Pío Moa

« El lado abyecto de la transición | Principal | La persecución religiosa en España »

No complejos, sino convicciones, o lo que sean

31 de Marzo de 2008 - 21:56:37 - Pío Moa

Compartir:
Menéame Tuenti
 
No creo que Rajoy y los suyos tengan complejos, en modo alguno. Así como Zapo, cuando colabora con el terrorismo, lo hace por convicciones fundamentales y no por ingenuidad o por táctica, también Rajoy y los suyos han colaborado y seguirán colaborando con Zapo (ha sido la mejor oposición que este hubiera podido soñar) porque sus objetivos difieren mucho de los que se empeña en suponerles una gran masa de sus votantes. Su objetivo es la nena angloparlante y con el bolsillo lleno, porque la economía lo es todo, y eso le convierte prácticamente en un PSOE bis. Su discurso no ha sido el de un hombre de estado, ni siquiera el de un político de nivel medio, sino el de un farragoso burócrata charlatán (algunos de sus párrafos harían feliz a Perogrullo), ansioso de poltronas y ciego a los verdaderos problemas y desafíos del país. Obsérvese una de sus frases clave: "impedir que los socialistas vuelvan a ser el refugio de los recelos que todavía provoca hoy nuestro partido para algunos ciudadanos y en algunos territorios". Traducido del politiqués al idioma normal: rebajar todavía más el perfil.
 
En fin, Rajoy ha vuelto a dar su talla política de “perfil bajo”, bajísimo. Por supuesto,  eso no excluye una representatividad real, porque hay un votante de derecha que piensa como él, pero esa representatividad está muy inflada con otro tipo de votante a quien repele esa bajeza, pero que le ha apoyado por aquello del voto supuestamente útil. Está empezando a pasar en el conjunto de España lo que en Cataluña: una gran masa de población carece de representación real, un déficit, uno más, de nuestra democracia en proceso involutivo. Las movilizaciones de los años pasados prueban que existen millones de españoles bastante consciente de lo que nos jugamos, pero faltos de organización y de liderazgo. Y dentro del partido, políticos como Mayor Oreja o Vidal Quadras, la misma Esperanza Aguirre, quedan marginados y reducidos a la impotencia, y aceptan su relegación por el bien de la disciplina y unidad del partido, un valor máximo, a su entender, superior a los valores que ellos han representado en algunos momentos. El PP se convierte así en un partido a la búlgara, por su estilo interno y por su “materialismo político”.
 
Me parece imprescindible un movimiento de regeneración democrática tomando como punto de partida el impulso con que llegó Aznar al poder, el impulso que defendió Mayor Oreja y traicionó en gran medida el propio Aznar. Se trataría de recuperar una actitud resuelta y entusiasta por España y la democracia,  que empiece por dos medidas básicas: un debate de ideas y su extensión a la población. Un elemento paralizante en esta labor ha sido la extendida creencia en que solo el PP podría realizarla. O mucho me equivoco o la orientación de Rajoy está definitivamente tomada, y las esperanzas de un cambio se han esfumado.

---------
 
Hoy, en "El economista":
AÑOS 40, UN DEBATE NECESARIO
 
En España hay muchos temas a debatir y muy poco debate. En torno a la guerra civil y la república, me sorprendió la virulencia con que tantos intelectuales, historiadores y políticos rechazaban en redondo la polémica intelectual para sustituirla por un grotesco campeonato de ataques personales. Esto me sorprendió al principio, pero, bien mirado, ¿de qué otro modo podían responder unos señores que han montado una historia basada en que Stalin, los comunistas españoles, los marxistas del PSOE, los golpistas republicanos y separatistas catalanes, los racistas del PNV, etc., defendían la democracia? La cuestión a debate puede darse hoy por zanjada en lo esencial, aunque mucha gente siga creyendo auténticas fábulas.
 
Ahora han salido, inopinadamente, varios libros en torno a la política de Franco durante la guerra mundial: Hitler y Franco, de X. Moreno Juliá, La gran tentación, de M. Ros Agudo, Los años del miedo (título de mera propaganda), de J. Eslava Galán, Franco y Hitler, de Stanley Payne, y el mío mismo Años de hierro. Años tan trascendentales como la guerra civil misma, pues en esa época quedó resuelta la supervivencia del franquismo, un hecho sumamente improbable y con el que casi nadie contaba, pero que determinó la historia posterior de España hasta hoy mismo, en una continuidad esencial. Pues la transición democrática se hizo “de la ley a la ley”, contra los programas de ruptura exigidos por la oposición antifranquista para enlazar con aquel Frente Popular convulso y antidemocrático. En definitiva, España lleva ya casi setenta años de paz, el período más prolongado y fructífero desde la Guerra de la Independencia. Aunque haya muchos empeñados en tirar por la borda, una vez más, sus logros. Por lo que me toca, me propongo escribir en Libertadigital.com una serie de artículos al respecto. ¿Será posible esta vez un debate civilizado?
Comentarios (194)

« 1 2 3 4 »

51 Contable, día 1 de Abril de 2008 a las 10:32

¿Has visto ya FITNA?

http://www.anclaos.com/

En este enlace, además, veremos la Gran Farsa de la ETA y el zapotesco Zapo

--- ---

http://sobrelalinea.blogspot.com/2008/03/fitna.htm...

¿A qué esperas?

52 Sherme, día 1 de Abril de 2008 a las 10:32
Con verdadera tristeza he de decir que estoy plenamente de acuerdo con el comentario que hace Luis del Pino en el blog de al lado. Plenamente.

No nos esperábamos esto. No hemos pacientemente esperado a ver qué nos decía Rajoy, después de casi un mes de la derrota ante el chikilicutre.

JAMÁS habíamos tenido una victoria tan a güevo por la inmensa cantidad de errores y tropelías cometidas por el PEOR Gobierno desde que tenemos Historia... y sin embargo, por nuestra tibieces, perdimos. Y no se hace ningún análisis. A esperar que escampe... y a nombrar a "familiares y afines"... así no salimos "del desierto", y Rajoy no es Moisés para que aguantemos 40 años en él.

No, No estamos contentos. ¿Seguiremos sin alternativa? España NECESITA otro PP, muy distinto a este.

Aznar, Mayor, Alejo, Espe, Arístegui... ¿no vais a decir nada?
53 Sherme, día 1 de Abril de 2008 a las 10:47
"Soraya Sáez de Santamaría ha hecho públicos los nombres de los nuevos miembros de la dirección de su grupo: José Luis Ayllón, Arturo García Tizón, Fátima Báñez, Celso Delgado, Cayetana Álvarez de Toledo, Alfonso Alonso, Jesús Merino, Francisco Villar y Teófilo de Luis."

¿?
54 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 10:49
El problema, Wikisherme, no es de aciertos, errores o "tibieces". Igual que muchos de vosotros no iréis a ver una película de Javier Bardem ni aunque le hayan dado el Oscar, hay mucha gente que nunca va a votar a Rajoy, haga lo que haga. El sistema es así.
55 totemkof, día 1 de Abril de 2008 a las 10:51
Tiene razón Pío Moa cuando dice que mucho voto del PP ha sido voto útil y no solo voto de convicción. Servidor es un humilde ejemplo y habrá, estoy seguro, muchos que más que votar a Rajoy lo que hicimos fué votar en contra de Zapatero. Téngalo bien en cuenta el PP y déjese de adhesiones inquebrantables que esas solo las tenía Franco y luego ya se vio a la hora de la verdad que a nadie es más adicto que a si mismo.
56 Sherme, día 1 de Abril de 2008 a las 10:55
54# Mira, túnido engrifao, no me toques la pelotas. También somos muchos los que no votaríamos al Chikilicutre JAMÁS de los jamases. Anda, vete a desayunar y a hacer reverencias por ahí por Ferraz...
57 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 11:04
Es cierto, Sherme, el artículo de Luis del Pino es, por desgracia, magnífico. Hace falta otro PP.
58 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 11:07
Los neonazis te esperan con los brazos abiertos, Wikisherme. Unos copipasteos del "Mein Kampf" y está hecho.
59 Timoteo, día 1 de Abril de 2008 a las 11:30
En tiempo de campaña electoral lo lógico es que cada uno intentemos influir en favor del partido que consideremos mejor o menos malo para el ejercicio de las funciones que el orden establecido asigna a los partidos. Pero pasado ese momento y hasta la próxima ocasión electoral, quienes pensamos que el orden social en el que convivimos tiene mucho que mejorar y que los responsables de este mejoramiento somos en definitiva y en una u otra medida los propios ciudadanos, parece lógico suponer que quienes así pensemos estamos también interesados y nos consideramos obligados a tratar de cooperar personalmente en mejorarlo.

