Menú

Tontos y listos

15

José Enrique podrá llamar tonto las veces que él quiera a Fabiano Eller, pero, gracias a un gol del defensa brasileño, el Atlético de Madrid se llevó tres puntos importantísimos de El Madrigal. Eller se limitó a hacer lo que Diego Forlán, un jugador muy listo, dijo que él haría en una situación similar: chutar a gol y luego preguntar qué pasaba con el caído. He visto repetidas varias veces las imágenes de la jugada del gol atlético y no creo que nadie pueda afirmar con certeza que Agüero vio a Guille Franco tumbado sobre el césped. Pero es que, incluso en el caso de que le hubiera visto, la potestad de parar el juego corresponde única y exclusivamente al árbitro del partido y, desafortunadamente para todos, el árbitro que les había tocado en suerte para ese partido era realmente malo, un horror.

En septiembre alabé la decisión adoptada por José Luis Mendilibar de advertir a todo el mundo antes de cada partido que sus jugadores no lanzarían el balón fuera bajo ninguna circunstancia, ni por un lesionado, ni por un mareado, ni siquiera por un embarazado. Supongo que esa decisión unilateral del entrenador del Valladolid será a estas alturas conocida de sobra por todos y cada uno de sus rivales de Segunda y que éstos, en una situación parecida, le pagarán a él con la misma moneda. Mendilibar no es un desalmado a quien le importa un bledo el dolor ajeno, no; lo que ocurre es que Mendilibar cobra por entrenar, no por parar el juego cuando hay un lesionado. Ese es justamente el trabajo del árbitro. ¿Qué le habría dicho Manuel Pellegrini a Muñiz si éste se hubiera dirigido al banquillo del Villarreal para cambiar a Pires por Josico? Supongo que el chileno habría puesto el grito en el cielo, ¿no? Pues al revés sucede igual.

Me parece que algunos futbolistas del Villarreal, excepción hecha de Forlán que dejó bastante claro que él habría chutado primero y preguntado después, llaman tontos a algunos futbolistas del Atlético de Madrid porque fueron precisamente ellos quienes picaron de auténticos sansirolés. Por si los árbitros no tuvieran ya suficientes problemas con la famosa unificación de criterios, ahora quieren dejar también a criterio de los jugadores, unos egoístas de tomo y lomo, cuándo echar la pelota fuera y cuándo no hacerlo. Primero les dieron un dedo, luego la mano y han acabado por agarrar todo el brazo. Ojalá se produzcan en el futuro cuatro o cinco jugadas parecidas a la de Eller en El Madrigal. Así, el entrenador se dedicará a entrenar, el goleador a golear, el árbitro a arbitrar y el directivo a decir chorradas. Cada uno en su sitio.

15
comentarios
Escribir comentario
1 plumcake, día

Este tema es interesantisimo porque tarde o temprano tenia que suceder. Este es el antifutbol que entrenadores como Bilardo siempre han predicado y que no provoca nada mas que ganas de vomitar ya que premian mas el juego marrullero que el juego limpio.
Hoy en dia, en las escuelas de futbol se prefiere enseñar a los niños a hacer faltas tacticas, agarrar a los contrarios de la camiseta en los corners, perder tiempo mientras puedas antes de jugar, etc..... Y luego nos enfadamos de todas estas cosas que ocurren.¿De que nos quejamos ?
Lo que ayer ocurrio en El Madrigal era cronica de una muerte anunciada. Que nadie se eche las manos a la cabeza.

Esto no es futbol.

2 sevillon, día

Yo lo que creo es que en ese tipo de jugadas el jugador tirado en el suelo no debería contar para el fuera de juego, igual que un delantero que no busca la pelota no cuenta tampoco.
En cuanto al comportamiento de los jugadores del Atlético, me dá la impresión de que al menos el que tira el centro no sabe que hay un jugador lesionado y los que van al remate tampoco, porque de hecho se intentan salir de la línea de defensas que supuestamente marcaba el fuera de juego.
De todas formas pienso que si es otro equipo no madrileño el que se aprovecha de esa circustancia, el Marca y el As lo crucifican y lo proponen para quemarlo en la hoguera al día siguiente.
Saludos

3 DHume, día

Buenas tardes a todos.

Juanma, se te ha olvidado que hubo un penalty en el tiempo de descuento a Jose Mari. Un señor penalty. Cuando en el reglamento se refieren a la pena máxima ponen la foto de Jose Mari entrando en el área siendo derribado por Perea, creo.

