Menú

Con tu apoyo hay ms Libertad
  • Sin Publicidad
  • Acceso a Ideas
  • La Ilustracin Liberal
  • Eventos

Modric se inmiscuye en los asuntos de Cristiano y Messi

Juan Manuel Rodríguez
23

El Balón de Oro que le van a entregar esta noche a Luka Modric es muy significativo por varios motivos. Primero porque rompe una dinámica, la de la rocosa alternancia entre Cristiano y Messi a la hora de conquistar tan prestigioso galardón, que duraba desde 2008, año en que lo ganó por primera vez Cristiano pero con la camiseta del United. Para que nos hagamos una idea del tiempo que llevan ganando el Balón de Oro entre el portugués y el argentino sólo hay que recordar el nombre del último futbolista que se hizo con el premio que no fuera ninguno de los dos: Kaká, que por aquel entonces militaba en el Milan. Así que el pequeño Luka Modric, el futbolista que, según la prensa deportiva catalana, venía a España para tapar vergüenzas, se convierte en el futbolista que rompe esa dinámica después de una década de dominio absoluto de ambos jugadores.

Es probable que no volvamos a ver nunca más una cosa semejante porque parece imposible que en el fútbol de élite, en el que está todo tan apretado, dos jugadores impongan su ley de este modo, pero así ha sido. Y no me atrevo a decir que sea historia porque eso implicaría que no puede volver a suceder y no me la jugaría a que Cristiano o Messi no vuelven a ganar un Balón de Oro. Así que Modric, a quien por cierto trajo a España Mourinho, se inmiscuye en los asuntos de Cristiano y de Messi, que venían de largo. Otro aspecto curioso a tener en cuenta es que pareciera que, efectivamente, para ganar el Balón de Oro hubiera que jugar en el Real Madrid. Desde 2013, cinco Balones de Oro han ido a parar a un futbolista madridista, cuatro han sido para Cristiano y el de hoy para Modric. De forma que cuando, al ser preguntado por Neymar, Florentino Pérez dijo que si quería ganar el Balón de Oro lo tendría más fácil en el Real Madrid, el presidente merengue no estaba diciendo ninguna locura porque cinco de los últimos seis Balones de Oro han sido madridistas.

También resulta inevitable preguntarse si, de haber seguido jugando en el Real Madrid, Cristiano habría conquistado su tercer Balón de Oro consecutivo. Es inevitable que nos lo preguntemos nosotros y, conociéndolo, también parece improbable que no se lo haya preguntado él mismo. Según yo lo veo, la diferencia entre el año de Modric y el de Cristiano lo marca clarísimamente el subcampeonato de Croacia en la Copa del mundo, me parece que ese partido le da el Balón de Oro a Luka, pero siempre quedará en el aire la duda. Y hay otra derivada interesante más de este Balón de Oro y es que si lo ha ganado Modric no lo han ganado ni Cristiano... ni tampoco Leo Messi. Hay tanta distancia entre España y Australia como la que hay entre el mundo real y lo que los apóstoles de Messi piensan de su pequeño diosete; los fans de Messi dicen que es el mejor futbolista que ha habido, hay y habrá, pero el mundo real dice tenazmente que no es así.

En Matrix Messi gana siempre, en el mundo real lleva sin conquistar un Balón de Oro desde 2015, uno en seis años. Nadie duda que Messi es un futbolista espectacular pero lo que, una vez más, vuelve a quedar claro es que, como dijo Di Stéfano, no hay jugador en el mundo más importante que todos juntos, y lo que evidencia la ausencia de Messi de estos premios es que tanto France Football como la FIFA valoran, más que cualquier otra cosa, la actuación en la Champions League. Si eres muy bueno pero tu equipo hace una pésima Copa de Europa, no hay nada que hacer. Por último: del mismo modo que en el mundo del cine están primero los Globos de Oro y después los Oscars, en el del fútbol está primero The Best y luego el Balón de Oro. Por sus características, The Best es un premio más consensuado, más global puesto que votan seleccionadores, jugadores, periodistas y hasta aficionados por internet, pero, como sucede también generalmente en el cine y tras el divorcio de FIFA y France Football, hasta ahora la segunda, o sea la revista francesa, ha ratificado siempre lo expuesto por la primera, o sea el máximo organismo del fútbol mundial: Cristiano ganó los dos premios en 2016 y 2017 y Modric los ha ganado en 2018. Es como si France Football no se atreviera a llevarle la contraria a The Best y quien sabe si, con el tiempo, eso podría robarle protagonismo; o eso o los franceses adelantan la entrega al mes de octubre.

Y algo más: parece que, para intentar llegar a la mesa de Cristiano y de Messi, Griezmann deberá auparse primero a la de Modric. Y otra más: ¿Cómo titularán mañana Mundo Deportivo y Sport? ¿Peluka Modric, el futbolista que venía para tapar vergüenzas y que iba a ser más irrelevante que Song, gana el Balón de Oro el mismo año que conquista The Best y la Champions y queda subcampeón mundial con su selección? Ya lo dijo Georges Clemenceau: "Manejar el silencio es más difícil que manejar la palabra".

23
comentarios
Escribir Comentario
1 vfawkes, día

2 vfawkes, día

3 , día

4 vfawkes, día

5 mrsambo, día

6 Cu1ebras, día

7 Cu1ebras, día

8 , día

9 zarzas, día

10 Peano, día

11 Peano, día

12 marisaesicco, día

13 Peano, día

14 rey1952, día

15 rey1952, día

16 rey1952, día

17 rey1952, día

18 rey1952, día

19 panyvino, día

20 scaraman, día

21 llull23, día

22 panyvino, día

23 codex, día

Herramientas