Democracia en América

« Palin, de gobernadora a vicepresidenta (y II) | Principal | Cincuenta y una elecciones simultáneas »

La crisis y las elecciones

17 de Septiembre de 2008 - 15:55:46 - David Jiménez

Tras unos días marcados por la quiebra de Lehman Brothers, la compra de Merryl Lynch por parte de Bank of America y los “rescates” de Fannie Mae, Freddie Mac, y ahora AIG, varios de nuestros lectores nos han preguntado qué efecto puede tener la actual crisis bursátil estadounidense en el devenir de las elecciones de noviembre. Lo cierto es que la última semana nos ha devuelto a la realidad tras casi un mes en que sólo parecieron importar la pirotecnia de las convenciones Demócrata y Republicana, el Huracán Palin, el Vientecillo Biden, y la histeria de los medios pro-Demócratas (valga la redundancia). A día de hoy los americanos vuelven a comprender que el próximo presidente tendrá que hacerse cargo, por encima de la guerra de Irak o de una posible crisis con Irán o Rusia, de una situación económica verdaderamente grave que amenaza los pilares básicos de Wall Street. Que Lehman Brothers haya caído, cuando fue de las pocas firmas que sobrevivió a la Gran Depresión, es un mal augurio que devuelve el recuerdo (difuso pero siempre presente) del que es uno de los grandes traumas nacionales americanos.

La crisis no hace sino añadir incertidumbre a unas elecciones que ya estaban plagadas de variables. La economía no es el fuerte ni de Barack Obama ni de John McCain, ni tampoco de Joe Biden o Sarah Palin. Es más, parece que ambos candidatos, en su elección de vice, se olvidaron de que la economía va a ser el tema más determinante de las elecciones. Por ejemplo, e independientemente de lo que valga Palin (que ya hemos dicho que es mucho), un ticket McCain - Romney podría sacar mucho más partido de la crisis, aprovechando la reconocida pericia económica del antiguo gobernador de Massachussets. Y en cuanto a los Demócratas, tres cuartos de lo mismo: Joe Biden fue elegido única y exclusivamente para contrarrestar la experiencia en asuntos internacionales de McCain (bueno, y para que Michelle Obama no tuviera que luchar con Hillary por quién era la verdadera vice).

Así que volvemos a los dos candidatos a la presidencia. En teoría, y a pesar de que se le desconoce pericia económica ni logro legislativo alguno en ese terreno, Obama puede sacar más partido electoral de la crisis que McCain. Al fin y al cabo, lleva ya dos años diciendo que el modelo económico Republicano ha fracasado y que lo que se necesita es el Gran Cambio que él promete. Y varios comentaristas le están dando la razón, achacando la crisis actual a la falta de regulación de Wall Street que fue una de las principales características de la Revolución Reagan y que los Bush han continuado. Obama lo tiene muy fácil para pintar un escenario parecido al del ’29, con un modelo económico Republicano que a base de dejar que Wall Street campe por sus anchas ha permitido que la avaricia y el descontrol destruyan la economía más fuerte del mundo. Lo que se necesitaría, por supuesto, es un cambio radical, de las Reaganomics a un “New New Deal” a caballo entre Keynes y Marx. Obama no tiene más que dejar de pintarse como el nuevo Kennedy y proclamarse el nuevo Roosevelt.

Pero hay un problema: los americanos todavía creen en Wall Street, todavía creen en el modelo reaganita, todavía creen en el mercado libre y en el small government. Creen en todo eso porque es parte prácticamente indisoluble del liberalismo económico y conservadurismo sociológico que define gran parte de la identidad norteamericana. Y la crisis actual no es, a estas alturas, lo suficientemente dramática (no ha habido ningún “jueves negro,” no hay imágenes de corredores de bolsa tirándose de los edificios de Wall Street como en el ’29) como para convencerles de que sea absolutamente necesario abandonar el modelo económico que tan bien les ha funcionado durante los últimos treinta años. Obama, además de la desconfianza hacia su inexperiencia y hacia un modelo keynesiano-socialista, hereda la desconfianza tradicional que generan los Demócratas en materia económica (el dato que no paran de repetir los comentaristas: Estados Unidos nunca ha elegido a un Demócrata en tiempos de recesión). Sobre todo cuando el único presidente Demócrata en la memoria reciente con un buen historial económico, Bill Clinton, ha sido uno de los más encarnizados enemigos de Obama.

