Pío Moa

« Bastante ruido… ¿habrá nueces? | Principal | La oscura claridad »

¿La gota que colma el vaso?

8 de Junio de 2006 - 08:42:56 - Pío Moa

Compartir:
Menéame Tuenti

Buen resumen ( Lois):

“Precisamente por donde puede caerse todo ese montaje es por la decisión de la ETA de dejar claro quién es el que gana y quién dicta las condiciones, en lugar de disimular un poco, como le implora encarecidamente la banda de Zapo. Es curioso.

Fijaos que el plan estaba muy bien concertado: llevan cinco años de chanchullos con la ETA, al mismo tiempo que firmaban el Pacto Antiterrorista. Poco a poco van descubriendo sus cartas ("El iluminado de la Moncloa y otras plagas” sigue el proceso paso a paso). Llega el extrañísimo, cada vez más oscuro atentado del 11-M. Inmediatamente ponen en marcha el mecanismo de control del Tribunal Constitucional (esto es un paso absolutamente necesario) y va acelerándose el punto clave: unos estatutos secesionistas de hecho. 

El Plan Ibarreche-Ternera. La ETA lo apoya, claro, pero aparentemente es rechazado en las Cortes. En las conversaciones clandestinas se aplaca a los etarras: hay un "plan B", promovido por los Carod, amigo de la ETA, y Maragall, que va por el mismo rumbo. Un estatuto que va a romper la Constitución.

Mientras tanto, la ETA advierte constantemente a Zapo, poniendo bombas cuando le da la gana y donde le da la gana, causando grandes daños materiales y ayudando a que las Olimpíadas no vayan a Madrid. Cada bomba es una advertencia a Zapo: ¡Ojo, que en cualquier momento te hundimos, como no cumplas!

Finalmente el estatuto catalán, abiertamente anticonstitucional, es aprobado por unos parlamentos embellacados por políticos corruptos y trapaceros, y por un partido-GAL, un partido-Filesa que nunca se ha regenerado.

La ETA, satisfecha, declara la "tregua". Pero, ojo, no está satisfecha. Percibe claramente la debilidad de Zapo y la de Rajoy, y da más pasos al frente: negociación de tú a tú, y ya no a escondidas, entre los asesinos y los corruptos. Reconocimiento de Batasuna, que lo del PCPV no dejaba de ser un subterfugio. Poner sobre la mesa a Navarra, el reagrupamiento de los presos como paso previo a su puesta en libertad...

A lo mejor son estas propinillas y estas prisas de la ETA lo que resulta definitivamente intragable para el PP, y lo que hace despertar a una población anestesiada por la mafia de Polanco. Así están las cosas ahora mismo".

Comentarios (426)

« 1 2 3 4 5 6 7 8 9 »

1 avanti, día 8 de Junio de 2006 a las 08:54
Aznar dio algunos pasos erróneos en relación con la ETA, incluso dijo aquella estupidez del MLNV (que, por cierto, han empleado muchísimo más los sociatas y progres en general). ´Pero rectificó y pasó a una política de aplicarles la ley, sin más, que dio excelentes resultados.
Lo que nunca hizo Aznar, ni en sus momentos de mayor debilidad, fue ofrecer a la ETA la liquidación de la Constitución ni su reconocimiento legal. La ETA ha dejado claro que las conversaciones que estúpidamente inició Aznar no llegaron a nada porque el gobierno no ofrecía nada que negociar excepto el abandono de las pistolas.
Ahora todo el aparato mediático al servicio de la Alianza de los Infames se empeña en confundir a la población con sus sofismas. Es un buen ejemplo de la mala fe, la mentira y la calumnia con que operan estas mafias. No cesemos un momento en su denuncia.
2 gabriel, día 8 de Junio de 2006 a las 08:56
Avanti, Aznar dio una imagen de firmeza, pero no siempre era verdad. Ganó a los sindicatos la huelga general, y a continuación cedió ante ellos. En lo de la ETA tardó en definir una actuación realmente clara, y cometió algunos errores serios.
3 avanti, día 8 de Junio de 2006 a las 08:58
Sí, es cierto que Aznar cometió algunos errores graves en relación con los terroristas, pero los corrigió. Ahora esos mismo errores, multiplicados por mil, son la política de Zapo
4 activista, día 8 de Junio de 2006 a las 09:00
Y yo insisto, señores: el enemigo son sobre todo los medios de masas, tomemos conciencia de su enorme fuerza y por lo tanto volquémonos en trabajar para ganar a la opinión pública y no perdamos el tiempo en la mentaciones ni estemos pasivos como si no fuera con nosotros.
5 Flash, día 8 de Junio de 2006 a las 09:00
¡ACUSE DE RECIBO, Sr TAYLLERAND!
http://www.libertaddigital.com/noticias/noticia_12...


Todos estos “hereus” (herederos) colocados son lo peor de Génova 13.
Por otro lado, tampoco esta mal que Rajoy vaya sintiendo el aliento-hiena de Gallardon en su nuca.
A ver si espabila y se entera de que van los Piqués-Gallardones del PP.
Yo a este tipo no le voto mas.
Se acabo.
Mas peligroso que Álcala-Zamora.

Es curioso por que además les pasa como a los Cebrian, Polanco etc...
Son hijos del “establishment” mas comprometido con la Dictadura.
No han sido liberales NUNCA.
Siempre en la POMADA PUBLICA.
Tan solo hijos de su “papa”, borrando obsesionados los pecados de familia.

Ayyy .....¿tenemos que aguantar semejante m.ierda?
¿ Los votantes del PP tenemos que estar a expensas de sus pequeñas neurosis historico-familiares?
En las graves circunstancias actuales ¿Nos podemos permitir continuar con los clanes Witzita amenazando con la retirada en pleno “fregao”?

Lo que nos hacen tragar los lerdos de Génova 13, puffffff.........

Y es que el presuntuoso Gallardon es el clásico “canallita” reconcomido por la envidia, supurando permanentemente en el auto convencimiento que la vida debería haberle deparado ser el “number one” “the-champion-of-the-world”.

No le perdonara jamás a los votantes del PP que no lo hayan aclamado como gran líder.

Y claro...ahí esta siempre al quite Polancone, tan hábil para verter en la oreja los alagos que el “niño bonito” siempre mereció y los tontos del PP le han hurtado.

Que nadie se engañe con el petulante y escocido personaje, aun dará sorpresas desagradables en los momentos mas delicados.

Es pura patología el tal Gallardón.

Si Rubalcaba es el despreciable y mezquino Fouche del PSOE, este Gallardon resulta el ruin y tenebroso Tayllerand del PP.

Los familiares de los 200 asesinados y los 1500 heridos que el próximo día 10 se manifiestan reclamando “verdad, transparencia, justicia” se lo agradecen Don Alberto Ruiz-Taylleran. Ahora ya saben que para vuecencia son el pasado y que tan solo nos debe interesar el futuro. El mismo futuro que se les ha mutilado a ellos para siempre. Y que se les vuelve a mutilar amargamente por segunda vez con la mentira, el engaño y la manipulación obstruccionista de la vergonzosa instrucción judicial.

Su drama tan solo debe ser, dice usted, destinataria de las “...cátedras de investigación..” ayyy Taylleran de la zanja, Taylleran del Manzanares, los coetáneos franceses de su “alter ego” lo calificaban como “una media de seda llena de m.ierda”...En eso nos aventajaban, sí.
Los gabachos conocen bien a sus clásicos.

Lo que nos hacen tragar los lerdos de Génova 13, puffffff.........
Lo que nos hacen tragar los lerdos de Génova 13, puffffff.........
Lo que nos hacen tragar los lerdos de Génova 13, puffffff.........
Lo que nos hacen tragar los lerdos de Génova 13, puffffff.........
6 lector, día 8 de Junio de 2006 a las 09:01
Por cierto, ¿cómo va el reparto en la Feria del Libro?
7 avanti, día 8 de Junio de 2006 a las 09:02
Supongo que para lo del día 10 también habrá una buena distribución de manifiestos...
8 llopart, día 8 de Junio de 2006 a las 09:06
Repugnante, lo de Gallardón. Ya lo dijo hace tiempo: él mete las ideas de la izquierda en la derecha.
9 Anastasio, día 8 de Junio de 2006 a las 09:11
Para todas las personas que esten preocupadas por la situación y quieran aportar su granito de arena para cambiarla. Colabora con el grupo que hemos formado en Madrid. Contacto: tripticos@gmail.com
10 caius, día 8 de Junio de 2006 a las 09:19
Una de las ideas más tontas sobre la democracia que nos han venido vendiendo las izquierdas es la de que todas las ideas son respetables mientras no se expresen con violencia y estén en la legalidad.
En realidad la democracia misma se apoya en la violencia, y precisamente en la exclusividad del uso de la violencia por el estado. Ahí están, y por algo, las policías y los ejércitos y los jueces.
Y todas las ideas no son respetables. Las ideas marxistas y las nazis no son respetables, pues suponen el fin de las libertades de todos. Pensar que deben ser acatadas si se imponen pacífica o legalmente, es una aberración completamente estúpida, pero muchos la sostienen. Lo mismo se puede decir de las ideas de Sabino Arana, de Prat de la Riba o de Companys. Precisamente por su carácter amenazante para la libertad de todos, esas ideas deben ser combatidas con la máxima energía en el terreno de las ideas. Pero nuestra derecha renunció a ese combate, y hoy esos partidos de la corrupción, el terrorismo y la disgregación de España se han convertido en una amenaza inminente.
A diferencia de las dictaduras, la democracia ofrece a todos los partidos e ideas la posibilidad de expresarse y organizarse, pero porque se supone que la masa de la población preferirá siempre la libertad de la tiranía. Si, por una mezcla de engaños y claudicaciones, la tiranía amenaza imponerse, los demócratas debemos estar prestos a defender la libertad.
Y todo el actual proceso se basa en la violencia. Es el crimen organizado de la ETA el que ha servido de impulsor a todo el proceso. El asesinato o la amenaza de asesinar. Y la complicidad con los asesinos.
11 niteo, día 8 de Junio de 2006 a las 09:20

Y, a lo peor, más que las propinillas el clamor de los propios ante la “correcta” intervención de Rajoy hablando de manzanas y pasando de puntillas sobre quienes las roban.
Que sí, que como parlamentario da mil vueltas al inquilino traidor, pero como en su día se dijo: “No se trata de vapulearle hablando de fina y segura o con alitas”

¿Cómo en el Debate no se entra a saco sobre lo importante?
Las propinas y la presión y el clamoroso choteo con que le tratan.