Quizá si el árbitro hubiera pitado el penalty, Forlán hubiése marcado, el partido hubiése acabado en empate y aqui paz y después gloria. Si se llega a producir el 1-1 hoy no estaríamos hablando tanto del asunto.

Seguramente, el referee hará como su compi del derbi y hoy sin falta aclarará que se equivocó y benefició al Patético.

Saludos.

4 plumcake, día

Estoy de acuerdo con sevillon, pero los unicos culpables son los jugadores y entrenadores que potencian cada jornada este tipo de jugadas y no recapacitan que tarde o temprano les puede ocurrir a ellos. ¿ cuantas veces el entrenador del Villareal habra alabado la actitud de alguno de sus jugadores al hacer teatro en una jugada de este tipo ?
Tienen lo que se merecen.

5 pisha, día

DHume, aquí se está hablando de otra cosa.
Evidentemente el penalty es claro (y estúpido por cierto) y eso lo que hace ver es lo malo que es el árbitro en cuestión, pero en la situación del artículo el que lo hizo mal fue Guille Franco.
Cuando te tuerces un tobillo en una caida no te puedes quedar tirado en la línea de gol, te vas a la pata coja fuera del campo. Quizá la jugada fue rápida y no le dio tiempo, quién sabe.
Lo que sí que es cierto es que hay que saber distinguir cuando un jugador está fingiendo después de una patada y cuando quiere perder tiempo. Tengo entendido que ha habido situaciones parecidas en Inglaterra y se ha repetido el partido aunque aquí no hay tanto "fair play".
Aquí en España estamos acostumbrados a la picaresca, en Inglaterra te tienen que haber partido la pierna para que te quedes tirado en el campo.

6 taros, día

En esta jugada en concreto, el jugador del Villarreal no recibe un golpe tremendo, ni una entrada pavorosa, ni le golpean con nada desde la grada. Se hace daño en el salto. Y prefiere quedarse en el suelo que seguir jugando, después eso si, de mirar, dar unos pasitos y comprobar que la pelota no estaba por ahí.
Seguramente la próxima vez Guille Franco no se tirará al suelo en mitad del area esperando que alguien eche el balón fuera para que la jugada termine porque él se ha torcido ligeramente un tobillo.
Independientemente de tontos o listos en esta jugada el desleal ha sido el jugador del Villarreal que ha intentado sacar partido de un ligero dolor. Los jugadores del atleti, consciente o inconscientemente simplemente no han caido en la trampa.
Los jugadores abusan de quedarse en el suelo para su propio beneficio y el de su equipo, en busca de que el juego se pare, de perder el tiempo, de que a un jugador rival le saquen una tarjeta, de descanso...Por una vez que les sale rana veinte les beneficia la triquiñuela.

7 DHume, día

Resulta evidente que ningún jugador del ateti se aprovecha de la situación. No sé si vieron o no vieron al jugador en el suelo, pero no se aprovechan, puesto que varios jugadores salen del área siguiendo la linea de defensa del Villarreal. Resumiendo, si Guille Franco no se queda en el suelo el atleti hubiéra marcado igual. Creo yo.

Lo que quiero dejar patente es que esta jugada puede dejar en un segundo término el penalty. Paradojas de la vida, si el árbitro pita el penalty y el Villarreal empata no se hubiése montado este follón por el affair Guille Franco.

Saludos.

8 juanma32, día

taros:
De acuerdo contigo al 100%. Es más, creo que el jugador del Villareal se hace el listillo y mira de reojo al árbitro para ver si detiene el juego. No era tanto el dolor, supongo. El cambio del reglamento, dejando la decisión en manos del árbitro, ha sido perfecto: se acabó el cuento chino de las lesiones simuladas de los jugadores, y el teatro de echar el balón fuera 10 metros adelante, y que te lo devuelvan 30 metros atrás, y que te presionen, etc.

