Pío Moa

« El acto fallido del Guacamayo | Principal | David Gress »

La wikipedia, un caso interesante

16 de Diciembre de 2009 - 08:24:42 - Pío Moa

Compartir:
Menéame Tuenti

La wikipedia tiene un gran fallo, y es su vulnerabilidad a manipulaciones interesadas, sobre todo en temas de interés histórico- político e incluso científico-político. Como es habitual, en España han sido la izquierda y los separatistas quienes se han percatado de la importancia de este instrumento, mientras que la derecha, con su papanatismo habitual (La historia "no interesa a nadie", ha dicho Ana Mato, profunda pensadora, como Rajoy), por lo que la wiki en español está llena de manipulaciones y "trolas" de mayor o menor tamaño. Si ustedes ven la entrada correspondiente a mi persona lo comprobarán enseguida. Pero tendemos a pensar que eso "solo pasa en España", y en realidad ocurre en todas partes en una medida u otra. Por ejemplo, en Dinamarca. Hace meses leí la información de la wikipedia sobre David Gress, un artículo más amplio y más objetivo que el actual. Lo que ha ocurrido me lo explica el interesado:

"Gracias. Pasmoso y descarado. Alguien (y tengo mis sospechas de quién) ha cambiado por entero la consulta, abreviándola sobremanera. Mis sospechas quedan confirmadas por la única nota de pie, que se refiere a un artículo denigratorio sobre de mí en danés --algo extraño en un wiki en inglés --cuyo autor, Arno Victor Nielsen, es un autodenominado filósofo de izquierdas. La manipulación demuestra su nivel de debate.

Trato de corregir la cosa".

En efecto, este es el nivel del debate de la izquierda, aquí tenemos muestras cada día (Véase también mi artículo de hoy sobre un reportaje del periódico argentino Clarín, hoy en LD).

David Gress se propone escribir un libro en inglés sobre la Guerra civil española, algo que tendría un interés enorme, dado que fuera de España la falsificación de esta historia es mucho peor todavía que aquí, pues muy pocos, aparte de S. Payne, Rob Stradling o Julius Ruiz defienden la verdad contra los tópicos stalinistas-progres (tan sospechosamente coincidentes). Expongo la carta de Gress con la intención de que alguna fundación o asociación financien la investigación de este autor, pese a que el ambiente futurista-economicista de la derecha española lo hagan tan difícil:   

Estimados colegas y amigos,

Me desagrada mucho informar a Vds. que la fundación Carlsberg de Dinamarca no ha querido financiar mi proyecto de un libro sobre la Guerra Civil Española intitulado "The Spanish Civil War: A New History." Eso no me asombra. Mi proyecto quizás no era lo suficiente políticamente correcto.


No obstante, tengo el propósito firme de llevar a cabo el proyecto. Como ya he explicado en mi primero mail a Luis Moa, tuve en mi visita a Madrid, al Escorial y al Valle de los Caídos en el verano de 2008 la sensación muy fuerte de que algo me solicitó a escribir tal libro. No sé qué. ¿El espíritu de esos lugares? ¿El deseo de escribir finalmente un libro de historia de mi propia elección? ¿El deseo de hacer justicia a los dos bandos? Tal vez sencillamente que fue encantado por el paisaje castellano entre Madrid y la Guadarrama, y por El Escorial. Tal vez algo de España me encantaba y me preguntaba de contar sine ira et studio ese capítulo trágico, dramático y heroico de su historia en un libro de larga difusión en inglés. Me he enseñado el español leyendo muchos libros, los de Luis Moa, el de Stanley sobre la historia de España, los de Ricardo de la Cierva y las novelas de José María Gironella (¡formidables!). Quedan muchísimos otros que no puedo buscar sino en Madrid, como no puedo encontrar en Dinamarca las fuentes guardadas en los archivos militares españoles.

Señores, mi problema sigue siendo el de la financiación. Después del 31 de enero no tendré ingresos algunos, y había proyectado de poder comenzar en serio el trabajo el 1 de enero. Por eso, pregunto a Vds. se tienen conocimiento de fuentes de financiación españolas (o americanas) que a plazo corto puedan ayudarme. 


----------------------

****Veo la foto del futurista y Soraya, ambos sonrientes... ¿No tienen ustedes la impresión de que falta algo? Ni ella está en plan cabaretera ni él en tanga. Y es una pena, ¿Se habrán echado atrás? ¿No se dan cuenta de los muchos votos que ganarían? ¿Del camino al futuro que abrirían?

**** ¡Los protocolos de los Sabios de Sion en 1823 y aplicados a España!:

http://laquimera.typepad.com/laquimera/2009/12/plan-secreto-para-arruinar-a-espa%C3%B1a--el-texto-que-voy-a-reproducir-m%C3%A1s-abajo-no-es-ni-gui%C3%B3n-de-una-pel%C3%ADcula-de-cat%C3%A1strof.html 

****Como casi todos ustedes saben, Alemania existe desde mucho antes de 1871, aunque no unida políticamente, e integrada en el Sacro Imperio Romano Germánico. Así, es perfectamente correcto decir que Lutero era alemán y que su doctrina nació en Alemania. Como nación política, Alemania no ha sido una realidad hasta muy recientemente, pero aun entonces adoptó el título de II Reich, es decir, II Imperio. Y en rigor, sigue sin existir del todo como nación política, por cuanto la alemana Austria es un estado independiente: solo en la época de Hitler puede hablarse de una nación alemana completa. El Anschluss fue sin duda un paso hacia la guerra, porque rompía los tratados internacionales, pero no fue en modo alguno una imposición sobre los austríacos, pues la gran mayoría de ellos deseaba la unión.De hecho se había propuesto antes de Hitler, pero las potencias vencedoras en 1918 lo habían impedido.