Como cuando a Fraga le decía González “le cabe el Estado en la cabeza”. Y tan feliz.

Así las cosas, habremos de aprovechar para que agradezca los servicios prestados a Gallardón, Piqué, Elorriaga, Arriola, etcétera.

Por lo que me toca en la alcaldía de Madrid, prefiero darle mi voto a las hienas que a ese hijo de papá, Vestringe redivivo, hermano del alma de Zapatero o Judas, el Iscariote.


12 maria jose, día 8 de Junio de 2006 a las 09:23
Mi voto en las elecciones municipales a las carpas del estanque del Retiro.(FJL dixit)
¡¡¡¡El mío también Don Federico!!!!
13 sinrodeos, día 8 de Junio de 2006 a las 09:24

Esta trama se esta viendo cada vez mas clara. Es evidiente que Zapo esta atrapado y hara todo lo que sus jefes le ordenen. Pero a esos no son a los que tenemos que temerles. Para nosotros los mas peligrosos son los infiltrados. Personalidades politicas del PP con mucha influencia, defendiendo los intereses del agresor. Gallardon esta dando muestra de ser uno de ellos, no hay que perderlo de vista.
14 lector, día 8 de Junio de 2006 a las 09:25
"Pero nuestra derecha renunció a ese combate" por las ideas.
No sólo renunció a ese combate, sino que dejó sin ninguna protección a los que por su cuenta criticaban a los Infames. Hasta los saboteó. ¿Qué ha hecho el PP en relación con la campaña para silenciar a la COPE? ¿Qué ha hecho en relación con la campaña para desprestigiar a la AVT? ¿Y cuánto le debe el PP a Federico y a tantos otros que han estado haciendo lo que el PP era incapaz de hacer?
El PP es un partido de parásitos, que aprovecha el esfuerzo ajeno y es capaz de dar luego una puñalada trapera a quienes hicieron el trabajo.
Por desgracia no hay alternativa, pero tanto los votantes como los militantes de base honrados debemos exigir y presionar sin descanso por una regeneración de ese partido.
15 jorgete, día 8 de Junio de 2006 a las 09:26
Tengo que hacer un poster de la coalición antiPP que me han encargado.
¿Dónde le coloco a Tallarrón?
16 nieto, día 8 de Junio de 2006 a las 09:28
Al lado de Bono.
Como es sabido, público y notorio.
17 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 09:33
Ideas "respetables" del PNV (Sabino Arana):

"Las maldiciones a los trabajadores recién llegados causan asombro. Las duras condiciones en que éstos debían vivir y trabajar, hacinados en barriadas improvisadas y pisos húmedos e incómodos, sometidos a jornadas agotadoras y a la arbitrariedad de las empresas, no despiertan rastro de simpatía o compasión en Arana, el cual los trata en bloque de malvados, blasfemos y navajeros, empeorados por el contagio liberal: “gentes incultas, brutales y afeminadas”, “vagos por naturaleza”, que arrastraban a
huelgas a los laboriosos vizcaínos. “La plaga suprema que ha caído sobre nosotros ha sido la inmigración (…) Chinos como los auténticos de la coleta y tan dañosos aquí como sus congéneres lo fueron en Norteamérica, forman, por regla general, en lo que aquí se llama socialismo”. “Son nuestros moros” (5). Etc.
Aunque, admite, “no hay pueblo, por abominable que sea, indotado de toda buena cualidad”, sólo consigue destacar “los muchos y abyectos vicios de que los hijos de la pedantesca y tenebrosa Maketania adolecen”, y de los que infectaban Vizcaya. Llegados en procura de empleo y mujer, corroían la acrisolada virtud de las vascas. Las fiestas éuskaras degeneraban, y en ellas bailaban abrazados hombres y mujeres: “Conocidas son las horribles consecuencias de estos pagánicos días: quien no las conozca, no tiene más que examinar el registro de nacimientos semestre y medio después”. Tiene por “osadía inaudita” que en tales fiestas populares se toquen piezas como “La marcha de Cádiz (…) o la gallegada (…) Repertorio digno de una banda gallega”. O destaca sucesos como “Un maketo llamado Martínez asesinó bárbaramente, en Castrejana, a un bizkaíno llamado Arteche”. Y así incesantemente. En suma, “El maketo: ¡he ahí al enemigo!”, “Nuestro dominador y nuestro parásito nacional” (6).
18 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 09:35
"La siembra del odio se extiende en Arana a cualquier aspecto de la vida social. Así denuncia indignado el socorro de los vascos a los miles de afectados por inundaciones en Consuegra, o en otra catástrofe en Santander, o en pro de la guerra de Melilla, y contrasta esa generosidad con la, a su juicio escasa, mostrada con las familias de 16 marineros muertos en un naufragio en Elanchove: “Los elantxobeses son hermanos nuestros, mientras que los naturales de Consuegra y Santander son hijos de una raza que nos odia”. Aunque señala a los inmigrantes, siempre en bloque, como dados al liberalismo, el socialismo o la masonería, la misma actividad religiosa de ellos le inspira comentarios acerbos. De una peregrinación obrera a Roma, comenta: “O es maketa o es euskeriana (…) Si es una peregrinación maketo-euskeriana o mestiza (…) ¿por qué no se extiende más aún el compás y se forma una peregrinación franco-hispano-anglo-ruso-germano-rumano- lusitano-euskeriana? En ese caso, además, (…) ¿en qué lengua se le hablará a Su Santidad, en Euskera o en maketo?”
Así elogia como proezas los altercados provocados por “unos cuantos jóvenes del país”, seguidores suyos que en el Círculo Bilbaíno exigieron la expulsión de los maketos. El Euskeldun Batzokija, centro político fundado por él en julio de 1894, estatuye: “Queda absolutamente prohibida la entrada en el local de la Sociedad a extranjeros que profesen otra religión o que procedan de nación enemiga de Vizcaya”.
19 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 09:36
La aversión al maketo era para Sabino virtud imprescindible: “Ese camino del odio al maketismo es mucho más directo y seguro que el que llevan los que se dicen amantes de los Fueros, pero no sienten rencor hacia el invasor”. “No hay odio que sea proporcionado a la enorme injusticia que con nosotros ha consumado el hijo del romano. No hay odio con que puedan pagarse los innumerables daños que nos causan los largos años de dominación”. Con cierta hipocresía, justificaba ese odio en el que, a su vez, profesarían los maketos a los vascos: “ellos son los que nos esclavizan; y no contentos con esto, pues nos aborrecen a muerte, no han de parar hasta extinguir nuestra raza”. “Todos son enemigos de nuestra Patria (…) siempre encarnizados”. “Nos están carcomiendo el cuerpo y aniquilando el espíritu, y aspiran a nuestra muerte”. Como todos los políticos que hacen del odio un instrumento crucial, Sabino lo justificaba alegando un odio recíproco y previo de los enemigos elegidos… aunque sabía muy bien lo unilateral de su incitación. No existen, o apenas, testimonios de la inquina y afán de exterminio de los vascos que él atribuye a los maketos, y dentro de las habituales rencillas y burlas regionales, la imagen de los vascos solía ser más bien positiva en toda España, como gente honrada y animosa, activa y fiable.
Además, durante siglos los vascos habían emigrado al resto de España (se ha calculado que un 12% de la población tienen algún apellido vasco), y a Hispanoamérica, aprovechando la ventaja del idioma, siendo admitidos como iguales, y sin haber recibido jamás un trato semejante al preconizado por Sabino para la emigración inversa. Pero el fundador del PNV encontraba esa desigualdad de trato plenamente justificada, pues ¿qué recibían los vascos de “Castilla y sus hermanas”? Sólo vicios y perjuicios. En cambio, los emigrantes vascos había beneficiado muchísimo a los maketos, a quienes “ayudaron a conquistar sus tierras contra los moros, a explorar el océano, a someter las Indias, a pelear contra turcos y europeos (…) Donde quiera que en España se inicien empresas de desarrollo, de vida y de progreso, allí se ve al vasco (…) Buenos Aires fue por nuestro Garay fundada; a aquella América de promisión la dio un Bolívar su libertad”. Omite que todo eso lo habían hecho en calidad de españoles.
20 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 09:37
Desigualdad de trato, por tanto, muy natural. Después de todo, la raza vasca, “tan distinta de la española, como lo es de la china o de la zulú”, forma “la nación más noble y más libre del mundo entero”, “raza singular por sus bellas cualidades, pero más singular aún por no tener ningún punto de contacto o fraternidad ni con la raza española, ni con la francesa, que son sus vecinas, ni con raza alguna del mundo”, formando un tipo humano que “en todas partes se encuentra como el pez en el agua (…) Diríase que en la raza vasca se han perpetuado los caracteres propios de la familia generadora de todos los pueblos”. Etc. No extrañarán los bien conocidos y ofensivos contrastes que hace el fundador del PNV entre la “raza vasca” y la maketa, tanto en los aspectos mental y moral como en el físico… aunque el mismo Sabino podía pasar por un español corriente, y su hermano Luis, de figura poco afortunada, distaba largo trecho del ideal establecido por él mismo.
Una raza tan sobresaliente desde cualquier punto de vista, perdía necesariamente en su contacto y mezcla con cualquier otra, por lo cual “La salvación de la sociedad vasca (…) se cifra en el aislamiento más absoluto, en la abstracción de todo elemento extraño (…) desechando inexorablemente todo lo exótico”. Pero la dura realidad era justamente la más lamentable que cupiera concebir: “Este pueblo, noble viril, temido y admirado, había de decaer y degenerar en tanto grado que viniese en este siglo a ofrecerse de esclavo al pueblo español…¡al pueblo español!... menospreciado en esta época por todos los pueblos y objeto de befa para toda nación civilizada”.
No reflejan estos textos un espíritu muy cristiano, pese a la constante invocación de Arana a la religión. No obstante denuncia a veces, hablando del mundo en general: “Es la actual la era del odio”; o clama contra las ideologías dominantes en Europa: “La bandera de bestias tremolada por la sociedad del siglo XIX”. O manifiesta piedad con motivo de la guerra de los boers, en Suráfrica: “Sabida es la inhumana crueldad con que los blancos han tratado siempre y dondequiera a las razas de color” “Los campesinos holandeses (…) consideran a los cafres y demás vecinos negros más bien como animales”. Pero cuando abandona tan lejanas latitudes, estatuye que “gran número” de maketos “más que hombres semejan simios poco menos bestias que el gorila; no busquéis en sus rostros la expresión de la inteligencia humana ni de virtud alguna; su mirada sólo revela idiotismo y brutalidad”. En otros momentos afirma, no sin notoria doblez: “No insultamos al pueblo español, no intentamos ofender a nadie”
21 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 09:39
Este concepto ofrece una clave esencial para comprender el considerable éxito posterior del nacionalismo vasco. La idea de ser parte de una raza especial, una especie de “pueblo elegido”, superior a cualquier otro, y muy especialmente al “maketo”, el más abyecto de todos, seduce y exalta a muchos individuos, al proyectar sobre el exterior las culpas por las insuficiencias de la vida propia. De ahí la dificultad de combatirla con argumentos. Ese atractivo apenas depende del nivel educativo de los individuos, como comprobamos en el ascendiente del nazismo sobre Alemania en los años 30 y 40 del siglo XX, con ideas muy semejantes a las propagadas por Arana, y pese a ser el alemán uno de los pueblos más cultos del mundo.