¿Y McCain? McCain tiene que lograr convencer al electorado de que no es un Republicano del mismo tipo que llevan gobernando durante los ocho últimos años, que no es uno de los que (en teoría) han llevado al país a la crisis actual. Tampoco le es muy difícil: tanto él como Palin tienen un largo historial de ir contra su propio partido. Pero el gran problema del senador por Arizona es encontrar una explicación para la crisis que vender al electorado y que haga, a su vez, que él sea la opción lógica para salir de ella. Lo malo es que McCain no tiene la salida fácil que tiene Obama: no va a echarle la culpa a las Reaganomics y al liberalismo económico porque tanto él como su base sociológica todavía creen en ellos. Su única posibilidad es decir que el modelo de Reagan se ha ido corrompiendo poco a poco durante las últimas legislaturas, y que él (el gran reformista, el gran “maverick”), lo devolverá a sus raíces. En otras palabras: ante el nuevo Roosevelt, oponer al nuevo Reagan.

 

Comentarios (29)

17 de Septiembre de 2008 a las 16:291TheFlash

Muy bien planteado “el nuevo Roosevelt vs al nuevo Reagan” …es una gran imagen…

El ‘New “New Deal” a caballo entre Keynes y Marx’ atemoriza al mas valiente.

Recuerdo que un secretario de educación useño señaló hace 20 años que ‘si el sistema educativo nacional hubiese sido impuesto por una potencia extranjera, se verían obligados a declararles la guerra’…pues tal era el grado de mediocridad de la enseñanza básica…

Comento esto porque parece que hay cierta inclinación a reconsiderar la ‘socialización’ -y demás vulgata post soviética- ahora que ya no es bandera ideológica de una potencia competidora…ahora que puede asimilarse de ‘motu propio’…diría que se ve el fenómeno con menos antipatía…cómo no acordarse de aquella frase ‘Grecia conquistada, Roma capturada’, algo hay de eso…

Miedo da…
17 de Septiembre de 2008 a las 18:202peru1
¿Podría pensarse que Palin puede ser una buena gestora económica al haber gestionado bien Alaska?
17 de Septiembre de 2008 a las 19:273carioca
No veo yo todavía, al menos por ahora, a los norteamericanos releyendo o volviendo a ver de manera impulsiva -por si acaso- Las uvas de la ira. (Si no recuerdo mal hace poco se publicaron aquí (Libros del Asteroide) los reportajes periodísticos realizados por Steinbeck sobre los emigrantes arruinados del Medio Oeste que se iban a California y que fueron una especie de prólogo a su famoso libro. La película es muy buena,, emocionante e intensa, pero también un monumento propagandístico a Papá Estado.

Curiosamente, aunque quizás me equivoque aquí en España asistiremos a la paradoja de que muchos/casi todos los comentaristas sobre las elecciones norteamericanas esgrimirán el factor económico como buenos marxistas/marcianos para intentar tumbar a Mcain y al mismo tiempo tratarán de decirnos que en España la crisis económica no debe afectar al voto. Al fin y al cabo, ya lo dijo ayer Zapatero, el origen de la crisis está fuera.
8-)

