Pío Moa

« Franco, según Azorín / Servilismo | Principal | La miseria autobiográfica / Sobre tres genios »

Savater y la Inquisición / Gracián, Calderón

7 de Agosto de 2009 - 08:30:20 - Pío Moa

Compartir:
Menéame Tuenti

Ha escrito Savater: "La Inquisición inauguró unos procedimientos de buceo en la intimidad de las mentes y castigo de los disidentes que después culminaron en el Terror revolucionario, el Gulag y demás abusos totalitarios que recientemente algunos hagiógrafos han cargado nada menos que a cuenta ...¡de la Ilustración!"

Ocurre que el "buceo en la intimidad de las mentes y el castigo a los disidentes" es tan antiguo como la civilización misma, por lo que no se entiende que Savater los fije particularmente en la Inquisición.

Y da la casualidad de que ni los autores del terror revolucionario ni los del Gulag reivindicaron jamás la Inquisición, sino, precisamente, la Ilustración: se consideraban ilustrados consecuentes ¿Estarían equivocados? Es más: tenían a la Inquisición por un organismo criminal, como el propio Savater.

 En realidad, los del terror y el Gulag no estaban equivocados más que en una cosa: en considerarse los únicos consecuentes con la Ilustración. De ninguna teoría se deduce una consecuencia rectilínea, una conducta social, política o moral férreamente determinada. Cualquier teoría abre más de una dirección posible incluido el camino a la catástrofe, aunque no necesariamente. Una de las vías abiertas por la Ilustración lleva claramente al terror y al Gulag. Savater no es partidario de esa vía, lo que le honra, pero dice poco de su perspicacia que no la vea, o haga como que no la ve. Y encima la achaque gratuitamente a la Inquisición.

------------------------------------------------------------

**Baltasar Gracián, hijo de un médico, nació en 1601 cerca de Calatayud, patria también de Marcial, el ingenioso escritor satírico hispanolatino. Estudió en Calatayud, en la universidad de Zaragoza y en Toledo. Con 26 años se ordenó jesuita, y como tal enseñó en Calatayud, Valencia, Lérida y Gandía, llevándose mal con sus cofrades de Valencia. En 1636 fue enviado a Huesca, donde publicó su primer libro, El héroe, con apoyo de un mecenas local, Vincencio Juan de Lastanosa, un personaje interesante: erudito, políglota, interesado por las ciencias y por la alquimia, que lucharía en la guerra de Cataluña al frente de tropas de Huesca; coleccionaba en su palacio un verdadero museo con cuadros de Tintoretto, Rubens, Ribera, Tizianoy otros artistas célebres, monedas griegas y romanas, estatuas romanas, armas antiguas, fósiles y piedras raras, etc. En su gran biblioteca de 7.000 volúmenes, mayoritariamente de temas científicos, reunía una tertulia literaria a la que acudían varios de los mejores intelectuales aragoneses, incluyendo la monja poeta Abarca de Bolea. Años después de su muerte, su palacio fue derribado y dispersada su biblioteca.

Gracián formó parte de la tertulia de Lastanosa hasta 1639, cuando volvió a Zaragoza y pronto a Madrid. En la corte se relacionó con los círculos literarios, un ambiente bastante áspero, como indican las sátiras y disputas entre sus miembros, y no fue bien comprendido en ellos. Allí publicó en 1640 El político, y preparó Arte de ingenio, tratado de la agudeza. En 1642 pasó a Tarragona como vicerrector del colegio jesuita, y ejerció de predicador de los soldados que lucharon en Lérida contra el ejército franco-catalán. Enfermó y fue a curarse al hospital de Valencia, que disponía de una buena biblioteca, de la que se sirvió para escribir El discreto. Este lo publicó en Huesca, adonde volvió como profesor de teología hasta 1650 y allí preparó la primera parte de El Criticón. La obra le valió quejas de los jesuitas valencianos por haberla publicado sin permiso de la superioridad. La segunda parte el libro aumentó las protestas, y la tercera acabó de enojar a sus superiores, que le impusieron penitencias a pan y agua y lo desterraron al pequeño pueblo de Graus. El Criticón se difundió rápidamente por Europa occidental, sobre todo por Alemania. Otro libro suyo, el Oráculo manual y arte de prudencia ha sido reeditado una y otra vez en Inglaterra y otros países, incluso hasta nuestros días en Usa, y ha llegado a ser traducido al chino y al japonés. Es conocida la admiración que profesaron al Oráculo Schopenhauer ("Un libro absolutamente único"), Nietzsche ("Europa no ha producido nada más fino ni elaborado en sutileza moral"), y el autor ha influido hasta el presente en autores tan diversos como Voltaire, Gide o Lacan. Posiblemente nuestro autor haya sido más apreciado fuera que dentro de su patria.

A raíz de los castigos impuestos por sus superiores, Gracián pidió pasarse a otra orden religiosa pero no se le permitió, y, encontrándose muy enfermo, falleció en Tarazona, con 58 años, el mismo del siglo y de la batalla de las Dunas o Dunquerque.

** Pedro Calderón de la Barca nació en Madrid, de padre alto funcionario (secretario del consejo de Hacienda) y madre de ascendencia noble alemana o flamenca. Más longevo que los anteriores, vivió 81 años, y presenció el paso del declive a la franca decadencia con Carlos II. Estudió con los jesuitas en Madrid luego en las universidades de Alcalá y Salamanca, donde adquirió una vasta erudición, reflejada en sus obras. Su temprana afición a la poesía y la comedia no evitó que su juventud fuese algo turbulenta, habiéndose visto mezclado en un homicidio y en el quebrantamiento de sagrado en un convento de monjas, al perseguir a un actor que había dado una puñalada a un hermano suyo (a veces los perseguidos por la justicia se acogían "a sagrado" en iglesias donde no podían ser arrestados). Esto último le valió la enemistad de un conocido predicador, que lo atacó desde el púlpito, y de quien se burló Calderón en una comedia.