Por esos años de finales del siglo XIX el nacionalismo catalán buscaba aliados en otras regiones, especialmente en Vasconia y Galicia. Pero topó con el rechazo de Arana y los suyos: “Dice La veu de Catalunya que los catalanes son hermanos nuestros de desgracia, y que también somos en el mismo concepto de los baleares, los valencianos y los gallegos (…) Fraternidad de desgracia; porque, en efecto, fraternidad de raza no la hay entre aquellos españoles y nosotros, como no seamos también hermanos de los coreanos (…) Pero tampoco somos hermanos de desgracia (…) porque la desgracia de los catalanes (…) y la nuestra no se parecen en lo más mínimo. Los catalanes perdieron las leyes privativas de su región; nosotros hemos perdido nuestra nacionalidad e independencia absoluta (…) No es razonable la alianza de los catalanes y los bizkaínos; pues no son semejantes los sujetos Bizkaya y Cataluña, ni se parecen por su desgracia; ni tienen un enemigo común; ni son las mismas sus aspiraciones (…) Equiparar nuestro derecho a constituir nación aparte, con el derecho que le sirviera de base al nacionalismo catalán, sería rebajar el nuestro (…) Nunca discutiremos si las regiones españolas como Cataluña tienen o no derecho al regionalismo que defienden; porque nos preocupan muy poco, nada por mejor decir, los asuntos internos de España (…) No escribimos nuestro periódico para hablar de política extranjera, sino para instruir a los vizcaínos (…) Jamás confundiremos nuestros derechos con los derechos de región extranjera alguna (…) jamás haremos causa común con las regiones españolas. Entendernos en la acción definitiva: esto es lo único que cabe y admitiríamos con cualquier pueblo de la tierra”.
22 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 09:42
El desprecio por la alianza con los catalanes tenía su buena razón: “Cataluña es española por su origen, por su naturaleza política, por su raza, por su lengua, por su carácter y por sus costumbres”. “Ustedes, los catalanes, saben perfectamente que Cataluña ha sido y es una región de España (…) una región con caracteres de nacionalidad”, cosa muy distinta de una nación genuina. Por tanto, recuerda sin piedad: “Maketania comprende a Cataluña”, y, para más claridad, agua el entusiasmo mostrado en La Veu por el Lexikon etimológico, naturalista y popular del Bilbaíno neto, de Arriaga, señalando la acepción de “maketo”: “Maketo es el mote con que aquí se conoce a todo español, sea catalán, castellano, gallego o andaluz”.

Otra razón estribaba en el muy distinto carácter –en opinión de Arana-- de los fueros vascos y los catalanes. Los fueros vascos, --las lagizarra o “leyes viejas”-- probarían la independencia ancestral de su raza, pues no se trataba de privilegios otorgados por la realeza, como los catalanes y los demás, sino de leyes inmemoriales, anteriores a la invasión árabe, que los vascos negociaban de igual a igual, de potencia a potencia con los reyes. Este supuesto ha originado interminables polémicas, no del todo sensatas. La discusión parte de un equívoco: los fueros, vascos y no vascos, solían nacer del derecho consuetudinario local, y en ese sentido su aprobación por los reyes tenía un doble valor, como aceptación de una realidad previa y como expresión de la autoridad regia, como un reconocimiento y una concesión simultáneos. Por otra parte, si las provincias vascas eran independientes, no se entiende bien por qué tenían que negociar sus propias leyes con reyes foráneos, y plasmarlas, además, en el idioma “extranjero”. Pero Sabino, una vez más, miraba al futuro más que al pasado: fuera cual fuere el significado genuino de las “leyes viejas”, él las interpretaba con vistas a la plena separación de España, que es lo que deseaba por otros motivos (moral, raza y similares).
Por lo demás, pensar que los vascos se gobernaban de la misma forma antes de los árabes o de los romanos, y durante la Edad Media, aparte de totalmente indemostrado, parece improbable en sumo grado
De todas formas, la “reintegración foral” quedó siempre como un asunto ambiguo, pues algunos la interpretarían como independencia absoluta y otros como autonomía, traicionando éstos la intención sabiniana, pero con un fundamento histórico más probable. Esa ambigüedad daría pie a acres divisiones en el movimiento nacionalista.

23 Zimmerman, día 8 de Junio de 2006 a las 09:50
El de la Moncloa será un iluminado, pero algunos de los que campan por aquí deberían dejar de prestar atención a las voces de su cabeza.
El primero de todos odiseo: " pero aparentemente es rechazado en las Cortes". El Show de Truman versión Moa. Todos los votantes de PP estais engañados (bueno, sólo los auténticos, los cientos de miles de Gallardón y Piqué no cuentan), el resto de la población estamos constantemente en conversaciones con el Rey de Marruecos y con ETA, todo con el fin de destruir España, claro.
Queremos soviets y Gulags, está bien claro. En las Universidades (controladas por comunistas y homosexuales como Peces Barba) se está intentando revivir el cerebro de Sabino Arana para ponerselo a Acebes. Estais avisados, los servicios secretos cubanos no dejarán uno vivo.
24 sinrodeos, día 8 de Junio de 2006 a las 09:55
ZIMMMERdman
Has empezado a fumar porros muy temprano.
25 bres, día 8 de Junio de 2006 a las 09:57
La indecencia política del PP y AVT no tiene límites.Después de haber insultado gravemente a las víctimas del 11M, ahora les piden sus muertos para sus chantaje y mamoneos políticos.IMPRESENTABLES.
Alcaraz eres un SINVERGUENZA,todo por mantener tu chiringuito personal o pseudong. Me gustaría saber quién financia tus canalladas.

Los forcejeos a Arcadi Espada lo han hecho menos miope y su oratoria parece mejorar por momentos.Las malas compañías no son buenas para nadie.Bono también aprendió del forcejeo.

la extrema derecha está infiltrada en las manis del PP y AVT.Según fuentes de la Guardia Civil, su presencia está justificada como guardia pretoriana de los manifestantes y cómo un afán de hacer acto de presencia para publicitar sus nuevos proyectos.