Opina D. Pío, al final de la primera parte con la que encabeza este hilo: :“ Me parece imprescindible un movimiento de regeneración democrática …Se trataría de recuperar una actitud resuelta y entusiasta por España y la democracia, que empiece por dos medidas básicas: un debate de ideas y su extensión a la población.”

Creo que es una opinión muy acertada y oportuna y que la propuesta que contiene, además de absolutamente necesaria, no es difícilmente promocionable con el medio que contamos, internet (pese a que su plena realización requiera tiempo). Pues consiste sencillamente en el debate y difusión de dos ideas: unidad de España y democracia.

Estamos esperando de los partidos algo que los partidos no solo no pueden darnos, sino que es algo que los partidos tienen que recibir de los ciudadanos, que es precisamente un concepto claro y mayoritario de lo que es y significa la unidad de España y la democracia.

Por principio, los partidos que tratan de acaparar el poder son antidemocráticos; tratan, como vemos, de acaparar el poder para ellos, no para que ni directa ni indirectamente lo compartamos todos los ciudadanos. Y no digamos los partidos separatistas, que usan el poder abiertamente para destruir la nación con el fin de enriquecerse o vivir permanentemente del cuento político unos cuantos desaprensivos y en algunos casos criminales.

La estupidez política a la que nos hemos acostumbrado la ciudadanía es lo primero que tenemos que superar si queremos convivir en democracia.

En una democracia es la ciudadanía la que tiene que orientar el sentido político de los partidos, no al contrario. La partidocracia no es democracia.

Proyectar irreflexivamente nuestra frustración política contra el modo de actuar de los partidos (y especialmente si es contra el partido que votamos o desearíamos votar) sin previamente responsabilizarnos los ciudadanos del papel que nos corresponde desempeñar personalmente en un sistema que deseamos sea auténticamente democrático, me parece que no es un comportamiento político consecuente ni constructivo.




60 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 11:49
Timoteo, en relación con lo que dices, tengo escrito un articulillo (que corto y pego a continuación) en el que expongo una idea en parte de acuerdo y en parte en desacuerdo con la de usted:

EL MITO DE LA DEMOCRACIA
Respecto del viejo debate, tan actual por otra parte, sobre si necesitamos más democracia, es decir, si hay que reformar la ley para crear nuevos mecanismos que permitan una mayor participación de los ciudadanos en la toma de decisiones políticas, habría que plantearse y responder una pregunta previa: ¿pero es que acaso la gente quiere hacer algo más que meter la papeleta de su partido preferido en una urna cada dos, tres o cuatro años? Fijémonos en el manido asunto de las listas abiertas: ya existen en las elecciones al Senado, y no se diferencian en nada del resto: la gente, como siempre, se limita a votar a los candidatos de su partido, sin tomarse la molestia de informarse sobre ellos ni sobre los de los demás partidos.Es cierto que no vivimos en una auténtica democracia sino en una mera partitocracia plebiscitaria, pero ésta surgió y perdura sólidamente asentada sólo gracias a la pasividad conformista del pueblo, que ha preferido delegar totalmente en la casta política partidista la tarea de gobernar, reservándose únicamente el cómodo ejercicio ocasional del voto. Y ello es natural: ocuparse de la marcha de los asuntos públicos exige un esfuerzo que la inmensa mayoría de la gente, inmersa en su vida personal, no está dispuesta a hacer.La democracia es el gobierno del pueblo por el propio pueblo, pero ¿es qué acaso el pueblo quiere gobernarse a sí mismo? Puede que así lo crea porque de ello le ha convencido la aplastante hegemonía de la ideología democrática y de su propaganda, pero los hechos demuestran que esa es una creencia equivocada: se contentan con participar en los periódicos plebiscitos electorales. Y empeñarse en que el pueblo reaccione y se haga dueño de los asuntos públicos, arrebatándole la soberanía a las cúpulas de los partidos políticos, es probablemente pretender un imposible.
61 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 11:55
#58

En ningún momento he visto que Sherme sea socialista, así que no sé por qué le relacionas con los neonazis. ¿O ni siquiera sabes que nazi significa nacionalista y socialista (como erc, por poner un ejemplo)?
62 Sherme, día 1 de Abril de 2008 a las 12:26
61# Gracias, jlh.

Yo abogo por un debate de ideas, dentro del PP. No un cambio de caras o una camarilla de fieles "al líder". Quiero DEMOCRACIA interna. Listas e ideas.Y gente que se bata el cobre por lo que la mayoría de los militantes y votantes defiende. No somos ni AES ni socialistas "decentes" (como Ciudadanos o UPyD, aunque DEBAMOS entendernos y hasta apoyarles contra "la otra izquierda").

A mí me gustaría ver TENDENCIAS y votar poor ellas (dentro del partido). Y no el seguir al líder "que dice que sabe lo que hace"... oiga, NO. Seguir por seguir, NO. Debe haber otra forma, otros métodos y otras ideas que hay que saber defenderlas SIN COMPLEJOS NI CESIONES.
63 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 12:29
jlh, si eres tan observador, te habrás dado cuenta de que yo tampoco soy socialista. Lo digo por lo de "hacer reverencias en Ferraz".
64 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 12:31
¿No hay democracia interna en el PP, Wikisherme? Vaya, vaya. ¿A qué espera la Fiscalía para ilegalizarlo? Porque no sé si sabes que la Constitución exige que el funcionamiento de los partidos sea democrático.
65 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 12:47
Yo también creo que en el PP deberíamos votar los afiliados a nuestro s representantes, para evitar que gente que sabe manipular en los despachos (como gallardón, costa o arriola) pero que no nos gusta a la gente del PP, tenga más poder que aquellos que sí nos representan, como la Gran Aguirre (que cada vez que aparece en una manifestación todos los asistentes la vitoreamos, algo que no logran muchos otros dirigentes del PP).

Lo de las dictaduras internas dentro de un partido está bien para los partidos de ultraizquierda, como el psoe o iu, pues se basan en la esclavitud y en la sumisión al líder (antes Polanco, ahora no sé si Cebrián, el hijo de Polanco, el enfermizo RubAlqaeda, o quien), pero el PP es un partido liberal y democrático, y debe comportarse como tal.

mescaler:

Tú eres un rojo, y todos los rojos sois sumisos al psoe (a prisa, más concretamente)
estéis en el partido que estéis. Sólo hay que ver a Víctor Manuel, Ana Belén y Sabina apoyando a Zeta sin que nadie de iu proteste para entender esto.
66 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 12:51
Me gustaría que alguno de los que dice que UPyD es un partido de izquierdas o socialista (sherme, por ejemplo) explique por qué. ¿Se han leído su programa electoral? en economía no creo que el PP sea más liberal, en política nacional o territorial o autonómica UPyD es bastante más estatalista y anti-autonomista que el PP, en cuanto a lo que suele llamarse "regeneración democrática" el programa de UPyD era bastante más radical que el del PP, y en educación el programa de UPyD partía de la base de que la enseñanza debía basarse en el mérito, la disciplina y la autoridad del profesor. UPyD sólo es "izquierdista" en cuanto a su laicismo, bastante moderado por otra parte: al modo americano defiende una separación absoluta de Estado y religión, y no creo que la política religiosa de EE.UU. sea de izquierdas, a parte de que no veo por qué un laicismo no hostil a la religión y las Iglesias no puede ser de "derechas".
67 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 12:52
Tienes razón, jlh. Tan sumiso soy al PSOE que no les he votado nunca. Extraordinario ejemplo de sumisión.
68 XLuis, día 1 de Abril de 2008 a las 12:58
"Con verdadera tristeza he de decir que estoy plenamente de acuerdo con el comentario que hace Luis del Pino en el blog de al lado. Plenamente."