Su desahogo económico disminuyó por gastos en pleitos por enmendar el testamento de su padre, que se había casado en segundas nupcias al enviudar. Se le ha atribuido alistamiento en los tercios y combates en Italia y Flandes entre 1625 y 1635, aunque si fue así se trataría de acciones ocasionales, pues hay constancia de su presencia en Madrid por esos años. Sí es cierto, en cambio, que se distinguió como soldado en el sitio de Fuenterrabía en 1638 y en la guerra de Cataluña en 1640, donde fue herido en el sitio de Lérida, y no escatimará elogios de tinte democrático a los soldados: "Porque aquí a la sangre excede / el lugar que uno se hace / y sin mirar cómo nace / se mira como procede. (...) Fama, honor y vida son / caudal de pobres soldados; / que en buena o mala fortuna / la milicia no es más que una / religión de hombres honrados

Al igual que en el caso de Lope y de Velázquez, la calidad de las obras de Calderón fue pronto reconocida y le ganó el aprecio de Felipe IV, tan aficionado a coleccionar arte como a la comedia y a las actrices. A Lope ya en sus últimos años le disputaba Calderón la primacía entre los dramaturgos, y se le supone haber dado formas más perfeccionadas a la originalidad y espontaneidad de aquel. En cuanto a su vida íntima, cabe suponer que, dada su juventud alborotada y el libertinaje atribuido a la farándula, Calderón compartiría en alguna medida esa circunstancia, pero en realidad se sabe tan poco de ella como de la de Velázquez, salvo que tuvo algún hijo ilegítimo. Como fuere, a los 51 años, acaso por efecto de alguna crisis personal, se hizo sacerdote y llegó a capellán mayor de Carlos II. No por ser sacerdote dejó de componer teatro de tono más religioso, como autos sacramentales, que llevó a su perfección aprovechando sus profundos conocimientos teológicos; pero siguió escribiendo obras más profanas, lo que le valió críticas a las que prestó poca atención. Hacia el final se orientó a los temas mitológicos, orientación interpretable como evasión ante la áspera realidad de la decadencia del país. Escribió más de 200 obras entre dramas, autos sacramentales, entremeses y zarzuelas, un género que alternaba recitación y canto, comenzado por Lope. Vivió sus últimos 30 años como sacerdote y, pese a su popularidad y la protección regia, en sus últimos tiempos parece haber sufrido apuros económicos. En su testamento mencionó "las públicas vanidades de mi mal gastada vida".

** De las tres biografías aquí esbozadas, solo la de Calderón guarda similitudes vitales con las de los otros tres autores citados más atrás en relación con la tónica cultural del cambio de siglo. Puede señalarse otra similitud más común: la cercanía, al menos espiritual, de todos ellos con la Inquisición. A Calderón le llamó "poeta inquisitorial" Menéndez Pelayo, por buenas razones, aunque no fue familiar del Santo Oficio, como sí lo fue Lope de Vega. Esto obliga a replantear, como indica el ya citado J. Dumont, algunas realidades habitualmente pasadas por alto. Como se ha observado a menudo, la Inquisición no impidió el espléndido florecimiento cultural de España en el Siglo de oro (ni la abolición de la Inquisición, a principios del siglo XIX determinó nada parecido a un florecimiento intelectual). Pero no solo no lo impidió sino que contribuyó a él. Muchos altos inquisidores se dedicaron a algo más que a perseguir herejes, también promovieron bibliotecas, escuelas, estudios y practicaron el mecenazgo, faceta que no suelen citarse. El Greco y Zurbarán, entre otros, recibieron encargos o fueron protegidos por los dominicos, el oficial valenciano de la Inquisición, Vicente del Olmo, escribió algunos de los infrecuentes libros de geometría en España, Jerónimo Zurita, el célebre historiador aragonés, fue secretario inquisitorial, el padre Mariana, primer historiador español de entonces, fue consejero de la institución. Al revés que en otros lugares, no fueron prohibidos en España pensadores como Giordano Bruno, incluso Hobbes, a quien el Parlamento inglés impidió continuar su obra, por considerarlo ateo.

También se ha querido ver en la Inquisición un precedente del totalitarismo, pero eso es muy difícil de sostener. Tal interpretación aparece, por ejemplo, en el relato "El gran Inquisidor", de Dostoiefski, profético (como su Demonios) pero que confunde al protagonista, a quien describe con un discurso demasiado próximo al de un utópico de los siglos XIX y XX; también la negación de la libertad o libre albedrío, que le achaca, lo asimila más bien al protestantismo.

Comentarios (245)

« 1 2 3 4 5 »

1 egarense, día 7 de Agosto de 2009 a las 09:19
¡pppooollleee!...
2 egarense, día 7 de Agosto de 2009 a las 09:20
#202 jjvr...
Estoy de acuerdo, pero personalmente eso no es ningún problema para mí, porqué: no tengo intención de demostrarle nada a nadie, ni científica ni de ninguna otra manera. Me basta y me sobra con que a mí me cuadre. Al que no le guste: "dos piedras". Es que si no te enredas en un "pim, pam, pum", con esta "gentuzilla" y acabas loco. A mi me da igual que la comunidad científica apruebe o desapruebe algo, o que la humanidad llegue o no llegue a obtener según que creencia o conocimiento determinado, si eso me supone un esfuerzo que yo considere excesivo. Es un problema de la comunidad científica, y de la humanidad en general, mío no, puesto que yo soy feliz con lo que pienso...
3 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 09:24
El señor Savater, como buena "prima donna", tiene sus "ocurrencias", que dada su notoriedad tienen siempre mucha repercusión. Yo no le encuentro a su ideología en general una gran diferencia con las generalidades del "progresismo", si bien es cierto que hay que reconocerle singularidades estimables respecto a ese progresismo, como la lucha contra ETA ó la promocion del "Manifiesto por la lengua comun". Pero siempre vienen trufadas de cosas como el apoyo a Zapatero para la negociación con la banda ó el "España me la suda", pero enfin, los "genios" son así.
Si, la Inquisición era una institucion que coartaba la libertad, pero las cosas hay que verlas en su contexto histórico, y en él se ve que los paises protestantes coartaban más la libertad, bien es verdad que, como todo régimen que empieza y necesita afianzarse contra lo anterior, su violencia era mayor que los regimenes ya existentes. En cualquier caso es bueno que no haya Inquisiciones ya.
Por cierto que entre los españoles notables y con proyección internacional, está este Huarte de San Juan.