**** El 77% del clero guipuzcoano, contra el obispo Munilla. Eso habla muy a favor de Munilla, pues se trata del clero pro terrorista, racista y separatista. Con esa gentuza va a tener que bregar el nuevo obispo, a quien tratarán de hacer la vida imposible, pues él no es un obisparra sinvergüenza, como Setién o Uriarte, que tanto han desacreditado a la Iglesia.

**** La verdad es que habría que someter a las Cortes a un cerco permanente, con uno u otro motivo (los hay a cientos). Ni aun así la chusma política hará algo, pero al menos quedará constancia de sus delitos.

Estimados amigos:

Estamos organizando turnos para mantener una presencia contínua la semana que viene ante el Congreso con grandes carteles de los abortos de Isadora (ver en http://www.hazteoir.org/node/24810) con los lemas: ESTO ES UN ABORTO y ESTO ES LO QUE QUIEREN LEGALIZAR. Iremos rodeando el Congreso para que nos puedan ver desde todas partes, en equipos de 3 x 1 (tres personas y una hora), de 10 a 8. Tenemos que cubrir las 10 horas del día en que estén los congresistas, hasta el jueves en que se vota la ley de plazos. Rogamos corrais la voz y que contacten con nosotras todos los interesados. Os convocamos a una reunión preparatoria este domingo por la tarde en la Iglesia de Los Jerónimos a las 6 (entrada por la C/ Moreto) . Los que no podais venir a la reunión, escribidnos para organizar los turnos. Para los creyentes, os pedimos también que pidais a vuestro párroco (y a otros) la celebración de vigilias eucarísticas esta semana para impetrar la Misericordia divina ante este atentado contra la humanidad que preparan en el Congreso. Estamos pidiendo lo mismo a todas las diócesis.

Nuestro niños sólo tienen nuestra voz y todo reo tiene derecho a ser oído, y al menos ¡a ser visto! Lo comunicaremos a la delegación del Gobierno, aunque no es preceptivo, por ser menos de 20.
Comentarios (367)

« 1 2 3 4 5 6 7 8 »

1 Perieimi, día 16 de Diciembre de 2009 a las 08:51
I/II

Revista de cultura Ñ. (del Diario Clarín), Argentina, 13/12/09.

http://www.revistaenie.clarin.com/notas/2009/12/13...

No olvidarás

A más de 70 años del final de la Guerra Civil Española, libros, muestras, filmes y nuevas investigaciones ahondan el debate sobre el pasado. Aquí, una puesta al día y una entrevista con el historiador que investigó las apropiaciones de niños durante el franquismo, dramático antecedente de lo ocurrido en la Argentina.

Por: Raquel Garzón

Pasados más de 70 años del final de la Guerra Civil Española (18 de julio 1936 - 1° de abril de 1939), aún rueda en Madrid un chiste con ecos de pólvora y llagas. Un exiliado declara que vuelve a España. Cuando sus compañeros le increpan escandalizados, diciendo que es una locura, que Franco aún está allí, firme como una roca, él contesta: "Con no hablarle...". Muerto el dictador en 1975 y treintañera la sociedad democrática, el silencio auspiciado como garantía de reconciliación, tras casi 40 años de franquismo, parece haber quedado definitivamente atrás en España.

Las formas que ha elegido la memoria son diversas. La compra de los más de diez mil negativos de fotos de la guerra, archivo hasta ahora inédito de Agustí Centelles (una de sus imágenes acompaña esta página), por el cual el Ministerio de Cultura acaba de pagar 700 mil euros a los herederos, para incorporarlas al Centro Documental de la Memoria Histórica de Salamanca; muestras como Las prisiones de Franco, que puede visitarse desde cualquier lugar del mundo en el site del Museo de Historia de Cataluña (www.es.mhc.net); estrenos cinematográficos como Los girasoles ciegos, de José Luis Cuerda, basada en el libro homónimo de Alberto Méndez; mesas redondas, documentales, tesis doctorales y libros, decenas de libros, entre ellos, el reciente La noche de los tiempos, una novela de Antonio Muñoz Molina, que Seix Barral acaba de editar en la península, sobre los traumas de la República, la guerra y el exilio.

Los números son contundentes. La base de datos que depende del Ministerio de Cultura revela que en los últimos cinco años se han publicado en España 163 libros que contienen en su título las palabras guerra civil, Franco o franquismo. Las librerías ofrecen mes a mes novedades sobre estos temas, que se ubican rápidamente en las listas de los más vendidos. No todo lo que se publica es bueno ni suma nuevos datos, pero la avidez por saber, por repensar, por mirar la propia historia a los ojos se palpa en las calles y retroalimenta la maquinaria editorial.