Yo lo que tengo que decir con tristeza es que algunos mantienen un doble discurso segçun vayan las cosas.

Creo recordar que en algún momento dijo que el PP había colaborado muchísimo en el esclarecimiento del 11M. ¿Ya no?. ¿Y en qué ha constado esa colaboración? :)

Y no digo nada de quien ha dicho mñas de una vez que había que ir a votar con la nariz tapada. Pues toma, ahí tienes el montón para ti sólo.

Hay otros que decían que lo veían venir y que eso de que era necesario que el PP estuviera en el gobierno para aclarar el 11M era una filfa. Si no han hecho el esfuerzo debido estando en la oposición ¿lo irían a hacer en el gobierno?.

Algunos son más inocentes que el asa de un cubo. Siendo generoso.
69 XLuis, día 1 de Abril de 2008 a las 12:59
Y a mí me consta que se hizo una gestión para solicitar la colaboración de un alto cargo del PP para determinada iniciativa y dijo que nones.

Eso si es cierto lo que me han contado :)
70 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 13:01
Sobre UPyD y su jefa:

Resumen. El fascismo español había evolucionado desde el nacional-catolicismo a un vulgar franquismo hereditario. Entre otras razones, había tocado techo porque rechazaba los aliños seudo-progresistas, así fueran a título homeopático. En esta coyuntura, aprovechando las elecciones legislativas de marzo 2008, ha surgido un partido (UPyD) que no se limita a ser derechista ni tampoco a renovar el franquismo residual sino que ambiciona convocar a un verdadero fascismo. Para ello, ha comenzado por seguir al pie de la letra los pasos constitutivos de los clásicos fascismos-nazismos de principios del siglo pasado, entre ellos y como excipiente teórico, la inclusión de personajes ex izquierdistas. Así lo exigía un calco tan meticuloso de los orígenes históricos de los fascismos (nacionalismo + demagogia + diletantismo) Sin este elitismo culto, el fascismo hubiera continuado reducido a los actuales grupúsculos neo-nazis de clara vocación derrotista. Una vez más, se demuestra que los intelectuales más cosmopolitas derivan fácilmente hacia el nacionalismo y el culto al Estado centralista.





Las elecciones legislativas del pasado 9-M han sido históricas. Históricas de verdad, no en el grado de los innumerables “partidos del siglo” sino realmente dignas de recuerdo. Para ser exactos, de mal recuerdo porque han supuesto el renacimiento del fascismo español con Rosa Díez como nueva Caudilla. Y, cuando digo fascismo, no me refiero a un populismo cualquiera ni tampoco a un derechismo remozado sino al fascismo puro y duro, ese que la Historia describe como un movimiento de masas irracionalizadas, miedosas, confusas, xenófobas y nacionalistas dirigidas por una élite de clase media que, según el día, exhibe o no un izquierdismo veleidoso con ínfulas de originalidad y de desprecio al sistema democrático-burgués.


A graves acusaciones, grandes explicaciones: hasta la fatídica fecha del 9-M, el fascismo español no existía propiamente porque estaba diluido en la extrema derecha y, las raras veces en las que molestaba en exhibir algún pedigrí ideológico, antes lo hacía disfrazado de neoliberalismo que de fascismo puro. Era un seudofascismo fantasmal directamente heredado del franquismo y, como corresponde a lo que se recibe en mayorazgo, holgazán para actualizarse, populachero y plagiario en sus lemas (“campeones, oé”), chabacano en sus expresiones (“Fulano es cojonudo/como Fulano, no hay ninguno”), perro guardián de su cuantiosa herencia, vengativo contra el que tenga Otra Memoria, siempre ejerciendo de esa víctima indefensa que no ve la viga en el ojo propio, cruel con el débil y servil con el Imperio USA. Una joya pero eso no es realmente fascismo sino conservadurismo ventajista.


Ese fascismo degenerado no tenía futuro. Había que nacerle de nuevo pero, ¿para qué inventarlo si bastaba con re-inventarlo? Rosa Díez (en adelante, RosaD) ha comenzado la tarea siguiendo a pies juntillas el guión que ya ensayaron los fascismos clásicos, los de principios del siglo XX. La Caudilla se preguntó: -“Si tan buen resultado les dio a Hitler y Mussolini para llegar al Poder, ¿qué necesidad tengo yo de arriesgar en novedades? ¿Que me acusan de falta de originalidad?: cambio de broche cada hora. ¿Qué me acusan de derechismo?: me busco unos intelectuales izquierdistas”. Y con tan firmes principios, puso manos a la Obra.


Alguien la sopló que los fascismos clásicos habían nacido como escisiones de los partidos socialistas y que, en sus comienzos, siempre incluyeron una componenda izquierdista que les sirvió para pescar en el río revuelto del sadismo de masas con prurito de originalidad. De todas formas, no se fiaba RosaD porque recordaba que Mario Conde también se proclamó “contra el Sistema” y nadie le creyó. Pero, claro, Conde era un banquero advenedizo, un aficionaíllo a la política, mientras que Ella, la Caudilla, es una profesional que, además, puede exhibir sus orígenes proletarios.


Marcada por la lectura del manual “ABC del fascismo en la Historia”, RosaD hizo un estudio sociológico de la España actual: “Vamos a ver con cuántos mimbres puedo contar. Tengo a los inmigrantes como enemigo interno a la carta; tengo una crisis económica en ciernes que ojalá sea grave; tengo una masa crédula y sádicamente infantiloide que todavía no ha abandonado los pañales franquistas y que está ansiosa por dar palizas y navajazos; tengo guerras contra el moro a las que apuntarme; tengo el comodín del terrorismo; tengo un Vargas Llosa que vale lo que Pound, Marinetti y Ramiro de Maeztu juntos y un Savater que es mi Heidegger de cabecera y un Álvaro Pombo que es el cruce pulcro entre mi Marichalar y mi Camilo J. Cela; y, sobre todo, tengo un enemigo autonómico que está pidiendo a gritos que le clave el pendón de Castilla como único remedio para que regrese a la España Nazional. Ni siquiera Mussolini tuvo tanto. Conclusión: a por ellos, oé, oé, oé”.


Pero las coincidencias entre las trayectorias de RosaD y las de Mussolini, Hitler y el resto de la patulea genocida, son aún más turbadoras como veremos adelante. Esa turbación ha sido un catalizador principal a la hora de redactar estas notas. Otro ha sido la evidencia histórica de que, en Europa y no digamos en España, siempre puede surgir alguien que aglutine a los cosmopolitas chocantes y a los matones de barrio para llevarnos al matadero nazionalista. Pero quizá el empujón definitivo para extenderme sobre este agujero negro de la coyuntura española me lo dio la esperanza de que algunos (todavía) amigos, hoy alumbrados por RosaD, se den cuenta de que están incubando a la serpiente.


71 XLuis, día 1 de Abril de 2008 a las 13:01

Lo que hay que hacer es valorar los hechos, los haya realizado quien los haya realizado, y hay que medir con la misma regla tanto a los amigos como a los adversarios y/o enemigos.

Lo que no puede ser es lo de "éste, como amiguete, hasta el culo" y "al enemigo, por el culo".
72 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 13:03
El partido UPyD: España, Una, Grande y Libre


En cuanto a UPyD, lo primero que nos dijo su nuevo partido fue que “no es de izquierdas ni de derechas” sino “progresista”. En su manifiesto fundacional (1º octubre 2007; mismos día y mes que el GRAPO), se asegura que “ni los actuales partidos de izquierda ni los de derechas tienen el monopolio del progresismo, aunque ambas tradiciones políticas han contribuido a él [por ello quieren aprovecharse de unos y otros pero] sin tener que cargar con sus prejuicios y resabios reaccionarios, que existen en los dos campos”.