http://es.wikipedia.org/wiki/Juan_Huarte_de_San_Ju...
4 Hegemon1, día 7 de Agosto de 2009 a las 10:00
Llevamos un San Benito con esto de la Inquisición, tal vez, por culpa propia, pero totalmente inmerecido. Algunas veces pienso que las declaraciones como las de Savater y otros con respecto a nuestra historia se debe a una ignorancia profunda o a una manipulación maligna. Ayer mencionamos a "Elisabeth, la edad de oro" una película que sonroja ya sólo con el trailer y Moa decía que en España no había una contraréplica...¿cómo la va a haber si se asume por parte nuestra semejantes estupideces de nuestro pasado?...¿Vamos a esperar una contraréplica de la Sinde y de la secta de la ceja?...lo veo muy difícil...como decía un crítico..."el cine español es una subvención para unos amigos que se juntan para hacer una película"


Por otra parte, acusaciones muy graves del PP al PSOE....pero no sorpredentes, salvo por su procedencia....a ver si siguen con contundencia o sólo son de fogueo...
5 jjvr, día 7 de Agosto de 2009 a las 10:12
Interesante entrevista con Savater


PROTAGONISTAS | DIÁLOGO
Fernando Savater | Arcadi Espada

De la pasión por la buena gastronomía, de los animales y del sufrimiento, de qué es lo que nos hace humanos y cuándo... Fernando Savater (San Sebastián, 1947), ganador del último premio Planeta con La hermandad de la buena suerte, una intriga ambientada en el universo de las carreras de caballos que él conoce desde que tenía 5 años, conversa con Arcadi Espada en la cocina de su casa de Madrid. Las simpáticas obligaciones conceptua- les de la entrevista nos recluyen en la cocina del pisito que Fernando Savater ocupa en Madrid. Para crear ambiente, el filósofo sirve una suerte de manzanilla a temperatura de infusión; aunque fuera llueve fríamente y el brebaje acaba provocando benéficos efectos estimulantes.


http://www.elmundo.es/suplementos/magazine/2009/48...

********
...
Dilemas Morales

A. E. La verdad es que yo he entendido siempre esa proposición de Peter Singer como una llamada de atención sobre la unidad de los seres vivos. Hay mucha gente que jamás se ha planteado esa unidad.

F. S. De acuerdo, pero lo que pasa es que más bárbaro que el que maltrata a un toro es el que no distingue entre los toros y las personas. La gran diferencia entre unos y otros es que nosotros no tenemos un papel totalmente asignado, mientras que los animales no tienen la necesidad de elegir su papel o, por lo menos, la tienen en una forma infinitamente menor. Es bueno recordar esa unidad. El problema es cuando la ética se proyecta exclusivamente sobre la salvaguardia de lo sensorial. En Singer parece que lo importante es que se salvaguarde del dolor, del proceso del dolor, a los seres que pueden descubrirlo. Lo cual yo no creo que sea verdad ni entre los seres humanos. Ni siquiera de los humanos creo que la única ética sea la de evitar sin más el dolor.

A. E. No es la única, pero si algún estudio alguna vez especificara que un animal sufre, que distingue entre la vida buena y la vida mala... Con independencia de que el animal no tenga obligaciones porque su grado de conciencia no lo permite, la implicación de uno en...

F. S. Ah, eso sí, claro. Yo creo que los animales distinguen cuándo están bien y están mal. De modo que no, evidentemente a los animales no les gusta que les peguen o que les maltraten. Y de la misma manera, ahí está la vida tan maravillosa que llevan los grandes caballos de carreras. Corren en total, en toda su vida, unos quince minutos, porque corren carreras de dos minutos. Unos quince o veinte minutos de toda su vida, que es todo su trabajo, más los entrenamientos, y luego ya el resto de la vida, como un sultán. O como el toro.

A. E. ¿Le gustan los toros?

F. S. A mí me gustan mucho. Yo he ido mucho a los toros. Lo que pasa es que yo, lo mismo que a los caballos puedo ir solo, a los toros necesito ir con la peña.

A. E. Singer plantea algún asunto ético interesante. Defiende, por ejemplo, la legitimidad del infanticidio en los casos en que se demuestre la absoluta incompatibilidad con la vida del bebé. Lo plantea, creo yo, de una manera provocadora para comparar el acto con los experimentos científicos y médicos que se hacen con algunos animales superiores, experimentos a los que él se opone. Dice que hay más conciencia en cualquiera de esos grandes animales que en un bebé de tres meses, malformado para siempre.

F. S. Sí, Singer critica el especieísmo, que yo sí defiendo. Nosotros, con los animales, no tenemos nada ni personal ni impersonal, ni a favor ni en contra, pero los seres humanos tenemos que tener algo impersonal a favor. La Humanidad no tiene grados. Si la Humanidad dependiera de si uno es negro o es listo... O eres humano o no eres humano. Eso es el especieísmo. Es decir, yo a los seres humanos los trato como humanos porque pueden llegar a serlo, o lo han sido. No los trato como casos especiales que hayan surgido, como el de un nabo que se pusiera a hablar. Los seres humanos están hechos para hablar.

A. E. Sí, pero en todo eso, y como usted sabe, hay muchos y graves problemas contemporáneos. Entre otros, la pregunta que fue la estrella en el World Science Festival, de hace unos meses. ¿Qué es, exactamente, lo que nos hace humanos?