26 Thor, día 8 de Junio de 2006 a las 09:59
menos mal que todavía queda gente en España que ve las cosas claras, como son. Aunque todavía está la mitad de la población que está anestesiada.
27 sinrodeos, día 8 de Junio de 2006 a las 10:01
BRES (teta)
No tio no te enrolles.
No pararemos hasta que todos los culpables esten encerrados y no permitiremos que gente aprobechada como tus lideres politicos y todas las aragnas como tu utilicen la masacre y la desgracia de miles para conseguir sus macabros fienes politicos.
28 perasalo, día 8 de Junio de 2006 a las 10:01
Buen resumen de Lois. Pero olvida el elemento central, el 11-M. No está cada vez más oscuro, sino cada vez más claro. Es ya evidente que policías del prisoe participaron en él. Es más que evidente que ZetaP lleva dos años mintiendo, impidiendo la investigación y poniendo pruebas falsas (tan de bulto como un Skoda Fabia). En definitiva, ZetaP es el encubridor de los autores del 11-M. Está probado. ¿Por qué los encubre?. Dos años de encubrimiento decidido y continuado fuerzan a pensar que además ZetaP es el primer sospechoso del 11-M. Y su empeño especial en que no se investiguen las pistas que conducen a ETA -entre otras, varias personas vieron a etarras en Madrid en esos días- obligan a pensar que o bien ETA participó en el 11-M o sabe algo del 11-M que compromete a ZetaP. Por eso ZetaP hace lo que le dice ETA: porque le tiene cogido por los vagones. Por los vagones del 11-M. Claro que ZetaP está encantado de que le tengan cogido los etarras, porque tiene el mismo plan que ellos: destruir España e implantar el terror.
Y tienen tanta prisa porque temen que se descubra su participación conjunta en el 11-M. Necesitan destruir antes de que se destruya.
Dejo un reto. Pincho de tortilla y caña a quien sea capaz de encontrar una respuesta posible -ni siquiera real, sólo posible- que exculpe a ZetaP de esta pregunta:

¿Por qué ZetaP dijo el 11-M que había terroristas suicidas?
29 lisarda, día 8 de Junio de 2006 a las 10:01
Illustrator: Las "respetables" ideas del PNV, el partido "democrático y pacífico" que nos han vendido durante años estos cretinos del PP
30 Karim, día 8 de Junio de 2006 a las 10:02
Acracia, Zamarro, tomad esto:

(Cataluña, como Al Andalus es territorio musulman...)

Nuestros antepasados, con un gran tanto por ciento de probabilidades, eran andalusíes, o dicho de manera vulgar eran æmoros'; una palabra que no tenía connotación despectiva. Eran tan æmoros' como los del Ebro para abajo. Y en Cataluña se tiene tendencia a olvidarlo." Dolors Bramon (Banyoles, 1943), profesora titular de Estudios Árabes e Islámicos está convencida de ello después de haber analizado para su doctorado en Historia 494 textos de autores musulmanes datados entre el 713 y el 1010. Su investigación acaba de publicarse en forma de libro: "De quan érem o no musulmans"....
Bramon está convencida, aunque no pueda demostrarlo, de que durante una época la mayoría de la población catalana era musulmana. "Y esto quizá será un revulsivo, pero lo he escrito porque creo que es cierto y que no está mal que alguien lo recuerde de vez en cuando, sobre todo ahora que se habla de convivencia y de los que vienen del Sur."

"Nuestros antepasados, con un gran tanto por ciento de probabilidades, eran andalusíes, o dicho de manera vulgar eran æmoros'; una palabra que no tenía connotación despectiva. Eran tan æmoros' como los del Ebro para abajo. Y en Cataluña se tiene tendencia a olvidarlo." Dolors Bramon (Banyoles, 1943), profesora titular de Estudios Árabes e Islámicos está convencida de ello después de haber analizado para su doctorado en Historia 494 textos de autores musulmanes datados entre el 713 y el 1010. Su investigación acaba de publicarse en forma de libro: "De quan érem o no musulmans".

"Tan andalusí fue Barcelona como Tortosa; Tortosa como Córdoba, y Lleida como Granada. Simplemente -matiza Bramon- unas lo fueron más años y otras, menos." Barcelona, hasta el 801, Girona hasta el 878, Tortosa hasta el 1148 y Lleida hasta el 1149. El concepto andalusí es religioso; no tiene por qué pensarse que la sangre era del otro lado del Estrecho. Podían ser antiguos iberoceltas o hispanorromanos o visigodos que luego se convirtieron al Islam. De ahí el título del libro publicado por el Institut d'Estudis Catalans, del que Dolors Bramon es miembro. En el territorio que actualmente es Cataluña unos eran musulmanes y otros, no.
Acracia, Marruecos no es territorio arabe.
31 Basta Ya !, día 8 de Junio de 2006 a las 10:04
Escriben de Acebes:

"Fíjense en esa postura de cura franquista cargado de odio y rencor, esa predisposición al permanente vómito tan característica de los demócratas de centro reformista"