La primera, en la frente: ¡qué original! Desde 1939 y no digamos desde 1975, raro fue el día en el que docenas de franquistas no nos juraron que ellos no eran de derechas ni de izquierdas. Pero es realmente inédito eso de que la derecha ha contribuido tanto como la izquierda a que el mundo progrese. Tampoco sabíamos hasta ahora que “abundan los multimillonarios estruendosamente izquierdistas”. Pero mire usté que, por algún malevo azar, pocos meses antes, Ciutadans-Ciudadanos había dicho exactamente lo mismo. ¿Quién plagia a quién?, evidentemente, los dos porque ambos plagian la insufrible cantinela de los franquistas-demócratas-de-toda-la-vida. Además, por si no estaba suficientemente clara su ideología, nos vino apadrinada por El Mundo y por TeleMadrid. ¿Se necesitan más pruebas para, como mínimo, encasillarla en la extrema derecha?


Su programa electoral tiene 111 páginas que se caracterizan infinitamente más por lo que NO dicen que por lo que proponen -un paralelo más con los seudoprogramas de la derecha-. Entre lo que no dicen, habría que destacar que su única inspiración real es el nazionalismo a ultranza. Por esta razón, en sus escritos, difícilmente encontrarán la palabra nacionalismo –salvo, huelga añadirlo, cuando se aplica a los entes periféricos-. Tanto es el cuidado que han puesto en evitarla que prefieren hablar de feudalismo antes que de autonomismo. En todo caso, para engatusar a la izquierda, sus tres propuestas estelares son:


a) en Educación, defender un “sistema educativo público, de calidad y laico”. ¿Suprimirán entonces la educación privada, especialmente la impartida por los religiosos? No sabe, no contesta. En cuanto al laicismo en la escuela, no arbitra absolutamente ninguna medida para materializarlo. Aunque es cierto que en su Manifiesto le dedican todo un párrafo, el laicismo es un tema que aparece escrito rara vez –y del que todavía menos se habla en sus conciliábulos y mítines-. Más aún, cuando aparece escrito, es como pre-texto para extrapolarlo a cuestiones de identidad; así, llegan al disparate de proclamar que “quisiéramos un Estado también laico en materia identitaria, donde las instituciones no presionen ilícitamente a los ciudadanos para que se integren contra su voluntad en determinado modelo de identidad, supuestamente cultural o lingüística pero normalmente nacionalista”. Cree el ladrón que todos son de su condición: creen estos nazionalistas que los otros nazionalistas tienen como religión a sus respectivas patrias –chicas o grandes- lo cual podrá ser cierto para esas minorías que siempre habrá, en España y en Tartaria, pero es absolutamente falso si pensamos en las mayorías. Dios es dios porque no se le ve pero Euskadi es visible. Elevar su idea de la patria española a la categoría religiosa es justamente seguir el camino de los fascismos europeos de antaño. Todos sabemos que las patrias, como todas las comunidades, se forman mitad por voluntad de formarlas mitad por acumulación histórica. Pero este mecanismo tiene poco que ver con lo religioso –que es pura fé o voluntad excluyente-, a menos que violentemos la elasticidad de los vocablos.


En realidad, este laicismo de UPyD del que (wishful thinking) han hablado mucho más los comentaristas de izquierdas que la susodicha RosaD, es un sustituto episódico del paganismo larvado propio del nazismo hitleriano –un punto sobre el que volveremos-.


b) regenerar la democracia “para la gente cansada de tener que elegir entre una derecha y una izquierda sectarias y antiguas … y frente al nacionalismo obligatorio”. Mira que es viejo el término ‘regeneración’; harto estoy de esa imagen organicista. Por lo demás, para lograr esa dichosa regeneración lo que se proponen son medidas ramplonas, burocráticas y, en definitiva, desnatadas –por ejemplo: nada de listas abiertas, nada de voto continuo electrónico, medidas técnicas que nadie tildaría de incendiarias-. Menos cuando entran en detalles y encontramos que todas ellas se circunscriben a retroceder en el modelo autonómico. Item más, es curioso que, llegados a este punto crucial, se olviden de la cultura cuando todos sabemos que una cultura realmente democrática es el requisito indispensable para una mejora a largo plazo como, se supone, es su exaltada regeneración.


c) separación de poderes. Para compensar la vaguedad de todas sus demás propuestas, en este punto se abandonan al detalle de unas medidas descritas con tan abusiva prolijidad que me recuerdan inevitablemente a “la tercera parte de la parte contratante”. A propósito del Poder Judicial, se explayan en tecnicismos exclusivos de los juristas pero, por ejemplo, olvidan que en otros países los jueces son elegidos por la ciudadanía –antes, el pueblo-, quizá porque sostienen que la socorrida idiosincrasia española impide estas alegrías. ¿Han imaginado siquiera que, en Francia sin ir más lejos, la Constitución prohíbe que el Ejecutivo felicite –no digamos regañe-, a los demás poderes? En fin, como siempre, para regenerar, regeneran poco y mal.


73 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 13:05
El resto de sus propuestas programáticas son tan nebulosas y tan rutinarias que no merecen comentario. En todo caso, conviene subrayar que, hasta la fecha, no han tocado los temas candentes sino que su mensaje se ha centrado en el autonomismo y el terrorismo desde el prisma del nazionalismo español puro y duro. Pero es evidente que RosaD guarda en la manga el acoso a los inmigrantes, el paro, la vivienda y la funesta ley de la gravedad. Cuando aúlle exigiendo “arrancar Gibraltar a esa hija de la Gran Bretaña”, estará en su verdadera salsa. Esta vez, ha jugado sólo la carta de las clases medias politizadas; las clases bajas siempre irán después pero no por razones ideológicas –que también- sino por mero oportunismo electoral. Porque la Caudilla aspira a todo, incluyendo en ese todo que el PP la considere su salvadora –no es fantasía mía: Pedro Jeta ya la ha insinuado-. Un buen servicio ya le ha hecho (quitarle 300.000 votos al PSOE) y esa tarjeta de visita es sólo el comienzo de una buena amistad.


Sus siguientes cartas, esas que irán saliendo escalonadamente, serán guiños al esoterismo para fagocitar a grupúsculos como el Partido Humanista –tengo remotas esperanzas de que este paso le enajene el favor de alguno de sus filósofos de boudoir-, y coqueteos con el libertarianismo porque es ahí donde está el dinero. Poco importa que su desaforada alabanza del Estado no concuerde con ese “adelgazamiento del Estado” que pregonan los libertarianos como ala dura del neo-liberalismo que son en realidad. Encontrarán la manera de entenderse porque todos sabemos que los libertarianos son no menos estatistas que los fascistas. De hecho, su praxis económico-política sería impensable sin la existencia de un Estado fuerte. Con un Estado adelgazado, ¿cómo podrían efectuar sus compras y ventas alternas de la riqueza pública? Los libertarianos necesitan un Estado rico para privatizar hoy a precio de gallina flaca y para, mañana, nacionalizar a precio de pavo gordo. Con tal de que se mantenga el centralismo estatal –un detalle que poco afecta a estas transacciones pendulares-, no es plausible suponer que RosaD se enfrente a los tejemanejes libertarianos.


Por el contrario, RosaD siempre se mantendrá alejada de los neo-nazis. No sólo porque son unos aficionaíllos sino también por su delectación en el fracaso. Y, sobre todo, porque Ella no es neo: Ella es genuina, original, primigenia. Sin embargo, su acérrima defensa del Estado, hará difícil disfrazar su próximo idilio con esa novia que la espera desde niña -la extrema derecha esperanzada-.


Lo que sí ha hecho es guiñarles el ojo a los militares. Muy lógico pues todos sabemos que el genuino fascismo se apoya en las partidas de la porra –hoy, llamadas bandas paramilitares- y, éstas a su vez, en los milicos. Por ello, no me extrañó que su primera propuesta de campaña fuera elevar el presupuesto de Defensa. Menos aún me extrañó la razón aducida: que los soldados estaban mal pagados. Poco importa que un avioncito oxidado cueste más que la nómina de todos los mercenarios del mundo; la demagogia siempre ha consistido en encubrir lo elitista bajo la máscara de lo popular.
74 XLuis, día 1 de Abril de 2008 a las 13:05
So zeneque:

"Veo que sigues en lo tuyo. Te gusta comparar un país con una comunidad de vecinos, eso debe ser porque a los críos os tienen que poner ejemplos fáciles."

En tu casa puedes hacer lo que te salga de los pelenguendengues. En las zonas comunes NO.