9 sevillon, día

Dehume, aprovecharse sí se aprovechan porque si no es por el jugador lesionado había fuera de juego del que remata. Yo lo que pienso es que no se dieron cuenta y por tanto nada se le puede reprochar.
Lo del penalti no lo sabía porque sólo he visto la jugada del gol.
Al Sevilla ayer le birlaron un clamoroso penalti cuando el lanzar un libre indirecto dentro del área un jugador del Rácing se lanza a los pies como si fuera el portero y para el balón con la mano.
En el resumen que he visto ni siquiera se molestan en poner la jugada. Pero ya se sabe, el Sevilla molesta ahí arriba y mejor no hablar de los siete u ocho puntos que volaron para no volver.
Saludos

10 plumcake, día

Juanma me da la sensacion de que nos estamos desviando del tema que, si penalty si o no, y este nos es el tema.
El tema es cada vez se practica menos el futbol y cada vez se potencia mas la marrulleria

11 captaina, día

Yo creo que las cosas son más sencillas, el Guille se lo montó de cara dura y le salió el tiro por la culata, los del atleti a lo suyo y gol al cesto.
Estamos muy lejos de aquellos años cuando el Sabadell era equipo de 1ª división y jugaba un tal Zaballa, fino jugador por cierto, quien viendo desde el borde del área al portero en el suelo la saco por encima del larguero. Le dieron un premio al fair-play. Hoy, a lo mejor, lo hubieran dado la baja al final de temporada.
En cuanto a Sevillón, le viene bien el apodo, no se que partido ni que penalty vió, el Sevilla no fue ni de lejos el equipo que está siendo toda la temporada y el Racing demostrá que a pesar de los cuatro goles del domingo anterior, sabe defender además de atacar.

12 sevillon, día

Captaina. Te digo que no he podido ver en ningún resumen esa jugada. Yo estaba en el campo y te aseguro que ví al jugador del Racing lanzarse a los pies del que tiraba la falta del Sevilla y que le paró el balón con las manos.
Me encantaría ver esa jugada y mi queja es que no he podido verla en ningún resumen (rojadirecta y elmundo.es). Si se confirma que esa jugada es penalti habría que sumarla al gol anulado la semana pasada a Luis Fabiano que era legal y a los arbitrajes padecidos en Barcelona y Calderón en la primera vuelta. A mí me salen ocho o diez puntos que nos darían un comodísimo liderato.
Que el Sevilla no esté ahora al 100% es otro tema.
Saludos

13 bigpigmi, día

Apoyo total a la Teoría Mendilíbar: ni un balón fuera por lesión o supuesta lesión del contrario. Que recaiga en el árbitro (como tantas otras cosas) la decisión de parar el partido.

14 UrbanMin, día

¿Qué dice el reglamento sobre esto? A veces a los propios médicos de los equipos les cuesta saber el alcance de una lesión tras unos minutos de examen, ¿y deben los árbitros averiguarlo a distancia y en segundos? No creo.

A menos que alguien conozca el reglamento bien y me rectifique, supongo que sólo obligará a parar el partido tras accidentes flagrantemente graves, y si no lo hace sería un fallo arbitral, no otra cosa.

Por lo que sé, el árbitro del Villarreal-Atlético no se equivocó. Aunque se hubiera equivocado, no existe ningún "pacto de caballeros" para compensar errores (por ejemplo: marcarse un gol en propia meta o tirar a fallar un penalty injusto).

Si Guiile Franco fue honrado, la situación sería equiparable a cuando un equipo pierde a un jugador por lesión y no puede hacer más cambios. Mala suerte, así es el deporte y la vida. Si no fue honrado le está bién empleado.

15 Rero, día

A diario vemos como los jugadores de cualquier equipo, de todos los equipos, se tiran antideportivamente al suelo simulando lesiones importantísimas que, por arte de magia, se superan en uno o dos minutos. Vemos, también -aunque es otro tema- como no sólo simulan faltas o lesiones, sino que antideportivamente piden la tarjeta para el contrario, supuesto infractor. Todas estas cosas -y más que hay, antideportivas, por supuesto- las pasamos por alto cuando quien las hace es un jugador de nuestro equipo. Incluso las jaleamos. Ahora bien, si quien las hace es del equipo contrario nos sale la vena purista del fair play y nos rasgamos las vestiduras por su falta de deportividad. Resumiendo y volviendo al tema de hoy: Solamente el árbitro, en mi opinión, debe parar el juego. La obligación del contrario al que se encuentre en el suelo o se tire es seguir jugando, salvo que el caso o situación sea tan aparatosa que a cualquier lego en la materia vea que la cosa no es que sea grave, sino gravísima. Y en esta situación super extrema la conciencia individual es la norma próxima de actuación, por encima de cualquier ley o reglamento.

Herramientas