Testimonios de ex víctimas del régimen (Las rosas de Franco. Los republicanos que el dictador dejó en las cunetas, A mi marido lo mataron en Paracuellos); miradas civiles sobre enfrentamientos y estrategias militares (El arte de matar. Cómo se hizo la Guerra Civil Española), papeles privados y ensayos que narran el conflicto desde perspectivas renovadas (Con ojos de niña. Un diario de la Guerra Civil Española, Palabras huérfanas...), reediciones de textos polémicos (Una historia de la Guerra Civil que no va a gustar a nadie) y textos que abordan el final del régimen y el posfranquismo (Crónica de la transición 1973-76, Héroes y caídos: políticas de la memoria en la España contemporánea, El mito de la transición) son algunos de los géneros y títulos más recientes. Y el goteo continúa. Pero ¿qué hay de nuevo en estos textos? ¿Qué miradas o debates historiográficos han planteado? ¿Acaso esta ebullición implica que se ha roto definitivamente el "pacto de olvido" (la definición es de la socióloga Mari Luz Morán) que asumió la sociedad española para afianzar, después de casi 40 años de dictadura, su transición a la democracia? Y como contrapartida, ¿qué sigue siendo tabú? Estas son algunas de las preguntas que animan este informe.

El nombre del escándalo

El tema empezó a rodar con fuerza en 2004 y aún goza de buena salud. En esa España que se sentía mayor de edad en la Unión Europea, a la que había entrado en 1986, la memoria comenzaba a escocer. Surfeada una transición que, aunque más suave que las latinoamericanas, había tenido su intentona golpista en el levantamiento de Tejero del 23 de febrero de 1981, en 2004 el país consolidaba sus instituciones democráticas y dejaba atrás la sensación de ser la Europa pobre (hacían cola para entrar en la Unión, entonces, Rumania y Bulgaria, que se incorporaron en 2007), para calzarse el traje de primer mundo.

En medio de la avalancha editorial de esos años surgió un nombre tan polémico como vendedor: el de Pío Moa, un periodista, ex miembro de los Grupos Revolucionarios Antrifranquistas Primero de Octubre (GRAPO), la banda terrorista que surgió en agosto de 1975 como brazo armado del Partido Comunista de España Reconstituido (PCE-R), una escisión de la izquierda pro Moscú. Devenido en historiador, Moa abjuró de la izquierda y se pasó a los contrarios con fervor de converso. Como "liberal, sin encasillamiento preciso" se definía ante Ñ entonces, y explicaba su metamorfosis diciendo: "Antaño yo creía que los errores, incluso los crímenes comunistas eran disculpables como fallos pasajeros dentro de una concepción básicamente correcta. Cuando llegué a la conclusión de que la teoría era falsa en su raíz, comprendí que sólo podía producir errores y crímenes."

A contrapelo de la historiografía mayoritaria, Moa suele presentar la de Franco como una dictablanda, imagen reafirmada en aquel diálogo: "Al revés que los regímenes comunistas, el franquismo permitía como ha señalado Julián Marías, una amplia libertad personal, siempre que no te metieras en política. Había una actividad asociativa y cultural mucho mayor de lo que ahora se dice. Legó a la sociedad dos bienes fundamentales: la prosperidad material y la moderación política. Gracias a ello la transición fue un éxito."

Su libro más famoso es Los mitos de la guerra civil (La esfera de los libros, 2003), que ya lleva treinta y seis ediciones de tapa dura, siete de bolsillo y cerca de 200 mil ejemplares vendidos. Desde el diario El País se lo definió como un "monumento de propaganda franquista" y El Mundo defenestró parejamente a libro y autor en un artículo titulado "El ex GRAPO que perdonó a Franco". Moa retruca diciendo que la propaganda de izquierdas "ha creado una artificial inmadurez para afrontar la historia" y resume los puntos centrales de su ensayo: "Hay dos mitos básicos, que engendran los demás y que responden falsamente a estas dos preguntas: ¿se debió la guerra a un peligro fascista o a un peligro revolucionario? ¿Fue una lucha entre democracia y fascismo? Creo haber demostrado no sólo que no hubo peligro fascista hasta bien entrado el año 36, sino que las izquierdas sabían que no existía, y sólo utilizaban ese espantajo para soliviantar a las masas. En cambio, el peligro revolucionario se hizo evidente casi desde el primer día, en la gran quema de iglesias, bibliotecas y centros de enseñanza y en las insurrecciones anarquistas." Afirmaciones como éstas han puesto los pelos de punta a quienes llevan décadas estudiando la Guerra Civil y la posguerra, que acusan a Pío Moa de replicar la versión de los vencedores sin haber pisado un archivo en su vida; de escribir sin contrastar con documentos lo que afirma y, en fin, de hacer ensayismo ideológico neofranquista más que historia (la lista de críticos incluye a investigadores tan prestigiosos como Javier Tusell, Ricard Vinyes, Santos Juliá y Nigel Townson, entre otros).

2 Perieimi, día 16 de Diciembre de 2009 a las 08:52
y /II

Las afirmaciones de Moa, sin embargo, no han caído en saco roto. El historiador estadounidense Stanley Payne alabó su trabajo."La negación a discutir el gran número de temas serios que suscita" y la "hostilidad gélida y furibunda" con que se han recibido los libros de Moa se explican, según Payne, por "el dominio de actitudes políticamente correctas entre los intelectuales, las universidades y los medios de comunicación". Un panorama que, dice, es común a otras sociedades occidentales desde los años 80 y que se traduce en "victimofilia", impidiendo en los EE.UU., tratar "cuestiones raciales"; en Francia, el debate de los problemas de Oriente Medio y en España, revisar "el franquismo, la izquierda y la Guerra Civil".

Hace algunos años, el tema se revisó en un ejemplar de colección. Invitados por el suplemento cultural del diario El Mundo, diez historiadores recogieron el guante y discutieron la tesis del profesor estadounidense. Aunque Moa y Payne postularon la existencia de una historiografía políticamente correcta, la mayoría de los consultados coincidió en que sobre la Guerra Civil y el franquismo hay investigaciones buenas y malas y de todas las tendencias. "Al contrario de lo que ocurrió con los vencedores, que dispusieron durante 40 años de todos los medios para construir una versión de la Guerra Civil, con censura, los vencidos jamás tuvieron una sola versión", sintetizaba Santos Juliá.

