Menú

"Cobro bonito"

3

Del neorrealista "Juicio al 2006" con el que los geniales Cruz y Raya despidieron el año viejo en Televisión Española, yo, por evidente deformación profesional, me quedo con el sketch de la rueda de prensa ofrecida por Ángel María Villar para realizar un pormenorizado balance de la participación española en el Mundial. Y elijo ese sketch porque Villar es así, tal y como le interpretó José Sánchez Mota, muy contenido por cierto en su papel de presidente federativo: kafkiano en sus respuestas, con un toque lunático en la actitud que suele mantener hacia los medios de comunicación, esquivo por agotamiento ("No es que yo no me quiera mojar, no, que yo me mojaría, pero el médico me ha dicho que es malo, no sólo para mí sino en general") y, en definitiva, montypythoniano, aunque la palabra suene fatal.

En un momento determinado, especialmente brillante, al Villar de Cruz y Raya le preguntan cuándo piensa él que España estará en condiciones de ganar un Mundial, y Villar responde, sin titubear, lo siguiente: "En 2007". El periodista le explica que 2007 no es año de Mundial, y Villar sentencia: "Ni falta que nos hace, sabemos dónde guardan la Copa los italianos". A la hora de dar una alineación tipo, creo recordar que Villar coloca a veintitrés jugadores sobre el campo. Otro periodista trata de razonar con él y le explica que el árbitro se dará cuenta, y Villar vuelve a noquearnos a todos con su bobaliconería: "Imposible, el árbitro no se dará cuenta porque la mitad de nuestros jugadores irán vestidos con la camiseta del equipo rival". Villar, más crecido y seguro de sí mismo que nunca, anticipa que España disputará la final del próximo campeonato del mundo. "¿Por qué está usted tan convencido?", le pregunta otro periodista, y Villar responde: "Porque la final del Mundial se jugará en el primer partido del campeonato". Y así hasta el final.

Si, en lugar de los ya tradicionales lavados de pies a los que someten, supongo que en contra de su férrea voluntad, al presidente en el Pravda federativo, un día alguien decidiera arriesgarse y publicar, una por una, todas las respuestas y cada una de las propuestas de José Sánchez Mota, el moreno de Cruz y Raya, en lugar de las habituales contestaciones de Ángel María Villar, no creo que nadie notara la diferencia ni se quejara tampoco. En otro momento de esa rueda de prensa le preguntan al Villar de Cruz y Raya qué estilo cree él que definirá a nuestra selección en los próximos años, y Villar responde: "Al igual que la seña de identificación de Brasil es el jogo bonito, la nuestra será el cobro bonito". No hay más preguntas.

3
comentarios
Escribir comentario
1 sinatra1, día

Buenos días a todos, como veo que estás al pie del cañón y para demostrarte mi fidelidad, a pesar de que llevo tomados todos los sobres de Almax, habidos y por haber, (por cierto que malo es hacerse mayor, cuando era joven me tomaba 7 ú 8 cubalibres en el día, y estaba como una rosa, ahora me tomo 7 ú 8 Gin Tónics, y estoy un tanto chunguete), como decía a pesar de los sobres de Almax, decirte juanma que no vi a Cruz y Raya, pero a pesar de su buen hacer en el plano humorístico, nunca podrán hacer reir como lo hace el propio Ángel Mª Villar. Y ya sabes lo que pienso : Toda esa trup, si que saben hacer el Egipcio !!!!
Saludos.

2 alber130, día

Yo creo que para llegar a entender como semejante mentecato sigue siendo presidente de la Federación Española de "furbol" habría que analizar cuál es el mecanismo actual de presentación de candidatos y de elección del presidente. Yo lo desconozco, no tengo ni idea de cuánta gente tiene derecho al voto ni mucho menos quiénes son. Pero lo que si sé es que este hombre los describe de forma terrible. Más o menos como nos describe a los españoles este cáncer de presidente que tenemos. A mi entender Zapatero es a España como Villar a la FEF, somos un país absolutamente lanar, en el cuál personas que no tienen ni la más mínima capacitación, ni técnica ni moral, para desempeñar los cargos que ocupan son capaces de llegar a ostentar dichos cargos con el único bagaje de 4 frases huecas y uno o dos eslóganes de una vaciedad infinita.

Es una pena, pero es así. Nada retrata mejor a una sociedad que sus dirigentes, aunque en estos dos casos nada los retrata PEOR.

Para más INRI aún, para terminar de analizar el cuadro clínico de evidente pronóstico: "muy grave", nos queda analizar la oposición, último termómetro de ambos enfermos. En el primer caso, creo que ya no existe, al menos esa es mi impresión. Y en cuanto a Z-ETA-PE tenemos al señorito Rajoy que todavía no se ha enterado de en qué consiste su trabajo.

Corrijo el diagnóstico en ambos casos: "enfermo terminal".

3 bigpigmi, día

Buenas, compañeros. Hola Apolo, aquí estoy cumpliendo lo prometido y para que no me saques la 2ª amarilla.

Con respecto al tema del artículo sólo se me ocurre una palabra, n veces nombrada por los blogueros: DIMISIÓN.

Feliz 2007 a todos

Herramientas