Menú

Ana Nuño, a pares

6

En esta ocasión hemos hablado de Un año en el otro mundo, del gran Camba (¿el mejor periodista que ha parido madre española en el último siglo y medio? No es eso, no es eso, debí hilar más fino y ahora no puedo que hay prisas y ni una mala aguja llevo encima pero STOP me emplazo a ello STOP); de los Héroes de Johnson, Paul Johnson; de la impagable obrita de Hayek Individualismo: el verdadero y el falso (sobre la que volveré ¿este jueves? en el suplemento "Libros") y de Vindicación de la sociedad natural, de Edmund Burke. Nada de ficción, pues. Todo faction, que diría Arcadi.
 


 
Los leones se han zampado La noche de los cristales rotos de Martin Gilbert: a éste hay que reprocharle la falta de empaque de su texto poco claro y su afición al collage y al remendonismo; a los traductores, su desidia y su ignorancia, por decirlo pronto y suave; a la editorial, haber dejado que un producto así salga a la calle. Y en "Se lee cada cosa..." le hemos dado lo suyo a una compañía telefónica que va de colegui de la peña guay y anuncia a los cuatro vientos, juaaaas jas jas, qué risa, tía Felisa, que ha llegado, cómo somos, la tropa creativa, la pera limonera, ¿eh?, ¡el internet comunista! Uuufff, qué gracia. No saben cuánta.

A los postres, Carmen y Víctor han entrevistado al muy amable y calmo señor Jouve, de profesión explorador de genes.

Ya sabéis: casi todos los comentarios serán bienvenidos.

***

Correspondencias

Ana Nuño uno

1. Como no puedo colgar comentarios en el blog de LD Libros (por el temita ese del SMS), me he quedado con las ganas de decirle a Víctor que también estoy muy depre por la muerte de Ullán. Llegué a conocerlo, pero sólo fugazmente, unas horas que compartimos con Sánchez Robayna, Miguel Martinón y Nilo Palenzuela en París, la primera vez que la Casa de España llevó a la capital francesa a este magnífico grupo de entonces jóvenes poetas canarios (el grupo de la revista Syntaxis).

Yo también devoraba todo lo que escribía Ullán. Su poesía me sigue pareciendo la más inteligente de su generación, y en algunos tramos no desmerece del mejor Valente.

Este es un país de cafres ingratos. A Ullán, en cuanto perdió "poder" (o sea, en cuanto cerró Diario 16, donde fundó y dirigió el mejor suplemento cultural que ha tenido la prensa española desde la Transición), todos los que le hacían la corte con asiduidad perruna lo enterraron en vida.

Habría que hacerle un homenaje, o dedicarle un recuerdo. ¿Por qué no le pides a Víctor, por ejemplo, que lo evoque en alguno de los suplementos de LD?

2. No sé si la has leído, pero la tribuna que hoy publica Sánchez-Cuenca en El País es todo un homenaje a vuestro (tuyo y de Somalo) Por qué dejé de ser de izquierdas. Por descontado, este ejemplar de la caverna socialdemócrata no menciona el libro, ni siquiera se atreve a dar nombres. What's new: el ninguneo cobarde es una de las especialidades de esa cueva de murciélagos. Pero al leerlo, no he podido dejar de pensar: jo, están asustados. Qué bien. Comienzan a intuir que ya no son ellos los dueños de la marca registrada "Intelectuales, Inc."

Un abrazo grande,

Ana

Ana Nuño dos

I'm afraid, darling: hoy te entregaré el "finale" de las mujeres por la tarde.

(Joder, estoy traduciendo a Samuel Johnson desde las cuatro de la mañana, y necesito hacer un break. Si no, te enviaré una ristra de aforismos y máximas del XVIII).

Besos,

Ana

***

Lecturas: el Diario de lecturas de Manguel y, a ver qué tal, arriba los corazones, Antes de morirme.

***

PS: David Alonso, responsable de ese pantallazo inenarrable con el que os estáis machacando las mandíbulas, malditos, jura y perjura ser mi amigo. Si te digo yo que...