La memoria desigual

Al analizar los gobiernos posdictatoriales latinoamericanos y su relación con la memoria en Decadencia y caída de la ciudad letrada, la ensayista estadounidense Jean Franco ha hablado de una "política de amnesia". ¿Es aplicable esta figura al caso español? El historiador Javier Tusell (1945-2005), autor de una veintena de libros sobre la Guerra Civil y el franquismo respondía en una entrevista no publicada hasta ahora a esta consulta de Ñ: "Se ha hablado de amnesia, pero mal. Lo que hubo en España no fue amnesia ni olvido, sino reconciliación. Tres leyes de amnistía, la última en octubre de 1977, avalaron la transición democrática de una España que no había olvidado sino que, por recordar bien el pasado, no quería repetirlo. Si se compara el caso español con los de Chile o Argentina, creo que aquí fue más fácil perdonar porque las muertes eran más lejanas. Se había matado hacía 30 o 40 años y esa distancia hizo posible concentrarse en el futuro".

El pasado, además, olía a miseria y a fracaso. "¿A quién en la España de trenes de alta velocidad, exposiciones internacionales y olimpíadas podía interesarle mirar hacia un pasado de pobreza y sangrientas luchas de clase en busca del garbanzo perdido? Europa eran Jünger, Popper y Heidegger", escribía con ironía, Rafael Chirbes criticando la desmemoria de la transición democrática, al recordar en 2003 el centenario del nacimiento del escritor Max Aub, exiliado republicano que retrató en su obra el dolor de la posguerra.

¿Por qué entonces, ahora sí, la memoria? ¿Marca este fervor editorial el fin de la tantas veces argumentada excepcionalidad de España, para no debatir sobre la realidad mientras otras sociedades europeas de posguerra sí lo hacían? Otra vez, Tusell: "Yo no creo que España lo haya hecho mal en cuestión de memoria si se la compara con el resto de Europa. Italia tardó 20 años en hablar de Mussolini tras su muerte. Nosotros en los 80 ya escribíamos sobre el franquismo." En cuanto a los aportes de las últimas publicaciones, el autor de Los hijos de la sangre era escéptico: "Hay mucho ensayismo fácil, que vuelve a contar lo ya sabido. Seguimos sin una obra que nos muestre el franquismo de manera integradora, general y que revele las relaciones internas del régimen". Habría sí, dos aportes esenciales en las investigaciones más recientes: "Por un lado, un mayor conocimiento del papel que jugó Rusia en apoyo del bando republicano durante la guerra: Stalin fue todo menos un generoso donante. Por otro, hay un desvelamiento de la dimensión y peculiaridades de la represión del régimen. Una represión que se caracterizaba por ser diversa, polifacética, pues el opositor era aplastado social, económica y físicamente: perdía su empleo, su propiedad y, además, era encarcelado" (ver Los niños perdidos...).

Al hecho de haber "documentado e interpretado el volumen, la variedad y la crueldad de la represión hasta el fin mismo de la dictadura", el historiador catalán Ricard Vinyes suma otra novedad de las últimas investigaciones. Ante Ñ destaca: "Algunos libros han presentado la democracia no como el resultado de un proceso de transformación de la administración franquista y su capacidad de reconversión, con el rey como líder de los cambios, sino como producto del peso político, social y cultural del antrifranquismo, que no logró derrocar la dictadura pero sí impidió que se prolongase tras la muerte de Franco."

En el ensayo y la ficción

Toda familia española tiene cicatrices de la Guerra Civil. En 1939, según el Instituto Nacional de Estadística, la población española era de unos 25 millones de personas. Se calcula que la guerra mató a medio millón entre quienes murieron peleando, fusilados por uno u otro bando, en el exilio o en los campos de trabajo. El cómputo es del historiador británico Paul Preston, biógrafo de Franco y una autoridad en la materia, que habla de un "holocausto español".

Incluso los más jóvenes, que nacieron en la España de la UE, escuchan de sus abuelos historias de trincheras. Esa realidad explica no sólo la sed por los libros de divulgación, sino también el consumo de novelas y relatos que recrean la posguerra. En 2001, Javier Cercas sobrecogió con Soldados de Salamina, un "relato real" que narra cómo Rafael Sánchez Mazas, ideólogo de la Falange, logró sobrevivir a un fusilamiento colectivo organizado por las tropas republicanas, para convertirse luego en ministro de Franco. Pronto se le sumaron otros títulos: Capital de la gloria, de Juan Eduardo Zúñiga, La voz dormida, de Dulce Chacón, Francomoribundia, de Juan Luis Cebrián, Veinte años y un día, de Jorge Semprún, Los girasoles ciegos, de Alberto Méndez, llevada al cine en 2008 y El corazón helado, de Almudena Grandes son algunas de las exitosas ficciones que siguieron. Esta última aborda las esquirlas del franquismo desde la mirada de los nietos de quienes participaron en la Guerra Civil.