F. S. La capacidad simbólica.

A. E. Y un bebé, ¿qué capacidad simbólica tiene?

F. S. La que va a tener. Aristóteles, cuando hablaba de la potencia, estaba refiriéndose a eso. La Humanidad no es un programa genéticonatural. La Humanidad es una cosa que nos damos unos a otros. Porque el ser humano nace sin nacer. Tú coges un chimpancé bebé y un niño bebé y lo que te asombra es, desde pequeñito, lo listo que es el chimpancé y lo tonto que es el niño. Pero claro, el chimpancé cuando tiene cuatro años se ha acabado, y el niño empieza. ¿Por qué empieza? Porque cada nacemos dos veces. Una en el útero materno y otra en el útero social. Y ese útero social es el que nos hace humanos. Hay disposiciones innatas. Incluso el lenguaje, de creer a Chomsky. Pero disposiciones que no se cumplen salvo que las active la sociedad. Es decir, por muy innata que sea la capacidad del lenguaje, nadie se pone a hablar en una lengua solo.
...
********

Un saludo


P.S. No he tratado de escamotear nada si no solo de no poner un tocho excesivamente largo.
6 jjvr, día 7 de Agosto de 2009 a las 10:29
#4 Hegemon1

Pues habrá que empezar a dar réplicas a base de libros de amplia difusión, que eso sí que está en la mano de algunos.

En las de otros como yo, solo está el comprarlos.

Un saludo
7 Perieimi, día 7 de Agosto de 2009 a las 10:41
Hay cosas que por mucho que se contextualicen por cierto historicismo no se pueden salvar, y la Inquisición es una de ellas.. Decía yo hace poco que para encontrar un fenómeno de control mental semejante habría que dar un salto histórico hasta el siglo XX; no implicaba desmerecer el interregno de la Ilustración. ¡Claro que ha habido siempre control de mentes y aniquilación de disidentes!, tanto como la extensión y sistematización de la misma Inquisición, de su práctica aislada en Francia, a todos los confines del Imperio y aledaños, perfectamente integrada en la unidad Imperio-Papado.

Desde luego, nada está condicionado y nada es inevitable en el decurso histórico, pero a veces el que pone "primero" en práctica un artilugio semejante tiene el dudoso honor de haberle quitado a las generaciones venideras (ilustrados) la capacidad de imaginar otro sistema de control.

La Inquisición por muchos conceptos es insalvable en su propia época, incluso en sus correspondientes periodos de pérdida de intensidad como idea fuerte (obvio por su dilatado periodo); incluso a pesar de la frecuente incultura que llegó a presidir a algunos de sus insignes representantes y que hizo que se “colaran” muchas cosas que no debían por no entendidas. Sí que "pasó" La Celestina, y aun con dificultades La riqueza de las naciones. Es cierto lo injusto de cargar las tintas por la interpretación española del engendro; por eso me llena de intranquilidad y desasosiego que un partidario y defensor de la asignatura “Educación para la Ciudadanía” pase por alto la renovación del viejo instrumento que suponen la práctica de las ideas Ilustradas, y la necesidad de hacer libres y felices a sus congéneres, incluso contra su voluntad, en el imparable y benéfico progreso. Por más que me cuesta imaginar que si mi hija suspende la materia el próximo curso escolar tendría un horizonte veraniego-vacacional en un campo de reeducación ad hoc.
8 egarense, día 7 de Agosto de 2009 a las 10:51
"El doble pensamiento es una serie infinita de victorias del control de realidad de tu memoria. Saber o no saber, ser consciente de la verdad absoluta, mientras se cuentan mentiras bien construidas, sostener dos opiniones a la vez que se anulan la una a la otra, sabiendo que son contradictorias, y creer en ambas, usar la lógica contra la lógica, repudiar la moralidad mientras se está reclamando" (1984-GEORGE ORWELL).
9 Hegemon1, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:02
En los últimos años han aparecido obras de historiadores foráneos sobre la Inquisición. Thomas por ejemplo. Pero son personajes indeseables con sus discursos vacíos y manipuladores los que fomentan la Leyenda. Recuerdo el discurso del Dictador cubano cuando la llegada del Juan Pablo II a Cuba. En el mismo aeropuerto escupió una retaíla de estupideces sobre la Conquista de los españoles, sobre las masacres que según él cometimos. Como si los nazis fueran malos aprendices nuestros. En España hubo un silencio total de réplica a los exabruptos del dictador cubano pero no sólo eso, Anguita comentó que el discurso de Castro había sido preciso, claro y verídico. ¿Qué vamos a esperar entonces?...Muchas oportunidades tenemos cada año de que el Juancar I y el presi de turno introduzcan en sus discursos párrafos para corregir esas mentiras y manipulaciones....pero parece ser que ante los ataques nosotros debemos agachar la cabeza. Incluso Aznar no hizo nada.
10 ArrowEco, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:02
VV

Buenos días nos dé Dios.

Inquisición.

Iré poniendo algo de Messori para abrir boca...

"En primer lugar, la Inquisición no nace
contra el pueblo sino para responder a una petición de éste
. En una sociedad preocupada sobre todo por la salvación eterna, el hereje es
percibido por la gente
(comenzando por la gente corriente y analfabeta) como un peligro, del mismo modo que en culturas como la nuestra, que no piensan más que en la salud física, se consideraría peligroso a quien propagase enfermedades contagiosas mortales o envenenara el ambiente.

Para el hombre medieval, el hereje es el Gran Contaminador, el enemigo de la salvación del alma, la persona que atrae el castigo divino
sobre la comunidad. Por lo tanto, y tal como confirman todas las fuentes, el dominico que llega para aislarlo y neutralizarlo, no se ve rodeado de «odio», sino que es recibido con alivio y acompañado por la solidaridad
popular.

Entre las deformaciones más vistosas de cierta historiografía está la imagen de un «pueblo» que gime bajo la opresión de la Inquisición y
espera con ansia la ocasión de liberarse de ella. Pero ocurre justamente lo contrario; si a veces la gente se muestra intolerante con el tribunal, no es porque sea opresivo sino todo lo contrario, porque es demasiado tolerante
con personas como los herejes que, si hemos de atender a la vox populi, no merecen las garantías y la clemencia de la que los dominicos hacen gala.

Lo que en realidad querría la gente es acabar con el asunto deprisa, deshacerse sin demasiados preámbulos de aquellas personas para las que
los jueces de sayo multiplican las garantías legales."