17 de Septiembre de 2008 a las 20:514charlix
Hola. Estoy enganchadísimo a este blog. Gracias a sus autores. De hecho, sólo me informo de estas elecciones por aquí, aunque a veces me paso por los medios progres a leer sus pataletas infantiles anti-Palin. Bueno, al tema; creo que la crisis puede favorecer a los republicanos. Por un lado está la acreditada inutilidad progre en materia económica (qué nos van a contar a los españoles!) y por otro está el entusiasmo y la esperanza que contagia la señora Palin, de alguna manera parecido al que contagiaba el heroico Ronald Reagan.
17 de Septiembre de 2008 a las 21:375vikinga
Con todo este rollo de la crisis se nos está poniendo difícil defender el sistema económico liberal. Los progres se frotan las manos viendo cómo se tambalea la economía americana, y lo van a explotar hasta la náusea y con toda la demagogia del mundo. Espero que la mayor parte de los americanos, no se dejen convencer. Aquí en España es una misión pérdida.
18 de Septiembre de 2008 a las 03:026hayek197
Quizá para la cuestión económica la verdadera revolución y la más acertada sería la de Ron Paul, mejor que Romney. Sólo que el tirón que ha tenido Palin es muy fuerte y excepcional. Quedaría por saber si Paul habría aceptado...
Y es verdad que ninguno de los dos candidatos (o cuatro) sabe "bastante" de economía: la crisis viene dada, más que por regulaciones de las que ningun país se libra, de algo que está más incrustado en las sociedades: la falta de dinero privado o de un verdadero patrón de contención como puede ser el oro. Instituciones como los Bancos centrales han sido los causantes, por lo que va más allá de Reagan, los Bush, Clinton, etc. Por todo ello justifico a Paul en contra de un McCain muy desafortunado al culpar a la avaracia de los especuladores (sic) como causa de la crisis. Y recordar que la crisis del 29 se prolongó durante una década por culpa de un Demócrata (FDR).
Creo que de los cuatro aspirantes la que más idea puede tener de economía sea Palin, pero estoy casi seguro de que languidece frente a un libertario como Ron Paul, al ir éste al fondo último orginario de los grandes problemas económicos, más perniciosos que las desestabilizadoras regulaciones que la Palin ha sabido combatir muy bien.
18 de Septiembre de 2008 a las 07:597TheFlash

hayek197

Pues sí, pero Paul, que me gustaba mucho, hubiese sacado las tropas de Irak y Afganistán a los pocos días…por cierto ¿cómo se van a asumir los gastos de las tropas ahora que hay tal estrangulamiento del crédito?

Hoy me levanto verdaderamente asustado por lo que está pasando y temiendo por mi economía…¿dónde podemos ir a parar?

Más: parece que el pánico a la recesión inclina la balanza a favor de Obama Hussein…ya van empatados en las encuestas…ayyyy
18 de Septiembre de 2008 a las 08:528nens
vikinga

Precisamente todo lo contrario, es el mercado el que puede arreglar mejor y más rápidamente los desperfectos ocasionados por gente, ejecutivos, sin escrúpulos, de Lehman Brothers and others, que no han dudado en engordar sus bonus prestando a tutiplen.
La intervención pública me parece un error porque no penaliza a quien hace trampas. Eso ya ocurrió en España, donde hubo un tiempo en que se privatizaban los beneficios y se nacionalizaban las pérdidas: se trtaba de ser lo suficientemente grande, como pasa ahora.
Por otra parte el sistema bancario fiduciario,(en pocas palabras darle a la maquinita de hacer billetes si respaldo real de riqueza), hace que, frente al sistema de dinero mercancía (con respaldo real en riqueza que lo avala) que hubiera evitado este desastre es el verdadero culpable del asunto.Desengáñate más regulación = más intervención = más arbitrariedad = más dinero negro = más economía sumergida. los progres odian la libertad, de los demás claro, pero aman el dinero y la buena más que nadie, pero claro ellos lo hacen en favor del pobre...¡faltaría más!.
Creo que por ahí irían las medidas que McCain- Palin tomarían empezando por la drástica reducción de gasto público, cosa que Palin ya hizo en Alaska, incluso con una devolución extra de dinero al haber obtenido superávit y no necesitarlo para el ejercicio siguiente lo devolvió a los contribuyentes ¿"alaskianos"?
18 de Septiembre de 2008 a las 09:019loos333
Buenos dias. Acabo de leer en elmundo.es (versión seudoprogre de El Mundo) que bobama ya adelanta a MC Cain en las últimas encuestas publicadas por los "medios" de alli. Un empate téctino en el mejor de los casos para Mc-Palin. Y en los estados clave, muy igualada la cosa con tendencia pro-bobama. ¿Podeis indicarnos desde alli como veis la cosa de las encuestas en estos momentos? Gracias
18 de Septiembre de 2008 a las 09:1110olasarep
Aunque nosotros nos fijamos más en la política exterior, siempre se ha dicho que lo que decide las elecciones USA es la economía. Por lo que parece, Obama es como ZetaP, que del tema ni sabe ni le importa. Me parece que a McCain le va a resultar casi imposible desprenderse de la herencia de Bush.