A su tiempo, el libro de Cercas cosechó premios (el Grinzane Cavour, el Salambó...) y críticas que trascienden lo literario, sobre todo en Alemania, donde se lo acusó de "anestesiar" la realidad y de acercarse a los verdugos de la historia sin descalificarlos. Más allá de las polémicas, ya superó las 30 ediciones y llegó al cine de la mano de David Trueba. En Diálogos de Salamina, que resume una larga conversación entre escritor y director, Cercas reflexiona sobre cómo sienten la guerra quienes no la vivieron: "Me di cuenta de que había mucha gente de nuetra generación, que sin haber hablado del tema, sin haber escrito sobre él, más bien habiéndose burlado en público de todas esas cosas (...) en realidad estaba interesadísima. Pero, ¿cómo no? (...) Sabemos que la Guerra Civil es la gran aventura del siglo en este país, y que todos venimos de ella".

Una aventura sangrienta que pervive: "En España no se ha cumplido con el duelo que, es, entre otras cosas, el reconocimiento público de que algo es trágico, y sobre todo, de que es irreparable", diagnosticaba el escritor Carlos Piera. Ese reconocimiento institucional llegó con la Ley de Memoria Histórica (ver Un documental...), sancionada a fines de 2007 por el socialismo en el gobierno; encarnarlo, es la prueba definitiva que debe dar España para convertirse plenamente en lo que siempre quiso ser: Europa.

cf5
3 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 08:58
Comentario eliminado por los moderadores.
4 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 09:05
Comentario eliminado por los moderadores.
5 LaPiedra, día 16 de Diciembre de 2009 a las 09:47

¿Qué La historia “no interesa a nadie” dice Ana Mato?

Hay que estar en Babia abusando de opiáceos para soltar semejante chorrez.

Cualquiera que transite por los blogs de debate político, especialmente en los que se reúnen nazionalistas balcanizantes y defensores de la pervivencia de la nación española, comprobará que el 99% de los argumentos suelen centrarse en la historia.

En Cataluña, desde la Reinaxensa hasta Pujol todo el mensaje, la doctrina, se basa en la manipulación de la historia.

Estos tíos del PP ya aburren de puro bobos. Después rascas un poco y están todo pringaos con malversaciones varias de dinero público y tráfico de influencias…debe ser eso lo que interesa.
6 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:00
El pobre del Mezcalero se ha pillado una rabieta al más puro estilo de su "ídolo" Zapatero. Lleva muy mal que se pongan en duda "las bases" de su Kultura.

¿Fusilar a la inmensa mayoría de los curas?, Franco no lo hizo, pero tus correligionarios lo intentaron .......

Ya se sabe que las cosas son como son ..... excepto en algunos artículos de tu adorada Wikipedia Mexcalero.
7 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:13
Comentario eliminado por los moderadores.
8 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:14
Comentario eliminado por los moderadores.
9 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:15
Comentario eliminado por los moderadores.
10 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:20
Ésta:

http://www.carlsberggroup.com/Company/Foundations/...

es la página de las fundaciones Carslberg, para que Mexcalero y su "troupe" puedan desasnar a los ingenuos daneses en lo que se refiere a la historia española.

Mexcalero, si mandas al pastillero procura que esté aceptablemente sobrio, el otro es mejor que no lo mandes.
11 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:26
Comentario eliminado por los moderadores.
12 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:26
Dice el "Gudari" indigente (mentalmente claro):

La Iglesia vasca se ha rebelado contra el futuro obispo de San Sebastián, José Ignacio Munilla, y por elevación, contra el estilo de Iglesia propugnado desde Madrid por el cardenal Rouco Varela y, desde Roma, por Benedicto XVI.

¿La iglesia vasca?, lo que le faltaba a los pobres vascos, una iglesia nacionalizada conforme a los postulados ideológicos(¿?) de cerebros del nivel de alruga.

Pero, ¡¡alma de dios!!, ¿tienes una remota idea de lo que es la iglesia católica?.

¿Para cuando es el cisma que nos anuncias?

13 sinrocom, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:37
Comentario eliminado por los moderadores.
14 lanceat, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:38
Comentario eliminado por los moderadores.
15 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:42
Comentario eliminado por los moderadores.
16 sinrocom, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:43
Estos dos...arrugado e indio mescaler, hoy han comenzado muy temprano su exhibicion de canalleria. Hay que ser canalla para decir que Franco asesino a curas vascos.. (sentencio a unos cuantos traidores curas nacionalistas, que por su culpa los rojos asesninaron a muchos curas inocentes). Y tu arrugado, ?granaino? !que verguenza de tio!.
17 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:44
Comentario eliminado por los moderadores.
18 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:44
Dice el gudari emasculado (míralo en el DRAE hombre, ¡¡pierdele el miedo!!):

..festival de la risa protagonizado por un tipo rabioso que NO trabaja para una cadena privada y que defiende la pena de muerte desde una cadena publica.....

pues esos adorados gudaris tuyos que te han rechazado por estrecho de pecho y corto de entendederas, no defienden la pena de muerte si no que la aplican directamente a su libre albedrío pedazo de asno.
19 sinrocom, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:45
14
Yo creo que este arruga es un curica arrepentido.
20 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:46
Comentario eliminado por los moderadores.
21 sinrocom, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:51
Comentario eliminado por los moderadores.
22 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:52
Comentario eliminado por los moderadores.
23 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 10:55
Comentario eliminado por los moderadores.
24 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:02
Comentario eliminado por los moderadores.
25 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:09
Comentario eliminado por los moderadores.
26 josecho6, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:19
¡Pero qué mal llevan estos rojetes de opereta el éxito de Federio y de Pío Moa!
Mira que ser escuchados y leídos por cientos de miles, ¡qué digo! por millones de españoles. Y los catedráticos comunistas tienen que publicar millones de libros para que les lean (salen a libro leído por catedrático más o menos).
¡Como escuece! eh mescalero?
27 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:22
Comentario eliminado por los moderadores.
28 mescaler, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:40
Comentario eliminado por los moderadores.
29 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:45
Veo que mis recelos a la Wiki los comparte más gente. Aquí se abusa mucho de la Wiki, y no sólo el "catedrático" progre, sino algunos que van de liberales y muy demócratas.