España es la zona común.

Te puse un ejemplo facilito de propiedad compartida para que te resultara facilito. Ya veo que ni así :)
75 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 13:06
Originalidad


Un partido creado por y para una política profesional que comienza su campaña electoral con una pegada pública de carteles, que hace mítines, que esconde su financiación y que anuncia su ‘victoria’ en un hotel madrileño de cinco estrellas: ¿qué tiene todo eso de moderno y de original?


“Unión, Progreso y Democracia” (UPyD): ¿cuántas veces aparecen estas palabras en los nombres de los habituales partidos políticos de todo el mundo? Tantas que raro será encontrar alguno que no las incluya. Ahora bien, desde la perspectiva española, UPD es igual que UCD, el antecesor del actual PP. Sin embargo, las ambiciones de la caudilla van mucho más allá porque, en realidad, UPyD debe traducirse por “Una, Grande y Libre” (UGyL), sí, el remoquete con el que los franquistas definían a su España. Por ello, ustedes sabrán perdonarme si, por las prisas, a veces sustituyo UPyD por UGyL –esa maldita “y” debe ser la culpable-.


Ni siquiera es original la figura de RosaD porque ególatras los ha habido siempre. No sólo se le adelantó M. Conde sino muchos otros; por ejemplo, UGL es el partido que le hubiera gustado fundar a F. Sánchez Dragó… si su proverbial tacañería no le imposibilitara para cualquier empresa que suponga arriesgar un euro y medio.


UGL no es original ni siquiera es moderna ni tampoco posmoderna: es de hace un siglo. Pese a todo ello, esta cacareada originalidad la ha ganado la admiración de una masa hortera ansiosa de ideología enlatada –a ser posible, con sangre- y de un puñado de doctos acomodados que confunden lo raro con lo singular. En resumen, para presumir de original, RosaD lo es muy poco.



Las tres patas del fascismo vulgar


La divisa del nazismo era “Un pueblo, un Imperio, un Jefe” (Ein Volk, Ein Reich, Ein Führer). Traducida al caudillismo de RosaD, quiere decir:


Un pueblo (Ein Volk): el español, mil veces español, sin mezcla alguna. Un Imperio (Ein Reich) en el que, gracias a Telefónica, nunca se pondrá el sol y que, merced a los Tercios de su compadre A. Pérez-Reverte, reconquistará la Europa hereje, aplastará a segadors, gudaris y hasta guanches, expulsará al otro enemigo interno –repito, los inmigrantes-, y degollará a los infieles con la espada incorrupta del caballo Sant Yago.


La caudilla. (Ein Führer) Es aquí donde las similitudes entre RosaD y los nombres malditos alcanzan su mayor coincidencia. Veamos: Hitler fue hijo de un aduanero y Mussolini, hijo de un herrero socialista. El austríaco fue cabo y pintor callejero y el italiano, maestro de escuela y desertor. Muy jóvenes, se afiliaron al Partido Obrero Alemán y al Partido Socialista, respectivamente. Por su parte, ¿quién es RosaD?: hija de un obrero socialista conmutado de pena de muerte, RosaD entró de funcionaria en el Estado como ínfima administrativa para, una vez conseguida la plaza vitalicia, prosperar en el PSOE donde muy pronto llegó a Consejera de Comercio –no escogió Cultura, no-, de un gobierno vasco presidido por el peneuvista Ardanza. Para que ahora se queje de las autonomías y de los pactos con los nacionalistas.


Tras la capitalización que implica regir durante siete años el potente comercio vasco escaló puestos más altos hasta llegar a disputar la Secretaría del PSOE en el año 2000; quedó cuarta y última, con un 6% de votos. Aparentemente, se curó la amargura de esa derrota gozando durante ocho años de las canonjías de ser eurodiputada. Pero algún resquemor le debió quedar puesto que, durante sus últimos años en Bruselas, se dedicó a sabotear la política de su propio partido –pero, ojo, sin renunciar al sueldo-. Para que ahora la jaleen sus acólitos como todo un arquetipo de la política con “ética intachable”.


Finalmente, al igual que Hitler transformó su Partido Obrero en un partido Nacional-Socialista y Mussolini desertó del socialismo para crear su Partido Nacional Fascista, RosaD creó UGL a su imagen y semejanza. Pero, en lugar de camisas pardas o negras, escogió las camisas rosas o magentas –aviso a los ecologistas: en cromatografía, el magenta es un color que absorbe el verde-.


Hija de la Era Pre-Cibernética, RosaD se define como “una lectora compulsiva”. Y cita entre sus autores preferidos a “Celaya, Benedetti y Kipling”: izquierda moderna y derecha ancestral, ¿lo mejor de ambos mundos? Es de suponer que, de Kipling, la gustará especialmente el archifamoso poema If [If you can keep your head when all about you/Are losing theirs and blaming it on you… = Si guardas en tu puesto la cabeza tranquila/Cuando todo a tu lado es cabeza perdida…], qué casualidad, el poema preferido de José Antonio Primo de Rivera. En su autorretrato cultural, a RosaD sólo le han faltado E. Jünger y, para relajarse, Tintin-Hergé. Y, en música, citar a los goliardescos Carmina Burana, obviamente según los arreglos de Orff (1937) y, quizá, olvidando algunos versos [Meum est propositum/in taberna mori… = He decidido vivir en la taberna…] Por cierto, una de las músicas preferidas por Hitler. Tampoco me olvido de que su filósofo preferido debería ser Mircea Eliade -le gustará eso del mitológico Axis Mundi, vulgo el Eje como centro del mundo-. Eliade la conviene, señora caudilla; vende bien.


Pero, poemas y filosofías aparte, son muchos más los parecidos entre José Antonio y RosaD. El señorito andaluz, hijo de un dictador militar, se vestía con la camisa azul del proletariado, escogió el rojo-y-negro anarquista como sus colores corporativos, discurseaba sobre la “revolución social” y fantaseaba con la nacionalización de la banca. “¡Falange con los obreros/Policía con los banqueros!”, gritaban hasta hace poco sus acólitos, todos ellos pijos o aspirantes a serlo. RosaD todavía no llega a tanto radicalismo pero todo se andará. Para empezar, se queja con la boca pequeña de que la banca no la quiere; pero, entonces, ¿de dónde ha sacado los millones que ha debido costar su campaña? Por favor, somos muy mayores: no nos responda que sólo ha gastado 250.000 euros que provenían de las aportaciones de sus simpatizantes.


Y, también por favor, no nos explique que no se ha aliado con sus gemelos Ciutadans porque padecen veleidades periféricas –incluso se rumorea que hablan catalán en la intimidad-. Caudilla: usted no los quiere porque no soporta que nadie le haga sombra. Porque se ha cortado un partido a su medida, como un traje más –aunque con menos colorines-. Ni siquiera de broches quiere a sus hermanos catalanes -y mira que gasta en broches- porque lo suyo es una ambición estatal.


Lo que todavía le falta a RosaD es envolver en retórica de salón algunas de sus abundantísimas contradicciones y vaguedades. Le sugiero el modelo joseantoniano: las paradojas estilo “Amamos a España porque no nos gusta” o, mejor aún, insinuaciones antiautoritarias como el “Vale quien sirve” –fonéticamente, tan parecido al “mandar obedeciendo” de los zapatistas-. Y, para colorear esta estampa lírica, un consejo gratuito para sus poetas de guardia: señores, subsanen esta carencia. Es muy fácil: si no les gusta Ortega y Gasset porque les parece demasiado polanquiano, recurran a las “Mil mejores poesías de la lengua castellana”.


A cambio de ese consejo, pido a RosaD que me saque de una angustiosa duda: en los meses venideros, ¿bailará con Rouco o se quedará sentada cuando el cardenal le saque a bailar? Lo pregunto porque un partido naciente debe dejar claro hasta dónde llega su pretendido “laicismo” –por ahora, limitado a la enseñanza íntima como decíamos antes-. Se lo pregunto un tanto retóricamente porque yo la veo en misa, aunque no en misa de doce para que todo el mundo admire su último modelito sino practicando un catolicismo también en la intimidad –y, por ende, un tantico herético-. No olvidemos que el nacional-catolicismo es la marca de fábrica del genuino fascismo español; lástima que muchos se le hayan adelantado en las sacristías.


