Menú

ETA asesina a Enrique Cuesta, delegado de Telefónica en San Sebastián

Pasadas las tres de la tarde del 26 de marzo de 1982, dos terroristas muy jóvenes, pertenecientes a los Comandos Autónomos Anticapitalistas, rama escindida de ETA, asesinaban a tiros en San Sebastián al delegado provincial de la Compañía Telefónica Nacional de España, ENRIQUE CUESTA JIMÉNEZ, y herían gravemente al policía nacional Antonio Gómez García, que prestaba protección al primero. Antonio moriría cinco días más tarde, el 31 de marzo.

Enrique Cuesta había sucedido en el cargo a Juan Manuel García Cordero, que fue secuestrado y asesinado de un tiro en la nuca en el monte Ulía el 23 de octubre de 1980, también por los Comandos Autónomos. Juan Manuel fue previamente "interrogado", pues los terroristas lo acusaban de ser el responsable de las escuchas telefónicas en colaboración con la Policía. Además, también habían asesinado a Juan Carlos Fenández Aspiazu, otro directivo de la empresa responsable de publicidad de las páginas amarillas de la guía telefónica, el 29 de octubre de 1980, seis días después.

Leer más...

ETA asesina a un albañil, un policía, un guardia civil y un general

Una semana después del asesinato del teniente coronel José Luis Prieto García, en la madrugada del 27 de marzo de 1981, varios terroristas de ETA asesinaban de un tiro en la nuca, en una zona deshabitada de la localidad guipuzcoana de Tolosa, a JUAN COSTAS OTAMENDI, después de haberle secuestrado y atado con cadenas.

Sobre las dos de la madrugada Juan abandonó el Bar Peopies, situado en el paseo de Velate de Tolosa, en compañía de una amiga. Cuando se disponían a subir en el coche de Juan, un Peugeot 404, cuatro individuos se aproximaron a la pareja y los amenazaron con sus armas, obligándoles a subir a su propio vehículo. Después de circular unos kilómetros por la carretera N-I  Madrid-Irún, los secuestradores tomaron un desvío, para dirigirse al barrio tolosarra de Aldaba, en el que sólo se encuentran algunos caseríos dispersos.

Leer más...

Tres comerciales confundidos con policías y el asesinato de un municipal

El 28 de marzo de 1982 fallece PEDRO CONRADO MARTÍNEZ CASTAÑOS a causa de las heridas sufridas en el atentado del 24 de junio de 1981 en Tolosa, en el que ETA asesinó también a Juan Manuel Martínez Castaños (hermano de Pedro) y a Ignacio Ibarguchi Erostarbe, que murieron en el acto.

La banda terrorista confundió a los tres jóvenes, agentes comerciales, con policías de paisano. Ibarguchi era militante del PNV y Pedro Conrado del PCE-EPK. Igual que ocurrió en 1973 con el secuestro y tortura hasta la muerte de tres inmigrantes gallegos en San Juan de Luz (Francia), ETA no quiso reconocer el error de matar a tres jóvenes vascos, uno del PNV y otro comunista, por lo que decidió negar la autoría.

Leer más...

ETA ametralla a un policía y asesina a un niño de trece años

El 29 de marzo de 1975 el subinspector de Policía JOSÉ DÍAZ LINARES salió de su domicilio de San Sebastián para dirigirse, como todos los días, a su trabajo. En ese momento, seis miembros de ETA, parapetados detrás de una furgoneta y armados con metralletas, le tirotearon hasta la muerte.

José recibió nueve impactos de bala en la espalda, aunque en el suelo se encontraron más de cuarenta casquillos de diferente calibre, lo que indica que se utilizaron varias metralletas. Su esposa fue testigo del asesinato desde una ventana de su domicilio.

Leer más...

ETA asesina a un obrero y a un policía y secuestra y tortura a un médico

El 30 de marzo de 1976, ETA asesina al obrero VICENTE SORIA BLASCO en Placencia de las Armas (Guipúzcoa). Eran aproximadamente las ocho de la mañana y Vicente se dirigía a su trabajo en la fábrica Tornillos Ormaechea. Dos etarras le dispararon a muy corta distancia con una pistola, e inmediatamente huyeron en un coche. Mientras se alejaban, dejaron caer una granada de fabricación alemana, que no llegó a explotar porque tenía puesto el seguro. Dos horas después fue retirada por la Guardia Civil.

Vicente recibió ocho impactos de bala. Detrás de él iba otro compañero de trabajo, Aurelio Torres, que le prestó las primeras asistencias. Aurelio comentó que Vicente, herido de muerte, se sentó en un pequeño pretil que está junto a la fábrica. Cuando se acercó a él estaba sangrando y le oyó decir "me han matado, me han matado".

Leer más...