Por otra parte, es muy difícil parar a aquellos historiadores que de forma imparcial escriben sobre la Guerra Civil, contando la verdad. Eso es lo que verdaderamnete molesta. Las ventas de libros de Moa y otros autores superan las de los manipuladores de izquierda. Eso es lo que verdaderamente molesta y no se puede consentir.
30 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:48
Comentario eliminado por los moderadores.
31 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:50
Interesante la manera de manipular una noticia la de Escolar en el panfleto proterrorista Publico. Allí he dejado mi impronta con unos cuantos post. Pero la linea general es la burla y la satira de la agresión. Los únicos argumentos son que Hermann es alcoholico y estaba hasta arriba de copas. Es lo único que tienen estos que van de tolerantes, demócratas y muy progres.

Nada saben de la agresión, pero eso de censurar los videos señaladores del payaso de la sexta nada de nada que es uno de los nuestros y mientras se agreda a uno de derechas bien, si fuera uno de izquierdas, CUIDADO....así es la izquierda en España...y en Italia.
32 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:51
Alruga....está calro que para tí eso de defednerse de los terroristas te parece mal. Has defednido aquí a al ETA así que nada nuevo bajo el sol del Alruga....¿En qué te basas para decir que es un borracho?..¿Acaso tus amigos etarras no aplican la pena de muerte y ya van casi mil ajecuviones?...¿esas ejecuciones te parecen bien verdad gudari?
33 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 11:56
Desde algunos medios de la Sexta, se esta hablando con el "payaso de la sexta" porque las acusaciones de Tesrch son muy graves y tienen base y fundamento jurídico. De ahí la ofensiva burlesca que se lanza desde la cadena de ZParo y Roures....pero la condena puede ser dura.
34 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:02
Alruga...la semana pasada tuvimos que soportar y leer panfletos de más talibanes todavía que llamaron a una manifa para proteger lo privilegios y subvecmiones de la aritocracia sicndical. Y no sólo se limitaron a una puerta de un colegio, que estaban por todas partes. Eran Talibanes de los nuestros, de los que están mantenidos con nuestros impuestos pero que ninguna labor hacen para proteger al trabajador y crear empleo.

¿Se imaginan unstedes a personas del PP o de otro partido o movi miento que no sea progre repartiendo ocatvillas para una manifa en contra del Gobierno por alcanzar 5 millones de parados?

La verdad es que la "gran Misa" mirando a la Meca del sabado fué patética. Ni siquiera fueron ni la mitad de los liberados....
35 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:08
Comentario eliminado por los moderadores.
36 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:09
De lo que se critica del nuevo obispo de Guipuzcoa es que esté en contra del terrorismo etarra, protegido, ahasta ahora, por los prelados vascos....
37 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:12
34# :-)))))))))))))))))))

mezclando churras con merinas te ahorras una argumentacion que no tienes .....de risa....

¿Se imaginan unstedes a personas del PP o de otro partido o movi miento que no sea progre repartiendo ocatvillas para una manifa en contra del Gobierno por alcanzar 5 millones de parados?

Si, claro...el PP pidiendo firmas contra el Estatut..... las cuales ¿donde estan?

:-))))))))))))))))))))))
38 Momia, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:12
Ya era hora, Pío, que te pusieras las pilas y denuncies las conspiraciones -casi todas de la masonería y de sus esbirros-, que no son sólo panfletos, sino realidades históricas; ¿qué fue el siglo XIX español, por ejemplo, sino una conspiración masónica continua?

Modelo de conspiración masónica del siglo XXI, el golpe de Estado del 11-M, y lo que vendrá, si no ponemos a los masones arreando por los Pirineos.
39 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:13
...repetimos...

Tertsch reaparece desde el hospital
"Dicen que yo me lo he hecho todo. Para crispar, se supone "Arremete contra el «cainismo» de Zapatero.
En enero cuenten conmigo en el Diario de la Noche ¿Cree que Wyoming se está haciendo pasar como una víctima? Sí, cuando en realidad la víctima real es Tertsch Sí, porque ha manipulado esto desde el principio
Sí, para cubrirle las espaldas a sus amigos sindicalistas y del PSOE


Nueve días después de sufrir la agresión, el periodista Hermann Tertsch ha reaparecido en su informativo «Diario de la noche» para ofrecer su punto de vista sobre el suceso. Mientras la prensa zapateril echa un capote a Wyoming y carga las tintas dudando y manipulando la versión de Tertsch, el periodista de Telemadrid se defiende desde la cama del hospital.
En la grabación, el columnista de ABC ha explicado:

Los avatares que me han traido aqui son muy bien conocidos, salvo para aquellos que primero negaron la existencia misma de la agresión contra mi persona, después mis heridas; y que ante la evidencia de lo ocurrido explican la rotura de mis costillas, el encharcamiento de mi pulmón y el edema de todo mi costado derecho con un tropezón mío. Dicen que yo me lo he hecho todo. Para crispar, se supone.