11 ArrowEco, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:03
VV

¿sigo o lo dejo?
12 ArrowEco, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:06
VV

Lo del español no tiene cura. A veces pienso que esto solo puede solucionarse por las malas.
13 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:22
Yo no salvo a la Inquisición, pero me parece paradójico que se idealize la Edad Media como época de esplandor, y al mismo tiempo se desprestigie a la Inquisición.
Además que la Inquisición no fue creación española, tampoco su virulencia más extrema se dió en España, así que lo que tenemos que hacer es cargarle el muerto a los demás paises, que tienen más de que avergonzarse que nosotros.
14 jjvr, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:26
Principio de la transposición.

Cargar sobre el adversario los propios errores o defectos, respondiendo el ataque con el ataque. "Si no puedes negar las malas noticias, inventa otras que las distraigan".


Un saludo y hasta la tarde-noche
15 ArrowEco, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:36
VV

"todo aquel que conozca la verdadera historia sabe que ocurría exactamente lo contrario; la Inquisición no intervenía para excitar al populacho sino, al contrario, para defender de sus furias irracionales a los presuntos untadores o a las presuntas brujas. En caso de agitaciones, el inquisidor se presentaba en el lugar seguido por los miembros de su tribunal y, con frecuencia, por una cuadrilla de sus guardias armados. Lo primero que hacían estos últimos era restablecer el orden y mandar a sus
casas a la chusma sedienta de sangre. Acto seguido, y tomándose todo el tiempo necesario, practicando todas las averiguaciones, aplicando un derecho procesal de cuyo rigor y de cuya equidad deberíamos tomar ejemplo, se iniciaba el proceso. En la gran mayoría de los casos y tal como prueban todas las investigaciones históricas, dicho proceso no terminaba con la hoguera sino con la absolución o con la advertencia o imposición de una penitencia religiosa. Quienes se arriesgaban a acabar mal eran aquellos que, después de las sentencias, volvían a gritar: «¡Abajo la bruja!» o «¡Abajo el untador!». Y hablando de untadores, el recuerdo de la lectura de "Los novios" debería bastar para que supiésemos que la caza fue iniciada y sostenida por las autoridades laicas, mientras que la Iglesia desempeñó un papel por lo menos moderado, cuando no escéptico.

Como se ve, en este caso la verdad histórica tampoco cuenta para nada cuando se trata de difamar el presente o el pasado católicos."

16 josecho6, día 7 de Agosto de 2009 a las 11:58
Qué superficial y "moderno" aparece Arcadi en ese texto y qué profundo y resolutivo Savater.

Infanticidio, monos
capacidad simbólica y potencialidad

Los modernos llevarían a cabo grandes limpiezas de enfermosy "tarados". Ninguno está dispuesto a esperar posibles curaciones.
Factores de crecimiento neuronales y moléculas de adhesión que guíen a las nuevas células a los lugares apropiados para su funcionamiento. No está tan lejos. El retraso mental idiopático podría solucionarse.

Pero no, salvemos primero a los monos.
17 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:01
Percibase la diferencia:

En 1610 tuvo lugar en Logroño un Auto de Fe en el que la Inquisición procesó a cuarenta vecinas acusadas de ser brujas de Zugarramurdi y condenó a doce de ellas a morir en la hoguera. Las ejecuciones se basaron en la mayor parte de los casos en testimonios basados en supersticiones y envidias que eran poco o nada fiables. Caro Baroja cita como párrafo interesante de dicho Auto de Fe el siguiente: “Las 18 personas restantes, fueron todas reconciliadas (por haber sido toda su vida de la secta de los brujos), buenas confidentes y que con lágrimas habían pedido misericordia, y que querían volverse a la fe de los cristianos. Leyéronse en su sentencia cosas tan horribles y espantosas cuales nunca se han visto: y fue tanto lo que hubo que relatar, que ocupó todo el día desde que amaneció hasta que llegó la noche, que los señores inquisidores fueron mandando cercenar muchas de las relaciones, porque se pudiesen acabar en aquel día. Con todas las dichas personas se usó de mucha misericordia, llevando consideración mucho más al arrepentimiento de sus culpas, que a la gravedad de sus delitos: y al tiempo en que comenzaron a confesar, agravándoles el castigo a los que confesaron más tarde, según la rebeldía que cada cual había tenido en sus confesiones".

http://es.wikipedia.org/wiki/Zugarramurdi

la zona de Europa en la que hubo menos ejecuciones por brujería fue la región mediterránea. Si se excluyen las regiones alpinas de lengua italiana, entre Italia, España y Portugal (incluyendo los territorios ultramarinos en América de estos últimos) la cifra es muy baja: alrededor de 500.[24] Esto no quiere decir que la brujería no se persiguiese en estos territorios: el número de procesos fue bastante elevado, pero el porcentaje de ejecuciones sobre personas encausadas fue muy bajo. Esto significa que en los países mediterráneos los procesos de brujería fue tratada con bastante templanza, a diferencia de lo que ocurrió en otros lugares de Europa. La mayoría de los delitos juzgados en España, por ejemplo, fueron castigados con penas menores. Destaca especialmente la templanza con que la Inquisición llevó a cabo estos juicios, ya que la proporción de ejecuciones en procesos juzgados por los tribunales inquisitoriales es bastante menor que la de los juzgados por tribunales civiles.

http://es.wikipedia.org/wiki/Caza_de_brujas#Las_v....
18 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:08
¡Uf, qué alivio! Gracias al mocos me he enterado de que la Inquisición era una especie de ONG encargada de defender a los disidentes de la ira del "populacho" y de la "chusma" (me encantan estos términos, tan políticamente correctos), Vamos, algo así como la Amnistía Internacional de la época.

Saludos,
Mescalero
19 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:09
Vamos a admitir la cifra máxima de 5.000 ejecutados por la Inquisición española.

García Cárcel estima que el total de procesados por la Inquisición a lo largo de toda su historia fue de unos 150.000. Aplicando el porcentaje de ejecutados que aparece en las causas de 1560-1700 —cerca de un 2%— podría pensarse que una cifra aproximada puede estar en torno a las 3.000 víctimas mortales. Sin embargo, muy probablemente esta cifra deba corregirse al alza si se tienen en cuenta los datos suministrados por Dedieu y García Cárcel para los tribunales de Toledo y Valencia, respectivamente. Es probable que la cifra total esté entre 3.000 y 5.000 ejecutados.

http://es.wikipedia.org/wiki/Inquisici%C3%B3n_espa...