Gracias senyor diputado socialista Eduardo Madina. Ya veo en que emplea usted el sueldo que le pagamos. Incluso teniendo Acebes predisposicion al vomito permanente, su comentario senyor diputado prueba que mas que predispuesto esta usted seriamente afectado por la enfermedad. Un cancer brutal cuyos sintomas son exactamente los que usted atribuye al ex-ministro Acebes. El odio y el rencor. El insulto facil rememorando un franquismo que no creo haya usted conocido. Ni siquiera en los libros de historia.
32 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 10:05
Esa Dolors de los "aemoros" debe de ser pariente próxima de Aixa Modrejón Cogolludo
33 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 10:06
“He hecho polvo, materialmente, los argumentos del pretencioso pedante señor Carballeira O´Flanaghan, de la Universidad de Princeton – eso dice él, habría que ver qué hace en esa universidad--, el cual ni ha osado a replicarme. Aclarada la cuestión, me dedicaba yo, tan tranquilo, a mis tareas investigadoras, docentes y creativas, cuando unos alumnos me han mostrado las memeces vertidas por algunos individuos contra mí y, lo que es más grave, contra Cataluña. ¿Qué hacer? Pensé no gastar un minuto con gentes tan ineducadas e intolerantes, pero no podría callar sin hacerme cómplice de los desvaríos de unos personajillos grotescos, anticatalanes y anticientíficos, que siembran la confusión, dividen nuestras fuerzas y obran de hecho como agentes provocadores del nacionalismo español. Y me da igual si lo hacen pagados o gratis, y hasta con buena intención. Todo tiene un límite, y las buenas intenciones no pueden justificar la estupidez, la falsedad y la ignorancia.
Ha destacado por su falta absoluta de seny el señor Eguaraz Hernandorena, quien con inenarrable desvergüenza me exige reconozca, con el corazón en la mano, que los vascos bla-bla-blá, y los catalanes están muy por debajo de ellos en diferencias nacionales. Muy bien, pues con el corazón en la mano dígame usted, lenguaraz Eguaraz: ¿Son los vascos tan europeos y civilizados como los catalanes, ein? ¿Tienen algo de carolingios, ein? Lea y medite, buen hombre, si se lo permiten sus cortas entendederas, estas frases simplemente iluminadoras del Molt Honorable Jordi Pujol, pronunciadas en una visita internacional a Aquisgrán, sede del gran Carlomagno: “Cataluña nació como pueblo y como nación hace mil doscientos años, como una marca fronteriza del Imperio de Carlomagno. Cataluña es el único pueblo del Estado español que nace ligado a Europa, y no, como los demás, como una reacción autóctona del legitimismo visigótico contra los musulmanes”. ¿Se entera usted, buen hombre?
Si el orate Sabino Arana –sí, orate, aunque duela—, nos insultaba a los catalanes tratándonos de españoles, lo cual precisa una falta de pudor, de espíritu académico y de actitud dialogante difícilmente superable, si aquel orate, insisto, y si le pica se rasca, suelta tales dislates, nosotros, catalanes auténticos, esto es, nacionalistas, podemos afirmar sin faltar en lo más mínimo a la verdad histórica que ustedes, como los demás pueblos de la península, gústeles o no, a duras penas pueden llamarse europeos, y de carolingios, desde luego…¡venga, hombre! A nosotros nos enorgullece nuestro carácter tolerante, nuestro seny, nuestro ese no sé qué tan difícil de definir, pero evidente para cualquier observador imparcial, que nos sitúa a otro nivel, ¿comprende usted? Y le dejo, pobre señor Eguaraz, por compasión no quiero pulverizarlo a usted, que tanta envidia demuestra ante la formación universitaria de otros. ¡Firma usted “Sin otro título que el de Buen Vasco”! Mire, muchacho, no quiero hacer sangre, pero créame que le vendría bien algún curso en la Pompeu Fabra, para quitarse algo del pelo de la dehesa.
En cuanto a las chillonas, indoctas e ignaras tiradas del señor Brétemas sobre nuestro héroe y mártir nacional, el inolvidable Rafael Casanova, a quien homenajeamos fervorosamente los auténticos catalanes cada 11 de septiembre, y su torpe intento de sustituirle por Villarroel, las pasaré por alto: él mismo se califica con tales sandeces.
Más lamentable me ha parecido que la oficiosa doña Aixa Modrejón Cogolludo dé a entender que Casanova pudiera ser un botifler, pero que lo que cuenta es que el pueblo crea otra cosa: mire usted, doña Aixa, eso podría valer para Andalucía, pero no para aquí. Aquí la gente no se deja engañar, porque el espíritu científico y racional está tan arraigado en la mente catalana, que no acepta cualquier bobada simplemente porque halague su fantasía. Si Casanova es nuestro héroe nacional se debe a que su heroísmo está perfectamente contrastado por las más rigurosas investigaciones históricas. No hay ahí mito, no hay capricho, créame. En la Pompeu Fabra lo tenemos muy claro.
Usted, doña Aixa, es andaluza o andalusí, y como tal árabe-africana, como muy bien indicaba su buen líder Blas Infante. Pueden ustedes creerse, si quieren, el cuento ese de los “baños estupendos” andalusíes mientras los catalanes no nos lavábamos, y no voy a poner en cuestión las excelsas cualidades de la civilización andalusí ni su derecho a mandar a paseo a la maldita España. Pero es indudable que ustedes, como africanos, cultivan más la fantasía que la razón, y no me llame racista por señalar esta evidencia. Cada pueblo tiene sus peculiaridades, para qué, si no, querríamos separarnos de la infame España. Sin que ello entrañe ninguna superioridad o racismo. Bien al contrario, nosotros partimos de la tolerancia y la aceptación del “otro”, ¿entendido? Por eso no vemos inconveniente en aceptar que a ustedes les distingue la fantasía como a nosotros el espíritu científico, a ustedes la cultura africana como a nosotros la europea; a ustedes el toque arábigo como a nosotros el carolingio. A cada cual lo suyo, y todos tan contentos y bien avenidos, ¿no le parece?
¡Ah!, y eso de que Modrejón Cogolludo significa en árabe “la doncella dorada bajo la fuente”, mejor cuénteselo a sus compatriotas andaluces, porque si lo dice en Cataluña puede que nos dé un ataque de risa, y no es por ofender, ¿eh? Y, señor Brétemas, no se haga ilusiones: jamás su Villarroel sustituirá a Casanova en el corazón de los auténticos catalanes, ya puede usted subirse por las paredes o cantarlo en flamenco. Siga usted con sus fantochadas sobre el rey Miro y déjenos en paz a los catalanes, ¿vale? Y, volviendo al lenguaraz Eguaraz, es verdad que conmemoramos una derrota, pero una derrota digna y heroica, no una derrota vergonzosa y traicionera como alguna no tan antigua y de la que ustedes saben mucho, ¿eh? En pro del buen entendimiento entre los nacionalismos catalán y vasco me abstendré de entrar en detalles, pero quizá la palabra Santoña le indique a usted algo.
Con la esperanza de que hayan entrado ustedes en razón y no tenga yo que perder más tiempo en clarificar algunas cosas elementales, les saluda con el más tolerante espíritu carolingio
Francesc Bofarull i Bofarull, de la Universidad Pompeu Fabra.
34 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 10:08
“Calma, señores, calma, calma y más todavía: ¡calma! Vengo leyendo las cartas cruzadas entre diversos nacionalistas vascos, gallegos y catalanes, y se me ponen los vellos como escarpias. Se lo digo con el mayor cariño: por ahí no haya salida, ¡stop! Porque los únicos que van a beneficiarse serán los partidarios de la Españaza de siempre, la derechona inculta y atávica, piénsenlo ustedes bien, se lo digo, repito, con todo mi cariño y con toda mi admiración por la profundidad que todos ustedes demuestran en sus análisis históricos, pero piensen que el rigor no está reñido con la prudencia.
¡Civilización señores! Hay que saber decir las cosas de modo que no hieran, de modo que no hagan llagas en el amor propio, quiero decir, de forma constructiva. Porque es por ahí por donde más se falla, nos embalamos, y ¿cuáles son las consecuencias? Piénsenlo civilizadamente. Además, debemos buscar lo que une y no lo que separa, y dejarnos de minucias. ¿Que el gran Rafael Casanova, dicen algunos pseudohistoriadores o pseudohistoriadoras, fue un españolista que luchaba a favor de la corona de España y que luego sirvió al infame Felipe V? Bueno, ¿y qué? Que digan misa. Es como si ahora sale por ahí un enterado diciendo que Napoleón no descubrió América. Lo que importa, lo que debe importarnos a todos los hombres y mujeres de espíritu progresista, es LO QUE CREE EL PUEBLO. Y si el honrado pueblo catalán cree, sabe, que Rafael Casanova es su mayor héroe patrio, ya pueden ir por ahí cuatro o cinco historiadorzuelos a sueldo de la derechona escribiendo lo que les dé la gana: fracasan y fracasarán siempre. No les demos mayor importancia, seamos civilizados, no nos peleemos por cosas de tan poca monta. Rafael Casanova es el héroe del pueblo catalán, y punto. Que ladren esos fascistas, que luego cabalgamos.
¿O que Sabino Arana dijo que los catalanes eran españoles? Pues lo diría porque le dolía la cabeza, o porque estaba de mal rasque porque la mujer no tenía ganas de hacer el amor, o vaya usted a saber por qué. Malos momentos los tenemos todos, incluso los grandes hombres y mujeres. Nuestro Blas Infante, fundador de la Nación Andaluza, seguro que también los tuvo. No es para ponerse como se han puesto los señores Bofarull y Bofarull o Eguaraz Hernandorena, caramba, que hay que ver, y se lo repito con todo mi cariño, pero es que asustan de cómo se ponen. Y digo yo que lo que debe prevalecer es la solidaridad y el cariño entre todos los y las que luchamos por la emancipación de los pueblos del Estado español. ¿No estáis de acuerdo?
Y me permitirá, señor Brétemas, una recriminación afectuosa: ¡Caramba, señor Brétemas, si a usted lo dejan ocupa con su Galicia toda la Península Ibérica! Eso no puede ser, hombre, déjenos un poquito a los demás, que también somos humanos y tenemos algún derecho, vamos, creo yo. Y no lo digo por enemistad a los gallegos, que yo adoro Galicia y cuando voy por allí me pego unos atracones de marisco y pulpo a la fiera como ustedes le dicen, y de vino Albariño, que me pongo morada, y lo reconozco, como se come en Galicia, en ningún sitio, y mire que los andaluces también tenemos nuestra cocina nacional, que nos la dejaron aquí los árabes, uno de los pueblos más civilizados y refinados de la historia, como ustedes saben. .
Se lo digo, porque, como andaluza o andalusí, algún derecho tengo a llamarles a ustedes un poquillo la atención, porque cuando ustedes aún no se bañaban, nosotras y nosotros aquí teníamos unos baños árabes estupendos, porque nuestra civilización siempre fue más refinada. Que no es mérito especial nuestro, ya lo sabemos, no somos racistas, pero ahí está y ahí queda. Así que tengan una miaja de humildad, se lo pido de todo corazón, que nosotros y nosotras no pretendemos decirle a nadie lo que tiene que hacer, pero las cosas son como son.
Porque ustedes, a veces, parece que como tienen idioma propio se creen, no sé yo, como muy especiales, pero ya lo explicó muy bien aquel genio fundador de la Nación Andaluza, don Blas Infante, nosotras y nosotros, las andaluzas y los andaluces, podemos y queremos “vivir en andaluz, percibir en andaluz, ser en andaluz y escribir en andaluz”. Sí, no se extrañen, porque el idioma andaluz tampoco es español, aunque se le parezca superficialmente, porque, por poner ejemplo, y ya lo dijo también Blas, “el lenguaje andaluz tiene sonidos los cuales no pueden ser expresados en letras castellanas”, y hay que recurrir al alifato para representarlas como es debido. Desgraciadamente cuando los cristianos acabaron con aquella civilización prodigiosa, mucho de todo eso se perdió, pero estamos trabajando por recuperarlo, por “reconstruir un alfabeto andaluz”, como nos ordenó nuestro nunca olvidado Blas, ¡y lo lograremos! ¿No hemos recuperado la bandera de los omeyas y los almohades para la Nación Andaluza, que tanto escándalo armó en su día entre la derechona, y tuvo que replicarles nuestro Blas: “¡Qué país! ¡Llegan a sentir alarma ante el flamear de una bandera de inocentes colores, blanca y verde! Le hemos quitado el negro como el duelo después de las batallas y el rojo como el carmín de nuestros sables, y todavía se inquietan”. Así son esos canallas. Así que no nos subestimen y depongan su soberbia, señores, que a todos nos conviene.
Sobre mis apellidos, cuyo origen árabe no es preciso aclarar a intelectuales de su talla, el primero, Modrejón o Al-Modrejón, quiere decir “La doncella dorada”, y Cogolludo (mejor, Al-Cogolludo), que significa “bajo la fuente”.
Con todo mi cariño: Aixa (al) Modrejón (al) Cogolludo”