Dicho de otra forma: aunque todos sepamos que el país es pagano de corazón, no me parece Usted tan audaz como Ramiro Ledesma Ramos –uno de los pocos falangistas europeos, es decir, paganos como lo era Hitler-. Puestos en la II Guerra Mundial, la veo más bien en la onda de Jozef Tizo, el hitleriano cura populista eslovaco o en la de los franciscanos croatas que dirigieron el campo de exterminio de Jasenovac. En todo caso, si me olvido de su nombre, para cubrir todas las opciones la llamaré Rosa Antonia Díez de Rivera y Ledesma de Eliade.

76 tachuela, día 1 de Abril de 2008 a las 13:11
12. Ronin.

Hace falta un partido que defienda la unidad de España y luche por recuperar competencias, meter en cintura a las autonomías y a los separatistas y proponga claramente la reforma de la Constitución, entre otras muchas cosas (justicia, educación, etc)

Lo que hace falta es que a ese partido que dices que falta, lo voten. UPD existe y el PP también, pero no lo han votado un número suficiente de ciudadanos para que ganen. Me gustaría estar seguro que los votos que saque UPyD no van a ir a parar al PSOE. Me podré hacer una idea cuando vea el uso que hace de su escaño Rosa Díez.

Tampoco creo que si Rajoy gira más a la derecha, se clericaliza y postula un gobierno activamente católico, vaya a conseguir más votos. Mayor Oreja, Vidal Cuadras y Esperanza Aguirre son políticos de talla, pero no los veo sacando más votos que el PP.

En España, hoy por hoy, da imagen ser de izquierdas. Y ser de derechas avergüenza. La gente no da su voto a un partido que oculta, avergonzado, sus principios.

77 Perita, día 1 de Abril de 2008 a las 13:12
Ave don Pío. Reciba con todo mi reconocimiento un saludo romano -que no fascista- para que, como ellos, pueda ver usted que no vengo armado.
No, no soy un experto en nada y mucho menos en historia, de modo que, al contrario que algunos usuarios de su bitácora, no me voy a encabezonar en diálogos de besugos


belugos.

Pero como algo sé, le diré a usted que conocemos más de la historia de los antiguos reyes romanos que de la clásica república posterior, excepto, claro, la de los últimos años antes de la llegada del imperio.
Pero nos pasa a nosotros y le pasaba al Tito Livio hace ya unos pocos de años.

No sé si sabrá que la historia, como cualquiera de las bellas artes clásica, tiene su musa: Euterpe, que inspiraba a los historiadores a elaborar sus obras que, andando el tiempo, harían jurar en arameo y en latín al Tito Livio y a cualquiera que pretendiera bucear por ahí.

Me explico:

Tanto las familias con muchos humos, quiero decir las de los patricios con pedigrí y estatuas de antepasados ennegrecidas por el paso del tiempo y los humos de muchas luminarias, como las de los advenedizos plebeyos venidos a más en un par de generaciones, contrataban a historiadores para que les elaboraran la historia de la familia y así darse pisto.

Total que si un pariente había sido elegido dos veces, el historiador tergiversaba los hechos para que fueran más, y si un prolífico patriarca de cualquiera de las ramas familiares tenía un cargo político de relevancia cuando ocurriera una hambruna, una epidemia, un fracaso militar o cualquier otra desgracia, los historiadores se las arreglaban para sacarlo de la escena y ponerle en el cargo unos años antes o unos años despues para quitarle responsabilidad al visabuelo, ocultar un pasado franquista o chekista y hacer que otros pudieran presumir de un pedigrí inmaculado.

Total, que algunos no sabemos si los de la Generalitat han devuelto ya los archivos que se llevaron del de Salamanca en un corre que hay prisa, equivocandose incluso de legajos, ni si han hecho copias o las piensan hacer ni cuando. Pero nuestros analistas suponen que la digitalización ésa que piensan hacer tiene más que ver con el guinde o el mangue que con la electrónica.

No le digo a usté más, que supongo que andará entretenido hurgando en la fosa ésa que ha aparecido recientemente en Alcalá de Henares y le querrá dar a don Santiago (Carrillo) dos tazas de caldo, a ver si por casualidad coinciden las manchas.

Miau.
-------------------------------
http://www.telefonica.net/web/villacadima
78 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 13:15
Qué sarta de gilipo.lleces sobre UPyD.
¿El centralismo es fascismo?...o sea que Francia es un estado fascista y la revolución francesa fue fascista y todo el movimiento liberal ilustrado, que frente al complejo sistema de privilegios del Antiguo Régimen, intentó y consiguió la igualdad jurídica de todos los ciudadanos, fue en realidad fascismo. UPyD no pretende eliminar el estado de las autonomías (que tampoco estaría mal) sino acabar con esta locura de que aquí cada autonomía haga de su capa un sayo y regule su sistema de auto-gobierno según le venga en gana y creando grandes diferencias de derechos entre unos españoles y otro. Y desde luego lo que también pretende UPyD es oponerse sin titubeos al fanatismo de los nazionanismos separatistas.


¿Que UPyD no dice nada sobre su educación?...no se ha leído su programa?

En fin no sigo porque no me apetece perder el tiempo rebatiendo tal cúmulo de tonterías.
79 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 13:22
Mescaler: exponga más claramente su definicón de fascismo: es fascista todo el que se opone a los dogmas de la izquierda "progresista". Más allá de la secta progre no hay ni liberales, ni conservadores, ni liberal-conservadores, ni socialdemócratas, ni ultraderechistas, ni democristianos o social-cristianos, ni conservadores, ni reformistas, ni centralistas ni autonomistas ni federalistas, ni laicistas ni confesionalistas, ni nacionalistas españoles ni antinacionalistas: todos son fascistas. Todo el que reniega de la sacrosanta Verdad Progre es un fascista.
80 Retablo, día 1 de Abril de 2008 a las 13:24
"Un elemento paralizante en esta labor ha sido la extendida creencia en que solo el PP podría realizarla." (Pío Moa)

Si hay alguien más que pueda realizarla, creo que muchos estaríamos encantados de que se nos dijera quién. No es fácil superar el bipartidismo actual, por el modo mismo en que está diseñada la ley electoral, y dudo que los partidos que ya consiguieron su ración de tarta estén dispuestos a cambiarla, y que el reparto se lo lleven otros.

Me alegro de que Rosa Díez sacara su escaño, pero una gota no es un aguacero, y francamente, ¿cuántos ni se enteraron de que concurría a las elecciones? La gente empieza a estar tan harta de los políticos, que ya pasa de ellos, y todo lo más se produce unn enconamiento bipartidista en plan "voto al PSOE (PP) para que no gane la derecha (izquierda)". En definitiva, muy pobre todo.

Creo que hay un número importante de personas que saben lo que se juega el país, que sigue con interés el transcurso de los acontecimientos. Son esas personas que han asistido a las manifestaciones de apoyo a las víctimas del terrorismo. Muchos cientos de miles de personas.

Pero el problema, a mi entender, es que la distribución no sigue una curva de Gauss de escasa pendiente, sino que pasamos muy abruptamente del interés, al completo desinterés, y ahi está instalada la mayoría -muchos más millones aún que los que han demostrado que no quieren tragar con todo.

Es decir: cientos de miles de personas conscientes -bien. Pero millones de personas inconscientes :(

¿Es posible transmitirles la consciencia a las últimas? Hmmm, apenas, creo yo...