Solamente la caza de brujas, produjo doce veces más victimas en Europa.

En la actualidad existe un cierto consenso, basado en las cifras parciales de que se dispone, en que el número total de procesos en Europa para toda la Edad Moderna debió de rondar los 110.000, que habrían producido unas 60.000 ejecuciones.[8]

http://es.wikipedia.org/wiki/Caza_de_brujas#Las_v....

Asi que, a asesinos y fanáticos, señores guiris nos ganan ustedes con mucho a los españoles.
20 Perieimi, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:09
# 13

Yo no idealizo nada (sería incluirme en "la tropa" hegeliana), simplemente niego la idea cualitativa de progreso en sentido moderno. La cronografía de la EM nos señala una "Alta" y una "Baja" EM. Ayer, en uno de esos "tochos" que a vd. le producen indigestión, Alejandro Nieto estudiaba toda una serie de derechos subjetivos, ya claros y bien establecidos para el contexto medieval. Por cierto todos hablan, si lo hacen, de los Comuneros, pero nadie hace referencia a las Germanías, que llegaron hasta "La puerta de Orihuela" (el límite exacto de esta descripción geográfica sólo lo puede entender Pablo Molina -guiño).

He criticado que se carguen las tintas sobre la obra inquisitorial española, está en mi comentario. Si me critica no introduzca cosas que yo no digo, todo lo contrario: crea confusión hacia mi humilde personalidad y débil carácter.

Por otra parte, la pervivencia de la Inquisición ha quedado impregnada hasta nuestros días en nuestro procedimiento legal-penal, del cual no saben cómo desprenderse nuestros más sesudos juristas (Proceso Inquisitorial); sobre todo, en nuestra vigente y vital Ley de Enjuiciamiento Criminal. Aunque el tema nos desbordaría...
21 tigrita, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:10
Tigrita cree que ante tanto violador, tanto trolero y tanto chorizo, serían muchos los que verían con alivio la vuelta de la inquisición.
22 Perieimi, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:15
Lo cuantitativo:

De nuevo el cuentamuertos geiger a cero y a contar. Y tú más.
23 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:23
# 20

¿Y que pasa con la baja y la alta Edad Media, aparte de una division de fechas?. De derechos "subjetivos" medievales, me parece que poco habia que se pudiese preservar cuando los otros derechos "subjetivos" entraban en conflicto con ellos, vamos que un villano lo tenía crudo.
Pues vale, si usted no admite la idea del progreso haga como el primer suegro inglés de Jose Luis de Vilallonga, que se ponia una armadura medieval para el almuerzo familiar.
Las Germanías no las conozco apenas, pero si usted quiere hablar de ellas hable.

http://es.wikipedia.org/wiki/German%C3%ADas
24 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:24
La falacia del día:

La Inquisición contribuyó al florecimiento intelectual de España.

Razones:

Algunos inquisidores promovieron la cultura, creando bibliotecas, escribiendo libros, etc.

Vamos, como si dijéramos que el GAL promovió el cultivo del bonsai en España. ¿Razones?: el creador del GAL, Felipe González, estaba muy interesado en el cultivo del bonsai.

Moa se supera a sí mismo. Felicidades.

Saludos,
Mescalero
25 palanca, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:25
Por esta vez estoy de acuerdo con mescaler. Ya sé que comparativamente la Inquisición en España produjo menos víctimas que en otros países europeos. Pero no creo que sea el tema. Supongo que por esto soy una ignorante, manipuladora de la historia. Pero a veces sorprende “quién es quién”.

Desde luego con tales comentarios, como moscas van a acudir los lectores para que les abramos los ojos.

26 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:27
manuelp, ¿usted defendería a ETA diciendo que ha matado a muchas menos personas que las FARC?

Saludos,
Mescalero
27 Perieimi, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:29
No cabe duda que vivimos una época neonazi terminal

«Bautizo a mi hijo por lo civil porque no creo en los curas»

L'Alcora acogerá el domingo el primer acto de bienvenida a la comunidad vecinal que se celebra en la Comunitat
07.08.09
MANUEL VICENT
| L'ALCORA

Bautizo religioso o bautizo civil, esa es la cuestión. En L'Alcora hay una madre que lo tiene muy claro, tanto que se convertirá en la primera mamá de la Comunitat en celebrar el acto de «Bienvenida a la comunidad vecinal», tal como se conoce coloquialmente al «bautismo civil». Será a las 12 horas del próximo domingo, en el salón gótico de la Casa de la Música, en una ceremonia en la que el alcalde, Javier Peris, dará la bienvenida al pequeño vecino del municipio, de un año de edad.
La madre relató a LAS PROVINCIAS los motivos que le han llevado a decantarse por la ceremonia civil. «Creo en Dios, pero no en la figura del sacerdote», dice clara y concisa esta vecina de l'Alcora, que decidió dar el paso tras enterarse por televisión e internet de la existencia de esta iniciativa. «Cuando me enteré fui al ayuntamiento para informarme, y descubrí que no había ningún problema en hacerlo. Hice la petición, y la respuesta fue positiva».
De hecho, el alcalde ha mostrado su alegría porque l'Alcora sea pionera en una ceremonia de estas características. Peris intervendrá leyendo un texto basado en la Carta de los Derechos del Niño, donde recordará a los responsables del menor su relevancia a la hora de educarle, así como la importancia de inculcarles valores como la tolerancia y la solidaridad. También está previsto que durante la ceremonia realicen un discurso los familiares, incluida la propia madre del bebé.
«Sé que el acto está teniendo bastante repercusión, en L'Alcora parece que no se habla de otra cosa», afirma la joven mamá, que ve como los vecinos del municipio se posicionan tanto a favor como en contra de su decisión.
«Estoy recibiendo tantas críticas buenas como malas. Las familias más religiosas no se lo han tomado demasiado bien. No hago mucho caso de lo que me dicen, yo nunca me meto con las creencias de los demás, y me consta que muchas madres bautizan a sus niños por la iglesia sin ser creyentes, sólo por evitar los chismorreos», explica la madre.
Su propia abuela, sin ir más lejos, se ha mostrado en contra, al igual que algunos grupos políticos conservadores, que no ven con buenos ojos la conversión de un sacramento en un acto civil.
Como ya ha ocurrido en otras ocasiones, con las nuevas propuestas llega la polémica y la expectación. Lo cierto es que el acto será el primer paso para que padres, madres y tutores de la Comunitat soliciten el bautizo civil.