Me llega una nota posterior aclarando que no quiso decir Napoleón, sino Colón. Lo suponía.
35 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 10:09
Señor Bofarull i Bofarull, como procuro no leer nunca, por higiene mental, la bitácora del señor (vamos a llamarle así) Moa, no me he enterado de su última contribución (llamémosla también así) de usted, a este debate, hasta que una alumna me lo ha comunicado. Porque yo, señor Bofarull i Bofarull, también soy profesora de la universidad, de la universidad de Granada, y me preparo para titular de una cátedra. No lo dije antes porque no me parece bien ir por ahí jactándose de esto o de lo otro, como hacen usted y el señor Carballeira, y, sí, he oído hablar de la Universidad Pompeu Fabra, pero tampoco es para tanto, no se haga usted tantas ilusiones “carolingias”. Y este debate, que debiera ser clarificador y contribuir a la unión de todos contra la opresión española, pues está resultando todo lo contrario, por culpa de personas cerriles como usted. ¿No se había enterado?
Bien, no le voy a ocultar mi indignación por la forma como se permite usted tratarme: “En cuando a doña Aixa… Bueno, es doña Aixa. Qué le vamos a hacer”. Muy bien, espléndido, qué desprecio, qué arbitrariedad, qué…. ¿Y usted quién es, si puede saberse? Pues se lo voy a decir bien clarito: usted es un machista, un despreciable hipermegamachista, y hasta no me extrañaría que fuera usted un violador y un maltratador de mujeres, no se crea que me voy morder la lengua, porque he conocido a muchos así, como usted, que van de progres por la vida y luego resulta que son unos machistas esaboríos y de la peor especie. No me molestaría en responderle si no fuera porque, por desgracia, la bitácora esa indecente del tal Moa la leen alumnos de mi universidad, y no pienso permitir que se lleven una impresión falsa, señor machista carolingio. Pero es la última vez que me dirijo a usted, que conste. He procurado mostrarme educada y cariñosa, pero veo que es como echar margaritas a los cerdos. O a los burros, ya sabe usted.
Y le voy a decir otra cosa sobre su Rafael Casanova: ¡ni lo que crea el pueblo, ni narices! Me quise congraciar con ustedes en aras de la unidad por el objetivo común, pero ahora se lo voy a decir para que lo entienda bien, ya que presumen ustedes de tan científicos: Su Casanova, su héroe nacional, era un despreciable botifler, y me da igual que todos los catalanes, sin faltar uno, pretendan lo contrario, porque la verdad científica no hace caso de mayorías ni de argumentos de autoridad, como usted debería saber, pero evidentemente no se ha enterado. ¿Va aclarándose usted, señor machista “ científico de la Universidad Pompeu Fabra”? Su Diada es la cosa más idiota y fantasiosa que se pueda imaginar.
Usted nos trata a los andaluces y andaluzas de africanos, de fantasiosos, pero ustedes sí que son fantasiosos, como acabo de demostrar. Lean, en cambio, a nuestro Blas Infante, que ya en 1919 declaró, con verdadero instinto profético: "Sentimos llegar la hora suprema en que habrá que consumarse definitivamente el acabamiento de la vieja España (...). Declarémonos separatistas de este Estado que, con relación a individuos y pueblos, conculca sin freno los fueros de la justicia y del interés y, sobre todo, los sagrados fueros de la Libertad; de este Estado que nos descalifica ante nuestra propia conciencia y ante la conciencia de los Pueblos extranjeros. Avergoncémonos de haberlo sufrido y condenémoslo al desprecio. Ya no vale resguardar sus miserables intereses con el escudo de la solidaridad o la unidad, que dicen nacional".
¿Le parece esto fantasioso, señor Bofarull? Venga, váyase a paseo, machista de m.ierda.
36 ladediós, día 8 de Junio de 2006 a las 10:10
Esta polémica entre nacionalistas es c.ojonuda
37 Basta Ya !, día 8 de Junio de 2006 a las 10:11
Pero que ganas que tiene todo el mundo de mirar hacia el pasado. Y cuanto mas remoto mejor, porque menos datos y con lo cual mas invencion. No digo que la senyora Dolors invente nada, pero especula de lo lindo. Si, posiblemente todos nosotros descendemos en alguna medida de musulmanes. Si. Pero no se como en su gran argumentacion no ha recordado, habra que hacerlo , que la humanidad como la entendemos nacio en Africa. Si. Somos todos africanos. Por eso reclamo con fuerza que se abran las fronteras al pueblo africano, propietarios legitimos de la peninsula y de toda Europa. No vinieron aqui para luego marcharse dejandoselo todo a sus descendientes. No. Devolvamos nuestra tierra europea a los africanos ya que todos descendemos de ellos. No viene mal recordarlo !
38 Basta Ya !, día 8 de Junio de 2006 a las 10:29
Bueno Bres,

Desconocia que fuese usted detentor del pensamiento de la mayoria del PSOE y del PP !
Dice usted que podria votar a Rajoy en tiempos mejores. Menudo error. No seria mejor votar a Rajoy en los malos, peores, tiempos que corren hoy ?
39 Pescata, día 8 de Junio de 2006 a las 10:52
Bueeeenas

40 Pescata, día 8 de Junio de 2006 a las 10:57
Ups ! que se me va el dedillo !

A ver: me ratifico en mi idea de ayer: el mengano este que tan rimbombantemente dice que "pertenece" a la Universidad Pompeu Fabra es, sencillamente, tontolculo. Más memeces en menos tiempo no se pueden decir. Qué bárbaro, oiga !

xao
41 Artigas , día 8 de Junio de 2006 a las 11:03
Blog de Lucrecio:

Tiempos difíciles
Para obtener la paz, sólo hace falta rendirse. A eso se reduce todo. A eso se redujo siempre. Aquí y en todas partes. ¿Vale la pena combatir para ser libre? ¿O es mejor ser apaciblemente esclavo? Rajoy vaciló durante meses. Hoy fue claro. Aguardan tiempos malos. Pero es mejor mirar al mal de frente.
42 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 11:06
Aquí interviene Quiroga:

"Quisiera intervenir en la polémica entre Aixa, Bofarull y Carballeira, en la medida de mis modestas posibilidades:
Intuyo que buena parte de los malentendidos viene de que utilizamos un idioma que nos es ajeno, que nos ha sido impuesto, un idioma brusco, brutal, que tiende naturalmente a la expresión insultante y vejatoria, un idioma imperialista, en suma. Aquí se reía un sinvergüenza de que no habláramos cada uno en nuestro idioma vernáculo. Pues no podemos hacerlo, por desgracia, porque no nos entenderíamos.
Para mí, que hay que volver al Tripartito de 1923, firmado en Barcelona por representantes de los pueblos vasco, catalán y gallego. Entonces, en el convite de honor a los gallegos y vascos, el representante vasco Eguileor habló, como decía el periódico Aberri, con "tonos tan vehementemente patrióticos y tan valientes que produjo un entusiasmo delirante. Pronunció la primera parte de su discurso en lengua vasca, y sólo a instancias del público catalán, que quería entenderle, tuvo que seguir hablando en castellano".
Porque, claro, así son las cosas por desgracia. Esto se lo digo a ustedes, Aixa y demás, porque también aclaraba "Aberri": "No es cierto, como un papelucho local dice insidiosamente, que el señor Eguiuleor hablase en castellano porque no sabe euzkera. Él tiene el altísimo honor de conocer perfectamente el euzkera, por haberlo estudiado muy a conciencia de mayor, como sucede también al señor Gallastegui". Bueno, todos sabemos que Gallastegui y Eguileor nunca llegaron a hablar bien el euskera, probablemente porque todavía no estaba debidamente normalizado como ahora, pero para el caso es lo mismo.
Ya lo hacía notar por entonces el prócer nacionalista catalán Sot i _Delclós también en "Aberri": "Quisiera escribir en cualquiera de los idiomas de estas dos patrias que gimen bajo el yugo de la más injusta de las opresiones. Mas, a pesar de mis fuertes deseos, yo, esclavo, véome forzado a emplear la lengua de mi opresor para comunicarme con mis hermanos de esclavitud ¡Oh ignominia! Quisiera escribir vasco, mas no lo sé, quisiera escribir catalán, mas no lo sabéis vosotros, y de ahí que para comunicarnos nuestros dolores y nuestras tristezas, nos veamos obligados a emplear el idioma español, que nos ha sido impuesto por la fuerza bruta".
Así escribió entonces aquel noble prócer, y tenía razón. Pero el hecho de tener que entenderse en tal idioma no les impidió ponerse de acuerdo en el común esfuerzo.
Por eso yo os exhorto ardientemente, Aixa, Bofarull, Eguaraz, etc. a que, comprendiendo dónde está la causa de esa tendencia a romper el acuerdo entre nosotros, sepamos neutralizar las malas influencias de un idioma desdichado, sobreponernos a ellas.
Quiero recordaros que el Tripartito, que tan fecundos frutos pudo haber rendido, se realizó en una época de crisis del Estado español, y en acuerdo abierto o implícito con el gran liberador del Rif, Abd El Krim. Y ahora mismo vienen en nuestro auxilio, nuevamente, nuestros también oprimidos hermanos musulmanes. Que esta vez la ocasión histórica no se malogre.


43 illustrator, día 8 de Junio de 2006 a las 11:07
"Uno de los más significativos fue el andaluz, promovido por un notario malagueño, Blas Infante, pergeñador de una doctrina en nada inferior a las de Arana o Prat de la Riba. Aspiraba Infante a "vivir en andaluz, percibir en andaluz, ser en andaluz y escribir en andaluz". No llegó a escribir mucho en ese idioma, pero descubrió que "el lenguaje andaluz tiene sonidos los cuales no pueden ser expresados en letras castellanas. Al alifato, mejor que al español, hay necesidad de acudir para poder encontrar una más exacta representación gráfica de aquellos sonidos". Estas particularidades "se deben a influjos clásicos de una gran cultura pretérita". Por tanto creía en la conveniencia de "reconstruir un alfabeto andaluz" para separarlo del "español", aunque entre tanto fuera preciso "valernos de los signos alfabéticos de Castilla".

A juicio de Infante, la historia de su región había sido muy mal contada, debido a intereses bastardos que intentaban disimular su realidad nacional. Andalucía había sido nación en tres ocasiones: la protohistórica Tartessos, la Bética del imperio romano, y la Al Andalus musulmana (la palabra Al Andalus permanece en Andalucía, pero no designaba a esta región, sino a toda la parte de la península que llegó a estar bajo poder musulmán). Después habían llegado la miseria y la opresión españolas. De aquellos tres momentos, el más interesante para él era el tercero, por más reciente: en la "comprensión" del período andalusí debía descansar la recuperación de la "conciencia" andaluza. De modo parecido a Arana, diseñó para su "nación" un escudo y la bandera verde y blanca, colores de los omeyas y los almohades respectivamente. Ante las burlas y quejas, Infante exclamó: "¡Que gobierno, que país! llegar a sentir alarma ante el flamear de una bandera de inocentes colores, blanca y verde! Le hemos quitado el negro como el duelo después de las batallas y el rojo como el carmín de nuestros sables, y todavía se inquietan" ¡Un inocente, el buen Infante!, y lo del "carmín de nuestros sables" está sin duda muy logrado. Su fervor por Al Andalus le llevó a peregrinar a Marruecos en pos de la tumba del rey de la taifa sevillana Al Motamid, y a escribir dramas en honor de él y de Almanzor, enalteciendo las glorias árabes.

