más participativa, más abierta y tenga más en cuenta la opinión de los ciudadanos. Dicho lo cual, estoy completamente en desacuerdo con que ahora se atrincheren en la Puerta de Sol y hasta el domingo increpen e insulten a todo lo que huela a PP o a la Iglesia. Me parece que un movimiento así poco tiene de demócrata sino más bien de movimiento de izquierdas bien orquestado.

A falta de ideas, pongamos tensión al más puro estilo socialista, parece ser la consigna. El PSOE no ha aprendido a perder, que es lo primero que tiene que tener interiorizado un demócrata "real". Espero que esta vez la jugada les salga mal y que triunfe quien de verdad está desgranando buenas y eficaces ideas en su campaña, porque "haberlos, haylos" en el PP, pese a todo lo que se pueda criticar algunas de sus inhibiciones.

En formato RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899