Fallece el escolta del delegado de Telefónica, Enrique Cuesta

A media mañana del 31 de marzo de 1982 fallece en el Hospital de la Cruz Roja de San Sebastián el policía nacional ANTONIO GÓMEZ GARCÍA, consecuencia del atentado que, cinco días antes, acabó con la vida del delegado de Telefónica en San Sebastián, Enrique Cuesta Jiménez, del que Antonio era escolta.

Rememorando el asesinato de su padre, Irene Cuesta cuenta en Olvidados, de Iñaki Arteta y Alfonso Galletero, que "Antonio Gómez murió con él [su padre] intentando salvarle, pero no pudo hacer nada".

Leer más...

Tres asesinatos y el brutal ataque a la Casa del Pueblo de Portugalete

A principios de abril de 1979, la dirección de la banda terrorista ETA ordenó a un grupo de etarras que operaba en la zona de Durango y Guernica que prepararan el asesinato de un policía municipal de la localidad. En la carta se daban, además, los datos que se habían recopilado sobre la víctima. Tras comprobar esos datos, el 28 de abril de 1979 asesinan en Durango (Vizcaya) a PEDRO RUIZ RODRÍGUEZ.

Eran aproximadamente las once y media de la mañana y el agente dirigía el tráfico en el cruce de la Magdalena cuando tres individuos lo ametrallaron desde un coche. Recibió dos ráfagas de metralleta a escasa distancia que le provocaron la muerte casi en el acto. En el lugar de los hechos se recogieron catorce casquillos del calibre 9 milímetros parabellum marca Geco.

Leer más...

ETA asesina a un guardia civil y a un trabajador delante de su hija de cinco años

En la mañana del viernes 29 de abril de 1977 fue asesinado a manos de miembros de la banda terrorista ETA el sargento de la Guardia Civil ANTONIO GALÁN ACEITUNO durante un atraco al Banco Hispanoamericano de Tolosa. El guardia civil se encontraba en el banco porque, previamente, se había producido otro atraco en la sucursal bancaria. Ambos atracos fueron realizados por terroristas de ETA.

Sobre las 22:15 horas del día anterior tres terroristas de ETA político-militar secuestraron a Ángel Ormazabal, cajero de la citada sucursal bancaria en la calle Gorosabel de Tolosa. Tras ponerle una capucha en la cabeza, le metieron en su coche y le retuvieron en una furgoneta toda la noche. Por la mañana, en torno a las 6:00 horas, fueron al banco. Previamente Ángel avisó telefónicamente a la empleada de limpieza, Dori Velasco Mendia, diciéndole que tenía orden de abrir porque era día de cobro. Cuando llegaron a la sucursal bancaria, la empleada se encontraba ya ahí. Tras sacar las pistolas, los etarras obligaron a  Ángel a abrir la caja fuerte, de la que sacaron veinte millones de pesetas. A continuación, les maniataron y huyeron. Poco después, el cajero consiguió soltarse y llamó a la policía. Esta, a su vez, dio aviso a la Guardia Civil, que envió al sargento Galán Aceituno a la sucursal.

Leer más...

ETA asesina a Juan Antonio Díaz Román, primer guardia civil originario de Melilla

El 30 de abril de 1979 es asesinado en Oñate (Guipúzcoa) el guardia civil JUAN ANTONIO DÍAZ ROMÁN, adscrito al equipo de desactivación de explosivos de este cuerpo. Fue alcanzado de lleno por la onda expansiva de un artefacto que intentaba desactivar, colocado en el primer piso de un bloque nuevo de viviendas que se estaba construyendo en la calle Olakua del barrio de San Lorenzo de la localidad.

A media tarde del 29 de abril el propietario del piso donde se encontraban los dos kilos de Goma-2 informó a la Guardia Civil de que, en el momento en que procedía a enseñar la vivienda a unos familiares que venían de Vitoria, encontró un cartel en el que se leía "No pasar, artefacto explosivo, ETA".

Leer más...

ETA asesina en Algorta a un inspector de Policía delante de su hijo de tres años

Cinco días después del asesinato de los policías Máximo Díaz Bardera y Francisco Rivas López, el 26 de mayo de 1985 la banda terrorista ETA acababa con la vida del inspector de Policía MOISÉS COSME HERRERO LUENGO en Algorta.

Moisés, alcanzado por dos disparos en la cabeza, fue asesinado delante de su hijo de tres años. Ese domingo Moisés había salido a comprar el periódico a la plaza del pueblo acompañado del niño. Cuando regresaban a casa, dos etarras descendieron de un Renault 5 azul matrícula de Bilbao y se acercaron al policía por la espalda. Uno de ellos sacó una pistola que tenía escondida dentro de unos periódicos y le disparó en la nuca. Cuando cayó al suelo, lo remató con otro disparo en la cabeza. Todo ello ocurrió delante de su hijo de tan sólo tres años.

Leer más...

Herramientas