28 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:29
# 22

Es que ya se sabe, la "Ley de la transformacion de la cantidad en cualidad". Por ejemplo, diez millones de personas muy normales, se reunen un dia de votación y se "transforman" en una masa de votantes, ¿Hay ó no salto cualitativo?.
29 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:30
# 25 Palanca

¿En que tiene razon?.
30 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:32
# 26

Falacia de composición. Yo no defiendo la Inquisición, establezco un hecho comprobado.
31 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:35
#28 Entiendo que le parecería razonable que alguien defendiera a ETA argumentando que mata menos que bandas similares.

En cuanto a la cantidad y la calidad, ¿en qué cifra de muertos se produce el "salto cualitativo"? ¿En la cifra que más nos convenga?

Saludos,
Mescalero
32 palanca, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:38
Me refería a su comentario 18. Disculpe si no desarrollo más, de este tema prefiero no hablar. Disculpe también si le he ofendido. Siempre le he visto como una persona íntegra y tolerante.
33 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:39
# 31

Falso, me pareceria razonable que alguien constatase ante la proposición de que el caracter español es sanguinario, como demostraria la existencia de ETA, el caracter más sanguinario de otras naciones que tienen movimientos terroristas mucho más cruentos que ETA.
34 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:40
#30 manuelp, decir que nuestra inquisición mataba a menos gente que las del extranjero es una forma de decir que era mejor que ellas, y, por lo tanto, una forma de defenderla.

Es la típica reacción defensiva de la madre que no puede negar las travesuras de su hijo: ¡sus compañeros son mucho peores que él!

Saludos,
Mescalero
35 tigrita, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:41
Lo de las víctimas es lo de menos, la gripe A, cuenta en su haber con muchas más. El morbo está en el material, en los hierros que sólo el verlos producía en el interfecto un efecto sanador de alta eficacia tanto en los endemoniados, y en las almas descarriadas, como en los cuerpos emporrados empocimados de virtud escasa.
36 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:42
# 32 palanca

Respeto su decision de no hablar de este tema. Para nada me ha ofendido, era simplemente una pregunta, dado que me llamaba la atención su opinión.
saludos
37 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:45
# 34

¡Y una leche!, usted que maneja el lenguaje de "Alicia en el pais de las maravillas" y decide que las palabras significan lo que usted quiere que signifiquen, tendrá que aguantar que los demás empleemos sus mismos métodos.
38 Perieimi, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:45
# 23

Es vd. un progresista irredento, admita que no ha seguido mi consejo anterior sobre la lectura -ya que me cita a Vilallonga-, que practicaba el Conde de Pilo: El Símbolo de la fe del Padre Granada; o, también El incrédulo sin excusa, del Padre Señeri.

Critico precisamente el progresismo, como idea degenerada de progreso. ¿Por qué portar una pesada armadura, habiendo materiales más ligeros y avanzados como el nylon, el látex o el neopreno...?

Como todo pensamiento único marxsita neonazi vigente asocia la crítica filosófico-cultural de la idea de progreso degenerada con el rechazo a la ciencia y la técnica. ¡Eso se queda para los Cuáqueros o Amis, hombre!
39 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:49
# 38

Vale, ya veo que empezamos a enrollarnos con los pelos de un pimiento. Pues como se ponga una armadura de neopreno, a no ser que le atizen con una espada de goma, lo lleva crudo.
40 Hegemon1, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:49
Mescaler siempre con sus chistecitos sarcásticos. No fué una ONG ni tampoco fueron los campos de exterminio nazis como tú y los tuyos pretendeis hacer ver a los demás.
41 ArrowEco, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:50
VV

La horrible experiencia de Galileo con la Inquisición

"Galileo no pasó ni un solo día en la cárcel, ni sufrió ningún tipo de violencia física. Es más, llamado a Roma para el proceso, se alojó (a cargo de la Santa Sede) en una vivienda de cinco habitaciones con vistas a los jardines del Vaticano y con servidor personal. Después de la sentencia, fue alojado en la maravillosa Villa Medici en el Pincio. Desde aquí, el "condenado" se trasladó, en condición de huésped, al palacio del arzobispo de Siena, uno de los muchos eclesiásticos insignes que le querían, que lo habían ayudado y animado, y a los que había dedicado sus obras. Finalmente llegó a su elegante villa en Arcetri, cuyo significativo nombre era «Il gioiello» ("La joya").
No perdió la estima o la amistad de obispos y científicos, muchas veces religiosos. No se le impidió nunca proseguir con su trabajo y de ello
se aprovechó, continuando sus estudios y publicando un libro —Discursos y demostraciones matemáticas sobre dos nuevas ciencias— que es su obra maestra científica. Ni tampoco se le había prohibido recibir visitas, así que los mejores colegas de Europa fueron a verle para discutir con él. Pronto le levantaron la prohibición de alejarse a su antojo de la villa. Sólo le quedó
una obligación: la de rezar una vez por semana los siete salmos penitenciales. En realidad, también esta "pena" se había acabado a los tres
años, pero él la continuó libremente, como creyente que era, un hombre que había sido el benjamín de los Papas durante larga parte de su vida; y que, en lugar de erigirse en defensor de la razón contra el oscurantismo clerical, tal como afirma la leyenda posterior, pudo escribir con verdad, al final de su vida: "In tutte le opere mie non sarà chi trovar possa pur minima ombra di cosa che declini dalla pietà e dalla riverenza di Santa Chiesa". (En todas mis obras no habrá quien pueda encontrar la más mínima sombra de algo que recusar de la piedad y reverencia de la Santa Iglesia). Murió a los setenta y ocho años, en su cama, con la indulgencia plenaria y la bendición del Papa. Era el 8 de enero de 1642, nueve años después de la "condena" y después de 78 años de vida. Una de sus hijas, monja, recogió su última palabra. Ésta fue: ¡Jesús!