Me temo que ése es un problema real (y crucial) de nuestra democracia: que en España la "mayoría silenciosa" no es sabia, sino más bien aborregada.
81 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 13:30
Tiene toda la razón, Retablo. Pero no sea tímido y lleve sus ideas a sus últimas consecuencias: la democracia falla por su base, pues consiste en el autogobierno del pueblo cuando la realidad nos demuestra todos los días que el pueblo no quiere auto-gobernarse:

EL MITO DE LA DEMOCRACIA
Respecto del viejo debate, tan actual por otra parte, sobre si necesitamos más democracia, es decir, si hay que reformar la ley para crear nuevos mecanismos que permitan una mayor participación de los ciudadanos en la toma de decisiones políticas, habría que plantearse y responder una pregunta previa: ¿pero es que acaso la gente quiere hacer algo más que meter la papeleta de su partido preferido en una urna cada dos, tres o cuatro años? Fijémonos en el manido asunto de las listas abiertas: ya existen en las elecciones al Senado, y no se diferencian en nada del resto: la gente, como siempre, se limita a votar a los candidatos de su partido, sin tomarse la molestia de informarse sobre ellos ni sobre los de los demás partidos.Es cierto que no vivimos en una auténtica democracia sino en una mera partitocracia plebiscitaria, pero ésta surgió y perdura sólidamente asentada sólo gracias a la pasividad conformista del pueblo, que ha preferido delegar totalmente en la casta política partidista la tarea de gobernar, reservándose únicamente el cómodo ejercicio ocasional del voto. Y ello es natural: ocuparse de la marcha de los asuntos públicos exige un esfuerzo que la inmensa mayoría de la gente, inmersa en su vida personal, no está dispuesta a hacer.La democracia es el gobierno del pueblo por el propio pueblo, pero ¿es qué acaso el pueblo quiere gobernarse a sí mismo? Puede que así lo crea porque de ello le ha convencido la aplastante hegemonía de la ideología democrática y de su propaganda, pero los hechos demuestran que esa es una creencia equivocada: se contentan con participar en los periódicos plebiscitos electorales. Y empeñarse en que el pueblo reaccione y se haga dueño de los asuntos públicos, arrebatándole la soberanía a las cúpulas de los partidos políticos, es probablemente pretender un imposible.

82 Infulo, día 1 de Abril de 2008 a las 13:31
Hola a todos, cuánto tiempo.

Ya que Mescaler cita un artículo de Rebelión.org, no puedo reprimirme; recomiendo encarecidamente que leáis otro artículo del mismo medio, "Carta de un izquierdista a otro" del renombradísimo intelectual Santiago Alba Rico (Viva el mal, viva el capital). A mi humilde entender es un ejemplo perfecto del Síndrome de Estocolmo que padece la ultraizquierda respecto al mundillo de Batasuna-ETA. No tiene desperdicio, en serio.

http://www.rebelion.org/noticia.php?id=65352

Un saludo y perdón si no sale bien el enlace.
83 tachuela, día 1 de Abril de 2008 a las 13:31
Todavía no he conseguido ver Fitna. Se censura y se autocensura.

Si esta democracia no defiende la libertad de expresión, se convierte en una dictadura, en cuyo caso pueden metérsela nuestros flamantes parlamentarios por donde les quepa.

84 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 13:34
Infulo, por favor, que vamos a comer dentro de un rato...
85 Vendeano, día 1 de Abril de 2008 a las 13:39
29. lluisv

lluisv, si te parece un ejémplo fácil la analogía de XLuis de la

comunidad de vecinos es que no distingues facil/dificil de

simple/complejo. Verás, la realidad es COMPLEJA, lo cual no significa

que sea ¡simplemente! difícil, sino que se estructura en niveles, cada

uno con sus reglas; hay que saber comprenderlas, y aplicarlas, pero

también saber distinguir entre niveles. Es eso lo que puede ser más o

menos DIFICIL, básicamente porque nosotros, los que comprendemos o

aplicamos, somos también realidades de múltiples niveles. Pero,

acertando con el criterio adecuado, las cosas, que son complejas y

pocas veces simples, se ven más SENCILLAS, es decir, FÁCILES (véase

aquí otra categoría, sencillo/complicado).

Entonces... (porque esta introducción, lluisv, era para desliarte un

poco los conceptos y hacerte mas fácil lo que tú mismo has complicado,

pues no es nada complejo),

...entonces, lluisv, XLuis tiene todo el derecho de usar una analogía

sencilla y fácil del Estado como comunidad de vecinos pues ha elegido

bien el nivel de realidad, desbrozando la maraña para asir en ella los

cabos apropiados para deshacer ese nudo.

Y lo ha hecho XLuis tan bien que tú mismo, lluisv, lo sigues, pero te

paras arbitrariamente, haciendo dificil lo fácil y complicando lo

sencillo: ¿porqué hablas de la libertad de cada comunidad puertas

adentro, pero te niegas a ver la libertad de cada CIUDADANO

individualmente? ¿No son las personas las que disfrutan de derechos?

¿Qué es eso de que cada comunidad hace lo que le viene en gana? ¿Y los

ciudadanos? ¿Es el gobierno de una comunidad autónoma, o de una

comunidad de vecinos, el que dice qué lengua han de hablar los

vecinos, o cómo han de educar a sus hijos, o rotular sus negocios

privados?

¿Tendrán "derecho de autodeterminación" sólo los territorios, o los

conjuntos de ciudadanos que tú decidas? ¿Porqué es mayor el derecho de

"Cataluña" y no el del mito identitario que me pete? ¿No ves que ese

derecho, además de inexistente, se autodestruye como concepto cuando

nos lo aplicamos todos?

¿Que porqué, entonces, me siento español? Pues porque mis padres

construyeron ésta casa y sería estúpido renunciar a ella, pues costó

su sangre, trabajo y dolor. Como toda nación, España tuvo ese coste, y

mis antepasados YA LO PAGARON. Y Ahora, cuando ESTÁ HECHO ese edificio

y pagada la hipoteca, vienes tú y quieres tirarlo abajo para construír

tus PEQUEÑA CHOCITA MÍTICA, que costará también lo suyo. No, yo no soy

nacionalista español, mi ser no necesita de identidades

suprapersonales para realizarse, simplemente quiero disfrutar de LO

QUE ES MÍO, y por eso lo defenderé; eres tú, lluisv, el nacionalista,

el que no puede vivir sin una identidad asegurada por mitos comunes.

Si no puedes vivir con tu propio yo y con la única nación

ideal que merece la pena, la de los que piensan, NO QUIERAS ROBAR LO

QUE ES MÍO.

Respecto a lo importante, simple aunque no fácil: totalmente de acuerdo, como suelo, con la opinión de hoy del Sr. Moa. No sólo la izquierda española ha de renovarse. Necesitamos otra Rosa Díez en el PP, o esto se va por el sumidero.
86 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 13:52
mescaler

Has tardado menos de 10 minutos en darme la razón, con los hechos. Has atacado, con falsedades, claro, al partido que más votos puede quitar al psoe en el futuro. ¿Qué no has votado nunca al psoe? Da igual, les apoyas siempre, siguiendo sus consignas y atacando a todo el que pueda suponer un peligro para el psoe.
87 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 13:56
Oswald

Los que decimos que UPD es socialista, lo decimos porque así lo afirma Rosa Díez. Pero lo que tú dices es totalmente cierto, defienden un programa liberal.

El problema es que los socialistas ya no saben en qué consiste el socialismo, y defienden el capitalismo, sólo que lo llaman socialismo.

Básicamente, el capitalismo defendía la propiedad privada, la libertad individual, la democracia y la religión. Como reacción surgió el socialismo (ideología reaccionaria desde sus inicios, por tanto), y defendió la propiedad colectiva, la supremacía del Estado sobre el individuo, la dictadura del proletariado, y el materialismo. Pero ahora los propagandistas rojos han logrado que todo el mundo crea que el socialismo es propiedad privada (sobre todo de sus dirigentes), libertad individual, democracia y espiritualidad (sí, hasta eso).

Y la propia Rosa Díez cree que defiende ideales socialistas, cuando lo que defiende es el capitalismo más puro (con el cual yo estoy de acuerdo).

Es por eso que no he votado a Rosa Díez, porque se define socialista pero defiende ideales capitalistas, contrarios por definición al socialismo. Hasta que no se aclare, no contará con mi voto.
88 Jorgete, día 1 de Abril de 2008 a las 13:59
"Un debate de ideas y su extensión a la población" pides...no pides nada, compañero.
No porque no sea imperioso más que necesario, si no porque la población ahíta de botox y Tv poco da de si, ni tampoco el debate es precisamente lo que se lleve en estos tiempos entre los medios ni entre los in_tele.ctuales.Vivimos una época de creciente fundamentalismo(s).
Menos mal que de momento, la red aguanta.
89 DeElea, día 1 de Abril de 2008 a las 14:07
Mira monchito, que eres un monchito, mescalerin, deja de dar consejos a nadie de que estudie más, y menos cuando esta demostrando ser mas inteligente que tú, monchito, por que diciendo tontería como esta que dices: “ mescaler dijo el día 1 de Abril de 2008 a las 09:57:
Oswald, lo confundes todo: geografía, estado, nación, reino... La Hispania visigoda no era una "unidad política real"; como mucho, era una caricatura de una "unidad política real".”