Fruto de la agresión, el periodista se encuentra aquejado de varias costillas rotas y contusiones de diversa consideración.
"EL AMIGO DEL PRESIDENTE"
40 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:13
Los negacionistas españoles del cambio climático
Ni el primo de Rajoy ni el propio Aznar, que no tira de la familia para esas cosas, han podido refutar lo que es una evidencia científica: el planeta se calienta, y por eso se derriten los hielos, aumenta la temperatura media del aire y de los océanos y asciende el nivel del mar. Un centenar de líderes mundiales, apoyados en las conclusiones de los 3.500 científicos que participan en el Panel Intergubernamental de Cambio Climático de la ONU, se han convencido de que dicho calentamiento ha sido provocado por la quema de combustibles fósiles como el petróleo y el carbón, esto es, por el hombre, y para frenarlo están en Copenhague buscando la salida al laberinto de reducir las emisiones sin que afecte a sus economías.

Frente a ellos, un pequeño grupo de irreductibles estima que las causas del calentamiento, de ser cierto, están en la propia Naturaleza, que es caprichosa y friolera, y que los ecologistas se han inventado un cuento chino para devolvernos a la Edad de Piedra. Se les conoce como negacionistas, y entre ellos se encuentra el ex presidente español, quien debió de firmar en su día el protocolo de Kioto pensando que se trataba de un acuerdo para comprarle ordenadores a Toshiba y ahora expía su pecado.

Como reafirmación de su tesis de que lo más calenturiento no es el clima sino la imaginación de cierta chusma verde y de que existe un complot planetario contra el desarrollo y la modernidad, los negacionistas han esgrimido últimamente fragmentos de emails interceptados a científicos de la Universidad de East Anglia, en los que, supuestamente, se reconocería la manipulación de datos de temperaturas para sustentar las alarmantes predicciones sobre el calentamiento global. Lo que sigue sin explicarse es cómo estos arteros investigadores habrían conseguido hacer retroceder glaciares y licuar parte del Polo Norte en el Océano Ártico, aunque no se descarta que todo sea un montaje de National Geographic para venderle reportajes a La 2.

Se ignoran también qué oscuros intereses pueden obligar a mentir a la elite científica del mundo acerca de la implicación humana en el cambio climático, aunque sí parecen estar bastante claros los que mueven a quienes sostienen que el hombre no tiene nada que ver con este proceso y que, en cualquier caso, nadie sabe lo que pasará en cien años, ni siquiera si estaremos todos calvos. Las conexiones entre éstos últimos y grupos de presión financiados por compañías como Exxon Mobil, la empresa más contaminante del mundo, son algo más que evidentes, especialmente después de que el diario británico The Guardian demostrara hace tiempo que varias fundaciones sufragadas por la Exxon, como el American Entreprise Institute (AEI), habían ofrecido 10.000 dólares a científicos y economistas para que escribieran artículos en los que se cuestionaran las conclusiones del grupo de expertos de la ONU.

Interesada filantropía de la petrolera

¿Quiere esto decir que cuando Aznar afirma que los ecologistas son los nuevos comunistas y que el calentamiento de la Tierra no es una verdad científica es que está a sueldo de alguna petrolera? Pues no exactamente, aunque alguna relación existe. En noviembre del pasado año, la revista Interviú publicó un reportaje sobre la fructífera carrera empresarial del ex presidente, empleado de Murdoch en la News Corporation, en cuyo accionariado sobresalen varios magnates texanos del petróleo como Fayed Sarofim, Charles Wilson y Alfred C. Glassell Jr (ex presidente de Texaco). Y daba cuenta además de sus actividades como conferenciante, ligadas tanto a la Heritage Foundation, otro think tank regado por la Exxon, como a la ya citada AEI, entre cuyos colaboradores figuran altos cargos de la Administración Bush como Dick Cheney o Richard Perle. Para un exhaustivo conocimiento de los tentáculos de esta compañía y sus relaciones con científicos estudiosos y asociaciones variopintas es imprescindible pasearse por www.exxonsecrets.org, una web creada por Greenpeace para desenmascarar la interesada filantropía de la petrolera.

No es casualidad, por tanto, que el núcleo de los negacionistas españoles se aglutinen en torno a FAES –colaboradora de la AEI- y al Instituto Juan de Mariana, una institución creada para dar a conocer los beneficios de la propiedad privada y de la libre iniciativa empresarial que asegura ser independiente y no aceptar subvenciones de ningún Gobierno o partido político, pero sí de la Atlas Economic Research Foundation, otro satélite de Exxon, gracias a cuya “generosa aportación económica”, el Instituto financia algunas de sus actividades. Existen además conexiones entre miembros del Instituto y de la AEI, que giran alrededor de su presidente Gabriel Calzada, profesor asociado de la Universidad Rey Juan Carlos, cuyo pensamiento sobre el cambio climático puede resumirse en esta frase: “El calentamiento global se ha convertido en una religión y los calentólogos en una secta dispuesta a mentir todo lo que haga falta con tal de lograr sus objetivos”.

El Juan de Mariana fue fundado en 2005. Su acto inaugural, según dio cuenta en su día el diario El País, consistió en un seminario sobre el Protocolo de Kioto en el que participaron la presidenta de Madrid, Esperanza Aguirre, el presidente de Libertad Digital, Alberto Recarte, y dos representantes del Competitive Enterprise Institute y del European Entreprise Institute, organizaciones ambas financiadas por la Exxon. El primero de ellos, Christopher Horner, abogado conservador norteamericano, giró además visita a FAES. En un reciente reportaje, La Vanguardia le atribuía la siguiente crítica a las conclusiones de los expertos sobre el cambo climático: “Con la base de un modelo falso, no es momento de poner a nadie en riesgo de perder el empleo”.