Por otra parte, más que con los eclesiásticos, tuvo problemas con los laicos: o sea, con sus colegas de las universidades, que por envidia o
conservadurismo, blandiendo Aristóteles más que la Biblia, lo intentaron todo para quitarlo de en medio y reducirlo al silencio. La defensa le vino de la Iglesia; la ofensa, de la universidad.
En ocasión de la reciente visita del Papa a Pisa, un ilustre científico deploró, en un importante diario, que Juan Pablo II "no puso ulterior y debida enmienda por el trato inhumano de la Iglesia hacia Galileo". Si debemos hablar de ignorancia, por lo que se refiere a los estudiantes del sondeo, con los que hemos empezado, en el caso de estudiosos de tal envergadura, la sospecha es de mala fe. La misma mala fe que se mantiene desde la época de Voltaire y que tantos complejos de culpabilidad ha creado en católicos mal informados. Sin embargo, no solamente las cosas no fueron como pretende la propaganda secular; sino que hoy en día hay nuevos motivos para reflexionar acerca de las no innobles razones de la Iglesia."
42 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:52
No quería dejarme en el tintero otra falacia menor de Moa: juzgar por la excepción, no por la regla.

Al revés que en otros lugares, no fueron prohibidos en España pensadores como Giordano Bruno, incluso Hobbes, a quien el Parlamento inglés impidió continuar su obra, por considerarlo ateo.

No, hombre, no. Que aquí no se prohibiera a Hobbes no demuestra nada. ¿Acaso venían a España pensadores de toda Europa para publicar sus obras, alentados por el clima de libertad intelectual que fomentaba la Inquisición?

Saludos,
Mescalero
43 Hegemon1, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:55
26# Mescalero:


No se puede comparar. Denfender a un grupo terrorista es muy difentente. Además aquí nadie defiende a la Inquisición, sólo se pone su actuación en su verdadero contexto y sin manipulaciones. Muy diferente es la ambigüedad, por no decir, alde fensa abierta, a la hora de hablar de la ETA que usted si hace mescalero.

El Sr. mescalero siempre reduciéndolo todo al absurdo y retorciendo las cosas. Es buena táctica pero inútil. Lo que no se puede defender Sr. mescalero es que un asesino etarra sea el representante de los Derechos Humanos de un Parlamento demócratico....¿no le parece eso más censurable que hablar, que no defender, de la Inquisición?
44 Hegemon1, día 7 de Agosto de 2009 a las 12:58
42#

Son ghecho comprobados SR. mesaclero, que muchos pensadores que en Europa estabanm perseguidos aquí, con Inquisición y todo, se podían leer y no estaban censurados. No se puede, proque a uted no le guste, distorisioonar la realidad e inventarse la historia para ser "politicamente correcto" si alguna vez eso fue digno de elogio.
45 Hegemon1, día 7 de Agosto de 2009 a las 13:07
Las cifras que maneja más rriba manuelp pueden estar en consonancia con lo que Thomas había escrito sobre la Inquisición. Si precisamente tenemos constancia de lo hecho por la Inquisición es porque esta documentaba y registraba todas sus actuaciones no así la persecución religiosa del centro de Euuropa o de Inglaterra. Thomas y otros autores foráneos, consideran que la Inquisición española asesinaría entre 3000 a 5000 personas y sólo en Inglaterra se superaría el doble de víctimas que todas las de la Inquisición juntas. No incluye las de Alemania y otras partes de Europa.

Elliott, por ejemplo, dice que la Inquisición asumió más el papel de Administración del Imperio que de tribunales religiosos por su configuración y estructura.

En fín, se que es difícil asumir otra visión que no sea la que de pequeño a fuego clavaron en las mentes de algunos incautos, pero la verdad es la verdad y no se puede tapar.
46 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 13:10
#37 No, manuelp, el "y tú más" es una técnica DEFENSIVA tan vieja como el hombre.

Por cierto, la idea de que las palabras significan lo que nosotros queramos aparece en A través del espejo, no en Alicia en el País de las Maravillas.

Saludos,
Mescalero
47 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 13:14
`I don't know what you mean by "glory",' Alice said.

Humpty Dumpty smiled contemptuously. `Of course you don't -- till I tell you. I meant "there's a nice knock-down argument for you!"'

`But "glory" doesn't mean "a nice knock-down argument",' Alice objected.

`When I use a word,' Humpty Dumpty said, in rather a scornful tone, `it means just what I choose it to mean -- neither more nor less.'

`The question is,' said Alice, `whether you can make words mean so many different things.'

`The question is,' said Humpty Dumpty, `which is to be master -- that's all.'
48 manuelp, día 7 de Agosto de 2009 a las 13:22
# 46

Lo siento ahora no puedo seguir, los fogones me reclaman. Si, algo de eso hay, yo no reniego de mi nación y la defiendo siempre que puedo, no como usted, que no hace más que denigrarla.
49 tigrita, día 7 de Agosto de 2009 a las 13:24
El mundo que estamos viviendo, es un mundo dominado por satán, la burla de lo sagrado, la blasfemia constante y la negación de Dios, son señales más que evidentes de que los satanitas ya están entre nosotros y los cristianos no podemos por si solos hacerles frente, estamos ya infectados por el virus laicista con todo lo que ello supone. Urge pues una alianza con otras religiones monoteístas como el Islam por ejemplo, compartiendo lugares de culto, aprender a leer e interpretar el Corán, reforzarnos espiritualmente que buena falta nos hace, para así conseguir hacernos respetar.
50 mescaler, día 7 de Agosto de 2009 a las 13:24
#48 Para mí, la Inquisición es indefendible. En eso nos diferenciamos.

Saludos,
Mescalero

« 1 2 3 4 5 »

En formato RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899