Tú, pedante monchito, sí que eres una caricatura de sabio cultureta. ¿Acaso crees que no se da por hecho el que a día de hoy se conocen las divisiones del imperio romano, para que fardes de la existencia de la España ulterior y citerior como si las hubieses descubierto tu tontolaba? ¡¡¡Peazo de borrego!!!. Mira tonto las gaitas, hoy día cualquier tuercebotas tiene en segundos las efemérides históricas, ordenaditas como quiera, esto como ves esta hasta a tu alcance. Lo que no tiene ya todo el mundo (que es lo que te pasa a tí) es la capacidad de sintetizar la historia, en fin el comprenderla. Cosa que Oswald y Gorgias te están demostrando a ti y al racista nazionanista de Lluisfredito el viloso.

Tú, zopenquin, recitas la historia como los niños repelentes la lista de los reyes Godos, pero no entiendes nada por que además de repelente eres un merluzo.

Saluditos
90 Oswald, día 1 de Abril de 2008 a las 14:11
Jlh: si R. Díez se sigue definiendo como socialista es que sigue conservando resabios progres y sectarios de izquierda...demasiados años en la secta (es como para desconfiar, en eso estoy de acuerdo).
Pero su partido no se define como izquierdista ni socialista. En su declaración de principios, que está en su web, se definen como un partido que quiere superar la dicotomía entre derecha izquierda (lo cual es retórica buenista mientras padezcamos una izquierda tan disparatada como la española actual) y formado por personas procedentes de "la izquierda crítica y la derecha liberal".
Que conste que yo tampoco les he votado. Me abstuve porque creo que esto no tiene arreglo, al menos por vías "legales" y "democráticas".
91 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:21
jlh, pues tendrá que ser en el futuro, porque hasta ahora a quien ha quitado votos UPyD ha sido al PP.
92 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:23
Pues Oswald demuestra no conocerlas, DeElea.
Un saludo,
Mescalero
93 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:24
Oswald, creo que también los falangistas pretendían superar la dicotomía entre izquierda y derecha. Corregidme si no es así.
94 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 14:28
Oswald

La verdad es que yo tengo grandes esperanza en el partido de Rosa Díez, y me parecen muy bien muchas de las cosas que proponen. Pero creo que se tienen que aclarar un poco, para poder crecer y convertirse en un partido importante, algo que espero que ocurra.

Para mí es muy importante tener los principios claros, y si un socialista me dice que cree en la democracia, no puedo evitar pensar que o no es socialista, o no cree en la democracia, porque ser socialista y creer en la democracia es incompatible, por la definición de socialismo. Un buen ejemplo es el psoe, que es socialista y ni cree ni ha creído nunca en la democracia. Por eso Zeta es un buen socialista, aunque algunos digan lo contrario. Lo que pasa es que el psoe y Zeta mienten porque saben que ahora no vende declararse antidemócrata, pero con sus hecho dejan muy claro que lo son (para quien quiera verlo).

Ahora, que si alguien cree en ciertos principios socialistas y en otros capitalistas, y los mezcla, me parece bien. Pero no se podrá llamar socialista. Y eso es lo que hace Rosa Díez, mezcla principios socialistas y capitalistas, pero se autodenomina socialista. Y, aunque a su propio partido no le llame socialista, si ella lo ha fundado y ella se define como socialista, no puedo evitar pensar que a su partido también lo considerará socialista.

Para mí es igual que si alguien me dice que es nazi y defensor de los judíos. Pues o es nazi, o es defensor de los judíos.
95 jlh, día 1 de Abril de 2008 a las 14:31
mescaler, a veces tu ignorancia parece no tener límites.

Donde más votos ha sacado UPD ha sido en Madrid, que es donde ha ganado el PP con más holgura. Así que el que UPD saque muchos votos no perjudica nada al PP. Lo que sí se ha demostrado que perjudica al PP son los atentados terroristas pocos días antes de las elecciones.
96 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:40
Pues precisamente por eso. Si UPyD no se hubiera presentado ese escaño de Madrid habría sido para el PP.
97 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:43
Y lo que dices sobre los atentados no se sostiene. Las encuestas previas al asesinato de ETA dieron una distribución de voto similar al de los resultados reales.
98 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:46
UPyD hurta 3 escaños al PP
POR M. CALLEJA. MADRID.
11-3-2008 08:54:55
La irrupción de Unión Progreso y Democracia (UPyD) en el escenario político ha sido espectacular: 303.535 votos, quinta fuerza política de España y una diputada por Madrid (Rosa Díez), que ya pisa los talones a Izquierda Unida para ocupar el tercer lugar en esa región. Pero la gran pregunta que se hace todo el mundo es de dónde han salido sus votos y a qué partido ha perjudicado más: ¿al PP o al PSOE?

Con los resultados cruzados y analizados, se comprueba que los votos de UPyD han «robado» al PP un total de tres diputados en tres circunscripciones: Madrid, Vizcaya y Barcelona, que han ido a parar a la propia UPyD, PSOE y CiU, respectivamente.

Según un informe del Gabinete de Análisis Demoscópico (GAD), al que ha tenido acceso ABC, con independencia de la procedencia de los votos del partido de Rosa Díez, el principal perjudicado ha sido el Partido Popular, y los beneficiados son CiU y el PSOE.

Sólo existe un escenario en el que el perjudicado habría sido Zapatero: aquél en el que prácticamente todos los votos de Rosa Díez hubieran salido de su antiguo partido, el PSOE. Si eso fuera así, de no presentarse UPyD, el PSOE habría tenido un escaño más en Madrid. Pero se trata de un supuesto «muy improbable», según el informe electoral, si se observan los municipios donde UPyD ha sacado mejores resultados: Tres Cantos, Las Rozas, Majadahonda, Pozuelo o Madrid. En todas estas ciudades, donde suele ganar el PP por goleada, la formación de Rosa Díez ha tenido un resultado por encima de su media nacional. En el lado contrario, UPyD ha obtenido peores resultados en feudos del PSOE de la Comunidad de Madrid, como Leganés, Fuenlabrada o Parla. Es decir, el escaño de UPyD ha salido en detrimento del PP, que podía haber logrado 19 en Madrid.

Si se analizan los escaños ganados o perdidos por la presencia de UPyD, se comprueba que el PP ha perdido un escaño en Barcelona por sólo unas decenas de votos frente a CiU, cuando UPyD ha obtenido allí 5.038 votos. El PP ha perdido otra escaño en Vizcaya frente a los socialistas por sólo 581 votos. El nuevo partido logró allí 5.919 votos, en su mayoría en Bilbao y Guecho. El perjudicado ha vuelto a ser el PP.

Ésta es la hipótesis más probable, suponiendo que los votos de UPyD procedieran en un 35 o 40 por ciento de ex votantes del PP, y el 60 por ciento restante, del PSOE. Pero el caso extremo sería que todos los votos hubieran salido de las filas populares. Entonces el PP habría perdido cinco diputados, que hubieran ido a parar al PSOE en Vizcaya, Córdoba y Madrid, otro a CiU a Barcelona y el propio de Rosa Díez. Lo que quiere decir que, en esa hipótesis, de no presentarse UPyD, el PP habría llegado a los 158 escaños, y el PSOE se quedaría en 166.

http://www.abc.es/hemeroteca/historico-11-03-2008/...
99 Momia, día 1 de Abril de 2008 a las 14:50
Fascistas somos todas menos las mari.conas de la izquierda que son muy demócratas.
100 mescaler, día 1 de Abril de 2008 a las 14:54
April Fools' Day... :-)

« 1 2 3 4 »

En formato RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899