Lobby de eléctricas españolas

Según denunció el director de Greenpeace España, Juan López de Uralde, Horner habría mantenido contactos con Recarte, consejero de Endesa, para constituir un lobby de eléctricas españolas contra Kioto, algo que Endesa negó en su momento. Lo que sí parece acreditado es que Horner, responsable de otro grupo de presión denominado Cooler Heads Coalition, empeñado en “disipar el mito del cambio climático”, ha tratado de impulsar en Europa una especie de coalición de empresas para frenar la estrategia de reducción de emisiones contaminantes, siguiendo el mismo esquema que la industria más contaminante ha seguido en Estados Unidos.

Lo que se ventila en Copenhague no es evitar el fin del mundo, ni siquiera retrasarlo, sino conseguir limitar el aumento de las temperaturas por debajo de los 2º centígrados. No hay duda de que en Siberia agradecerían cuatro grados más y hasta es posible que la cebada se diera mejor en las estepas. Lo que se trata de evitar es que aumenten las sequías, que peligre la superviviencia de entre un 20 y un 30% de las especies de plantas y animales, que la acidificación de los océanos acabe con la biodiversidad marina, que regiones densamente pobladas de Asia se vean azotadas por más inundaciones, que desaparezcan pequeños territorios insulares, que las olas de calor disparen el número de muertes y de incendios, que las mayores concentraciones de ozono eleven la frecuencia de enfermedades cardiorrespiratorias, que se pierda un 30% de los humedales del planeta o que, en España, haya menos agua y aumente la desertización, se reduzca la producción hidroeléctrica, se acabe con el turismo y disminuyan los rendimientos de los cultivos.

Parecen riesgos demasiado grandes para quedarse de brazos cruzados. Si todo fuera una invención de los “campeones de la idea del Apocalipsis”, como sostiene Aznar, reducir la emisión de CO2 a la atmósfera no dejaría de tener beneficios para la salud, al tiempo que significaría haber resuelto nuestros problemas de dependencia energética. Si no lo fuera, permanecer impasibles sería un suicidio colectivo. Elijan la opción que les parezca mas conveniente.
41 Oswald, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:16
No veo qué hay de extraño en que quienes apoyan a los terroristas se opongan a que se mate a los terroristas.
42 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:19
37#

¿Y qué argumentaciones tienes tú? ¿Las cínicas y mentiras de que estaba de copas? ¿Con qué pruebas?...¿Quién da más risa tú o yo que para criticar a un hombre en el hospital te limitas a repetir un artículo de un impresentable que aplaude la agresión??...¿Acaso te da risa que el payaso de la sexta señale a quién se debe agredir?...Pregunta retórica...tú aplaudes la violencia si viene desde los terroristas,porqué te esfuerzas tanto en equiparar víctima con terroristas....eso no da risa...da asco.

Da asco también que deis tanta importancia a unas declaraciones en favor de defenderse de unos terroristas que usan la violencia y os riais de una agresión a un periodista....¿De qué vais patéticos?
43 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:21
40# Alruga...

A ver si nos decimos de una vez....¿Es cambio climático o calentamiento global?...cambiais tanto de opinión y os mandais tantos correos admitiendo las mentiras que contais que nadie os hace caso...más bien dais risa Alruga.
44 Momia, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:25
Al clero vasco -y catalufo- terrorista hay que ponerlo entre rejas como a los batasunos, que son aún peores, ¿qué coxones pintan los curas nacionalistas dando coartada al terrorismo, la extorsión, y conspirando contra España y la legalidad constitucional?
45 Hegemon1, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:26
41# Oswald:

No es extraño que se defienda la integridad de los terroristas o de los piratas para "no tocarles ni un pelo2 y sin embargo se aplauda una agresión grave. Es normal. Cierto. Como es normal que den más importancia a lo que se diga en contra de los terroristas y su integridad física que lo que les pueda suceder a los cooperantes secuestrados. Al fin y al cabo ellos se identifican con los teeroristas.

Defenderse de los terroristas es estar a favor de la pena de muerte, pero el que ellos asesinen, maten, violen, y degüellen no es pena de muerte, es muy progresista y de izquierdas....No dan risa, dan asco.
46 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:26
declaraciones de un asesino (o proyecto de asesino) : “les aseguro que si yo pudiera matar a quince o veinte miembros de Al-Qaeda por liberar a nuestros tres compatriotas lo haría sin la menor duda”.

…¿le han agredido por ser crítico con el Gobierno tras haber sido señalado por un humorista a través de una presunta broma?


...quien a hierro mata
47 josecho6, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:30
Parece que los rojetes ya no saben p'a donde tirar. Lo mismo les dan churras que merinas, la cosa es enturbiarlo todo e impedir que toda la basura, la miseria y la crispación que producen salgan, claras y rotundas, a la luz.
Lo mismo les da insultar, mentir, provocar agresiones que, directamente, producirlas.
Alientan a la chusma analfabeta (fruto de sus leyes de educación) contra todo lo que les estorba, aprovechando sus innumerables púlpitos mediáticos para mentir, mentir, mentir, mentir, mentir..........
Hoder, cada día dan más asco.
48 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:30
Comentario eliminado por los moderadores.
49 jjvr, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:31
#48 para el "gudari" claro.
50 alruga, día 16 de Diciembre de 2009 a las 12:33
Comentario eliminado por los moderadores.

« 1 2 3 4 5 6 7 8 »

En formato RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899