De acuerdo con esas ideas, y remitiéndose al principio de autodeterminación, escribía en un manifiesto, el 1 de enero de 1919:

Su modo de pensar evolucionó, y contrapuso al "principio de las nacionalidades" de Wilson, ajeno al espíritu andaluz, creía él, un "principio de las culturas", más revolucionario a su juicio. Pues sentía inclinación por el anarquismo, y le caían en gracia sus ataques al estado (Andalucía era, con Cataluña, la región de mayor influencia ácrata). Inventó un himno andaluz cuya letra exigía "Tierra y libertad", un poco al estilo ácrata. Pero el mensaje de Blas Infante apenas iba a cuajar en Andalucía, y por ello el nacionalismo andaluz tuvo escasa trascendencia en la historia de España. Ha sido en la transición posfranquista cuando diversos movimientos, no sólo los "andalucistas", han reivindicado al botarate.


44 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 11:10
Por un momento, el señor Bofarull mostró un punto de debilidad...

"Señor Quiroga, debo manifestarle que me ha emocionado usted. Creo que da plenamente en el clavo, y no puedo dejar de recordar a nuestro gran Guimerà cuando escribía a los vascos: "Juntos hemos luchado. Si un día nos perdiéramos, por el ruido de las armas nos encontraríamos". Y también decía a los navarros, que tanto han llorado y lloramos, en compañía de los catalanes, a Carlos de Biana: "Juntos hemos llorado. Si un día con las lágrimas no nos viéramos, por los gemidos nos reconoceríamos". Conozco los textos de Sot : "Nuestros abuelos juntos lucharon y juntos lloraron la pérdida de sus libertades. Nosotros, sus herederos, sus vengadores, también hemos de luchar unidos". Sot falló: no correspondería a su generación vengar los viejos agravios, pero estoy seguro, como usted, señor Quiroga, de que esta vez la fortuna nos sonreirá. Sólo hace falta que sepamos tratarnos. Desde aquí ofrezco mi mano tendida al señor Beasain y que la cordialidad y el seny reinen entre nosotros. Los necesitaremos ante las arduas luchas que se avecinan.
No crea que no he pensado también en lo del idioma. He pensado si no sería posible que escribiéramos en inglés o francés. Sin embargo no lo veo fácil. Yo entiendo bastante bien los dos idiomas, pero de ahí a expresarme con soltura en ellos hay un largo paso y ya no estoy para ponerme a estudiar. Y supongo que si cometiera o cometiéramos algunos fallos, tendríamos a toda la cohorte de españoles riéndose de nosotros. Evitémosles en lo posible esos regocijos indecentes.
Lo de Colón: en aras de la paz entre nosotros, propongo que dejemos el tema de lado, aunque sostengo que las mayores probabilidades, con mucho, son de que sea catalán."

Francesc Bofarull i Bofarull, de la universidad Pompeu Fabra

45 Pescata, día 8 de Junio de 2006 a las 11:13
BRES dijo el día 8 de Junio de 2006 a las 11:00:
Ahora que se lleva esto de "logsiano" como algo despectivo (en estos chats de la derecha), en qué medida es culpable Labordeta, la Ley Villar Palasi en engrendar casos como el de Losantitos;
resentido, malhumorado en las formas,insultón,multiusos del saber,falto de logopeda,con síndrome de acharnegamiento supremo,faltoso,mafioso, malencarado,un poco payasete...arrogante con los de la clase de su papa, y poeta recitador, algo bufón...y una largo etc....

Pues nada, muchachos, así habló el fenómeno de Bres. Todo un carácter, eh ?

Hombre, Bres, puedo hasta concederte el beneficio de la duda, en aras del talante y del buen rollito, de que Don Federico sea en ocasiones faltoso, a menudo malencarado, incluso a veces bastante payasete (aquí te has quedado corto, hermoso). Pero mira, hermoso, no te quepa la menor duda de que es un multiusos del saber, en absoluto falto de lopedia (desde luego no creo que tenga un logopeda para él solo, aunque a tí seguramente te vendría bien), y ya me contarás el why because de mafioso.

Lo del síndrome del acharnegamiento supremo no merece muchos más comentarios, salvo el decirte que te des una vuelta por la famosa Universidad Pompeu Fabra a ves si te unes al tontolculo del tal Bofarull i Bofarull (vaya tela !!) y formáis pareja para un mus (si es que se juega a tan noble arte en aquellas tierras de España).

Ala, majo, que te vayan dando.

xao
46 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 11:14
No me digan que doña Aixa no está`puesta:
"De Aixa, para el señor Quiroga:
Un tanto alterada por la polémica con el señor Bofarull i Bofarull, he estado bastantes días sin leer el blog del ex terrorista que el diablo confunda, y por ello se me ha pasado su inteligentísimo comentario que, leído hace unos días, puede creerme que me ha emocionado. Lo he fotocopiado y repartido entre bastantes profesores y alumnos de mi universidad de Granada, y, créame, todos lo han recibido como quien ve la luz después de andar mucho tiempo tanteando entre sombras.
Yo estaba bastante desconcertada por la forma como catalanes, gallegos, andaluces, vascos y otros estábamos, como quien no quiere la cosa, enfadándonos y echándonos cosas en cara, en lugar de unir nuestras fuerzas contra el común opresor. ¿Por qué, porqué tenían que ser así las cosas, por qué no podríamos disimular nuestras faltas y dejar de lado querellas y desprecios, en aras del bien común? ¡Parecía cosa del demonio, o del destino!
Y usted, con auténtica genialidad, perdone si ofendo su sentido de la modestia que adivino tras sus inspiradas palabras, ha encontrado la raíz del mal en un par de frases, como quien dice, en fin, lo propio de una mente fuera de serie. Créame que le envidio.
Ha dicho usted:
“Intuyo que buena parte de los malentendidos viene de que utilizamos un idioma que nos es ajeno, que nos ha sido impuesto, un idioma brusco, brutal, que tiende naturalmente a la expresión insultante y vejatoria, un idioma imperialista, en suma.”
¡Pues ahí está, efectivamente, la raíz del mal! No puedo seguirlo a usted del todo cuando asegura que si cada uno hablase su idioma propio y natural no nos entenderíamos. ¿Por qué no? ¿Por qué no podríamos estar los vascos, los catalanes, los gallegos y los andaluces hablando cada uno su propio idioma y entendiéndonos perfectamente? Eso podríamos lograrlo con la mayor facilidad porque lo que cuenta, lo que realmente tiene valor es que las palabras salgan del corazón, que sean sentidas y sinceras. Ese es el lenguaje universal, el lenguaje del corazón, en el que todos nos podemos entender perfectamente.
Tenemos la enorme suerte de poseer esta riqueza idiomática, que nos aparte del tosco y feroz idioma castellano o español, y ¡somos tan tontos, incluso, perdóneseme que lo indique, tan acomplejados, que no la aprovechamos a fondo!



47 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 11:16
Todos están conmovidos...

A DOÑA AIXA

Ah, mi querida y admirada doña Aixa, de la universidad de Granada, cuyas brillantes intervenciones llevo siguiendo algún tiempo, así como las respuestas no menos inspiradas de mi admirado señor Bofarull i Bofarull, de la universidad Pompeu Fabra, o las de mi paisano Carballeira O´Flanaghan, de la de Princeton: todas ellas repletas de ideas, de argumentos profundos y originales, de envidiables conocimientos históricos y, no obstante, abocadas, por no sé qué desdichado sino, al enfrentamiento no sólo estéril sino, aún diría más, inútil. Bien sé que, al no profesorear yo en ninguna universidad, debiendo contentarme con mis labores de literato ocasional y autodidacto, no podría competir con ustedes en ningún terreno, y, sin embargo, espero sepan perdonar mi osadía al echar mi cuarto a espadas en esta partida, con mis inevitables errores. Pido perdón por adelantado.
La idea de que es el áspero, rupestre y en más de un sentido brutal idioma castellano, impuesto a nuestros pueblos por la fuerza de las armas, por la ley del más fuerte, por la ley de la jungla, la idea de que es ese idioma, dicho en dos palabras, el que nos impide entendernos como sería deseable, se me ocurrió a raíz de leer al gran Américo Castro, prócer ilustre que tantos caminos ha abierto y tantos enigmas históricos ha aclarado científicamente, el cual ya explicó muy bien tanto la propensión invencible de los españoles a la guerra civil como las razones de la misma: la salvaje imposición de los castellanos cristianos sobre la espléndida prosapia de judíos y sarracenos, arrasando culturas magníficas y extendiendo la barbarie africana del uno al otro confín de la península, si exceptuamos al fraterno pueblo de Portugal, tan afín y querido por nosotros, los gallegos.
Como señalé en mi anterior intervención, y como usted, dilecta doña Aixa, está en las mejores condiciones de comprender, la tragedia de la imposición de las castas cristianas sobre las hipercivilizadas culturas de Al Ándalus y Sepharad, y luego la innoble y despiadada expulsión de ambas, trajo consigo, inevitable e inmarcesiblemente, la semilla nefasta de la guerra civil. Fue culminar la mal llamada reconquista, y los españoles no han dejado de asesinarse entre ellos y de oprimir de paso a los pueblos gallego, vasco, andaluz y catalán, que llevan cinco siglos gimiendo bajo su horrísona tiranía.
Hay, sin embargo muy fuertes vislumbres de esperanza hoy en día, cuando el resurgir poderoso de los pueblos musulmanes alumbra una nueva era, y yo, personalmente me huelgo en las noticias sobre la acelerada vuelta a la península de cientos de miles, que pronto serán millones, de hermanos musulmanes, y la conversión de numerosos individuos de los pueblos peninsulares a aquella religión que tantos días de gloria y cultura dio a la península, en especial, mi querida doña Aixa, a su realidad nacional andalusí. Columbro ya el momento en que, entre ellos y nosotros, demos fin, de una vez por todas, a tantos siglos de esclavitud y tinieblas.
No obstante, doña Aixa admirable y admirada, permítame una observación: por mucha sinceridad y corazón que pongamos en la tarea, la cruel experiencia me indica que poco adelantaríamos si, para comunicarnos entre nosotros y planear conjuntamente la ofensiva conjunta y final, utilizáramos cada uno su idioma particular, porque, por mucho que nos duela, las huellas del pasado oprobioso continúan vivas, nos condicionan, nos imponen el terrible idioma de Castilla, y la cosa podría dar lugar a muchos malentendidos, perjudiciales para nuestra causa. No bastan el corazón y la sinceridad. Es su generosidad, doña Aixa, la que le lleva a ese punto de vista lleno, sin duda, de grandeza, y de gran porvenir, como es obvio para todos, pero hoy en día de harto difícil aplicación. Yo propongo, más modestamente, que, haciéndonos bien conscientes de los influjos funestos del idioma en que nos vemos obligados a expresarnos, hagamos un denodado y resuelto esfuerzo por romper su inconsciente condicionamiento, procurando escoger las palabras más suaves y halagüeñas para tratar entre nosotros. ¡Pensemos en la inmensa trascendencia de nuestra lucha común y no malgastemos energías peleándonos entre nosotros mismos, como usted muy bien indica!
Y nada más por hoy, mi querida doña Aixa. Me despido devolviéndole el beso que ha tenido a bien otorgarme. Suyo,
Prisciliano (mis amigos me llaman Prisci) Quiroga Ameixeiras
48 laboro, día 8 de Junio de 2006 a las 11:17
Vuelve Bofarull por sus fueros carolingios:

"Bueno, doña Aixa, y don Prisciliano, no dejo de apreciar, créanme, sus buenas intenciones, y no dejo de reconocer que la necesidad de emplear un idioma tan infecto como el castellano perjudica inconscientemente nuestras relaciones, etc. etc. Sí, bien, todo eso es cierto, y hasta podría hacerse alguna tesis doctoral al respecto, estoy considerando la idea en mi universidad Pompeu Fabra, que, como saben, realiza una serie de tareas de alto nivel, aunque no voy a extenderme ahora al respecto.
No obstante, y aun reconociendo lo que de verdad pueda haber en su aserto, deben ustedes reconocer que no pasa de ser una ocurrencia, o si quieren, una intuición bien orientada, pero un tanto burda, primitiva, como de cuando suena la flauta por casualidad. Y la idea precisa, por tanto, una elaboración más profunda, definida y académica, que sólo personas de prosapia carolingia y formación auténticamente científica están en condiciones de elaborar. Insisto en ello, y no lo vean como un intento de minusvalorarles. Pues ustedes, las andaluzas y andaluces, doña Aixa, son de clara estirpe bereber, con sus defectos, pero también con sus virtudes, eso nunca lo negaré, y por tanto muy dadas y dados a bellas fantasías… pero, ¡ay!, poco aptas y aptos para las tareas científicas de alto nivel. Y ustedes, los gallegos, don Prisciliano, no les van a la zaga a los andaluces en cuanto a espíritu fantasioso, aun si éste cabe entroncarlo más bien con su raigambre céltica, sus gaitas y su caldo gallego (delicioso, por cierto).
Y una manifestación de esas llamémosle peculiaridades idiosincrásicas de los gallegos, mi querido don Prisciliano, he podido comprobarla en algunos de sus paisanos, el tal Brétemas y sobre todo el tal Carballeira, de la Universidad de Princeton (¡qué hará en esa universidad, Sant Jordi santo!) que han osado, sin prueba alguna, sin documentación y sin fuentes fiables, afirmar que nuestro héroe nacional, don Rafael Casanova, era en realidad un botifler, y que el verdadero héroe fue no sé qué gallego… Dejémoslo ahí. Qué fácil es ver la paja en ojo ajeno, y qué difícil ver en el propio la viga de hormigón armado como las que colocan en los puentes de las autopistas, como podría haber dicho nuestro añorado Carlomagno, si hoy viviera…
Porque debo insistir, por interés científico, en la inmensa barbaridad, totalmente injustificable, de haber hecho ustedes del día de Santiago el día de la patria gallega. Es decir, han hecho ustedes, y permítanme que se lo diga con el mejor ánimo de conciliación, fraternidad y unidad entre nuestros dos pueblos, han hecho ustedes coincidir su jornada patria con el símbolo por excelencia de la nación opresora. ¡De la nación que lleva oprimiendo a ustedes, los gallegos, desde hace siglos, desde tiempos del rey Miro o del rey Réquila o de quien ustedes quieran, no voy a entrar ahora en esas historias! Con esa insana, bárbara e indocumentada decisión, ustedes se han identificado son sus opresores seculares, señores gallegos, se han identificado con los mismos que les han mantenido y les mantienen en la esclavitud, a sangre y fuego. No consigo imaginar una indignidad, una abyección, una sandez mayores que la identificarse con sus brutales amos. Porque aun admitiendo su idiosincrasia céltica y su carencia de los que pudiéramos llamar, en cierto modo metafóricamente, genes carolingios, eso, francamente, me parece excesivo. Me permito recomendarles que se pasen por algún departamento de historia o sociología o filología de la Universidad Pompeu Fabra para que les aconsejen al respecto, siempre en el mejor espíritu de amistad y progreso.
Queda de ustedes afectísimo y seguro servidor
Francesc Bofarull i Bofarull, de la Universidad Pompeu Fabra y ex detective.
49 ricardo, día 8 de Junio de 2006 a las 11:23
Por desengrasar un poquito ¿Por qué no hablamos de la selección y del mundial? Desde mi modesta opinión creo que debriamos usar más las bandas porque si no, lo vamos a pasar mal.
50 Pedro, día 8 de Junio de 2006 a las 11:23
"Doy un repaso la lista de los prohombres de la nueva nación de naciones: Otegi y los encapuchados, Carod Rovira, Rubalcaba, Polanco, Patxi López, Pepiño Blanco, López Garrido, Maragall, Montilla, Mas, Chaves, Bosé, Zerolo, Boris... ¿Nos da igual lo que haga Zapatero con esta pléyade de hombres? Estos gestantes de la nueva nación son los que marcan el perfil y los rasgos de la nueva España política, los que deciden lo que es democrático y lo que no lo es, los que nos enseñan lo que dice y lo que no dice la Constitución. Es patético contemplar que tenemos a un Gobierno que se exaspera en convencernos de que los terroristas y los que los apoyan son gente de paz, que están entrando por el buen camino; y que, en cambio, los diez millones de ciudadanos, que representa el PP, están en peores disposiciones democráticas que los terroristas. Se ha roto todo sentido de la moral y la justicia, se ha perdido el pudor y la decencia"
http://iglesia.libertaddigital.com/articulo.php/12...
En lugar de chatear -que esto siempre acaba derivando en lo mismo, y con los mismos-, propongo hacer un listado,-del que luego, si queréis, podemos comentar- sobre los problemas que concurren en nuestra sociedad, y particularmente en España, campo éste en el que no he entrado.

Mientras reposaba el desayuno se me ocurrieron unos pocos.

1-¿Sobrevive una nación, una sociedad o una civilización donde el partido o las fuerzas políticas más fuertes obtienen sus votos dirigiéndose exclusivamente a la suma de los que viven a cuenta de la plusvalía generada por los demás -empezando por los de su misma clase social- más la de todos los descontentos de la índole más diversa o heterogénea que toda sociedad genera?
2-¿Es posible continuar con el sistema de pensiones, dado que su propia estructura es pura y simplemente fraudulenta, como lo es todo negocio montado en una estructura piramidal?
3-¿Es posible afrontar nuevos retos políticos y económicos con un número creciente (en cifras absolutas y relativas) de individuos que dependen totalmente del estado para su supervivencia?
4- ¿Llegará un momento en que la suma de funcionarios, parados, subsidiados y pensionistas alcance un nivel crítico a partir del cual nada pueda decidirse si no es con su consentimiento?
5- Si el mundo de la Edad Antigua cayó por no poder mantener el sistema esclavista, ¿caerá nuestra civilización ante el empuje de los nuevos bárbaros porque nuestra sociedad no los pueda no ya educar sino ni siquiera mantener?
6- ¿Es posible la supervivencia de una nación que se niega a ver las verdaderas amenazas exteriores, y cuando las ve opta por el entreguismo, la no violencia, renunciando incluso a disponer de un ejército con el que defenderse?
7- ¿Cuál es el futuro que se puede esperar de las generaciones que en el presente están educadas en valores (cuando éstos existen) que en el mejor de los casos pueden ser calificados de valores crítico-negativos con respecto a la sociedad, nación o civilización a la que pertenecen?
8- ¿No será ocupado ese vacío del saber positivo por nuevas creencias que precisamente por saber que su única fuerza residió en la debilidad que mostró su adversario, (previa inyección de un sentimiento de culpa) se vean abocadas inevitablemente a reprimir cualquier manifestación social o intelectual que reproduzca la misma situación que a ellas les resultó tan favorable?
9- ¿Es inevitable la aparición de iluminados, no tanto por su oportunismo como por la demanda social de buscar en la excentricidad la solución a tantas contradicciones, que por tener éstas sentidos opuestos se neutralizan y por tanto inhiben a los individuos; individuos que al ir en aumento lleven a una verdadera patología de masas? ¿Estamos ya inmersos en ese proceso?

A ver si se os ocurren más. No os centréis en responder o en comentar, sino en plantear nuevos interrogantes, porque los habrá, sin duda, más importantes precisamente por envolver a los ya expuestos y al mismo tiempo plantear otros nuevos. Con que sean nuevos es suficiente.

« 1 2 3 4 5 6 7 8 9 »

En formato RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899