6
comentarios
1 Apolinar, día

El de Paul Johnson, como siempre, delicioso. Te quedas con ganas de más. En cuanto al de Burke, me hice con él y leí muy rápido la introducción, en el metro. No la entendí muy bien. Para mí habría sido mejor que los editores hubieran puesto ese texto de la introducción al final, porque ahora —aun no siendo ni la mitad de extenso que el de Paul Johnson— me da bastante pereza leerlo. Como también me da pereza interrumpir lo que leo ahora para echarle de nuevo un ojo a esa introducción, ruego ayuda a algún alma caritativa: ¿se trata de un libro de ficción o no? ¿Es un artificio retórico contra Rousseau o un desliz juvenil de Burke? Agradecería que alguien me lo aclarara, porque si es lo segundo va directamente a la cola; hay otras lecturas más acuciantes para mí que las veleidades progres del joven Burke. Saludos y gracias.

2 TheFlash, día

Esta Ana Nuño tiene que enamorar sin esfuerzo.

3 jlh, día

Ayer viendo LD libros el tío Mario me hizo sentir como en el colegio, cuando el profesor preguntaba eso de: ¿habéis hecho los deberes? Y yo, una vez más, ni había abierto el libro. Entonces me ponía rojo como un tomate, y el profesor decía mi apellido, sabiendo cual iba a ser mi no - respuesta a sus preguntas. Pues lo reconozco, tío Mario, todavía no he leído el libro. Justo ayer por la mañana tuve que ir a un recado al lado de La Casa del Libro, y estando allí me di cuenta de que se me había olvidado apuntarme el título del libro, por lo que no lo recordé, y no pude comprarlo (pero, por cierto, ya que estaba allí me compré “El caballero del Templo”, de Jose Luis Corral; no había oído hablar ni del libro, ni del autor, pero como hace tiempo que no leo una novela de “caballerías”, me lo compré, para leerlo después del de Hayek, por supuesto; ya contaré qué tal). Total, que me puse rojo como un tomate en el sofá de casa y me juré a mi mismo que entre esta semana y la que viene habré presentado mis deberes. Además los deberes del cole no me apetecían nada, y los profes me caían mal, mientras estos deberes me apetecen, y el profe tiene toda mi admiración, con lo que no tengo ninguna excusa … estoy suspendido. Espero aprobar en la recuperación. Sobre el internet comunista, digo yo que igual, como Lenin fue el inventor de las cámaras de gas, al abrir el pen ese que sale en la foto, sale un gas letal que mata al que lo ha comprado, en un maravilloso homenaje a la ideología más genocida de la historia de la humanidad. Desde luego es increíble como los genocidas comunistas han logrado ser sinónimo de paz para muchos ignorantes, después de haber asesinado a más de 100 millones de seres humanos. Y parece que Ana Nuño ha descubierto otro indicio de que los rojos os tienen miedo. Hacen bien: sois muy peligrosos para los enemigos de la libertad. Y acabaréis ganándoles.

4 Goyo, día

Yo tampoco he leído el libro todavía, pero dentro de poco lo haré. Supongo que estará bien. Por cierto, el que escribió ese prólogo de 41 páginas debería haberlo encuadernado y venderlo como otro libro. Si Hayek hace un libro con 56 tambien se puede hacer otro con 41.

5 shalom33, día

Me encanta vuestro programa. El otro día supe que Victor Gago era canario, yo desde que lo sigo en Libertad Digital siempre he pensado que podría ser de Andalucía ( tierra que me vio nacer) incluso me sentía orgullosa de que hubiese alguien de mi tierra en este medio de comunicación. Me duele que el gobierno socialista se constituya abasteciendose de la mina que tiene en Andalucía, como podreis comprender esto me avergüenza. Doy fe de que en Andalucía sigue habiendo gente valiosísima, en valores, formación y alma, convencidos del valor de la libertad. Enhorabuena a todos los canarios de bien por tener una representación tan excesente en Libertad Digital tv.

6 algoritm, día

Hola Carmen, beso tus ojos, gracias por tu humildad. Hola Víctor, apoyo tu causa, gracias por tu sensibilidad. Hola Mario: TE RUEGO QUE NO VUELVAS A PEDIR(nos) QUE SUBRAYEMOS UN LIBRO. Es una costumbre bárbara. Sobre todo si el libro es "impagable", es decir si no nos pertenece pues no podemos pagarlo. He visto en la biblioteca que frecuento auténticas joyas que no pude leer como quise porque estaban subrayadas, anotadas, comentadas. Los libros no nos pertenecen, solo son nuestros mientras los leemos, después que venga otro y lo lea. Un saludo y ¡seguid así!

Herramientas