No leo nada de declaraciones de Obama aprovechando la crisis. Ni siquiera algo parecido al "es la economía, estúpido" de Clinton. Como Obama parece sacado del mismo patrón que ZetaP, y los medios useños tan sectarios como Prisa aquí, quizá los españoles podamos con nuestra experiencia imaginarnos lo que harán.

Como veo tan callado a Obama y las huestes progres en este tema, sin que lleguen ecos de echarle la culpa a los republicanos, me cavilo que estan en la fase buenista de ganarse la confianza de la gente, por su buen sentido, responsabilidad y bla bla bla. Y que llegados los debates, primeros de octubre, Obama postergará su nuevo amanecer y saldrá a morderle el cuello a McCain, echándole la culpa de la crisis. Y que este, sorprendido por la fiereza del ataque, no sepa dar respuesta, confiando en que su exageración perjudique a Obama. El asunto será muy polémico y durante semanas toda la trompetería progre enfocará el asunto sobre si los repúblicanos y McCain son culpables de la crisis. Y se llegará así casi hasta las elecciones, sin apenas tiempo para más. Al final, el debate quedará establecido entre dos opciones. La primera, que son responsables, con lo que pueden darse por perdidos. La segunda, que no lo son, con lo que queda su imagen como aquel que finalmente se aclara que no mató a su abuela. Si consiguen situar el debate en esos términos, McCain lo tiene imposible.

El terremoto económico de estos días me parece que inevitablemente producirá réplicas hasta las elecciones. Y no creo casual la fecha del terremoto. Estas cosas se pueden acortar o alargar, y los que las manejan de verdad parece que son de Obama. Más bien, Obama suyo.
18 de Septiembre de 2008 a las 09:3111tolondro
vikinga
Totalmente de acuerdo con nens. Además no hay que olvidar que el sector bancario es de los más regulados y con mayor intervención estatal, así que de fracaso del liberalismo nada nada.
Este es uno más de las estrategias de la izquierda (sería mejor decir del partido de la propaganda), mentira repetida que puede colar entre los no expertos en política o economía.
La intervención estatal, por otra parte, no hace sino enviar unas señales muy peligrosas para los contribuyentes en el futuro. Los directivos estafadores saben que "untando" políticos van a poder tapar sus vergüenzas con el dinero de todos en el futuro. Las empresas americanas cotizadas deben cumplir unos requisitos muy estrictos en cuanto a comunicación de riesgos y responsabilidad de los directivos en asegurar el control, y deben informar a sus accionistas trimestralmente. ¿han mentido, o han compensado a sus accionistas con más beneficios por el riesgo extra? Pues cada palo que aguante su vela.
18 de Septiembre de 2008 a las 09:5812vikinga
Nens y Tolondro
Yo estoy completamente de acuerdo con vosotros, pero creo que en este momento es mucho más fácil para la izquierda vender el argumento, con mucha demagogia, de que el mercado está mejor controlado por los políticos y no en manos de capitalistas desalmados. Creo que este mensaje en sociedades como la española ha calado muy hondo y no van a dejar de explotarlo. Somos muchos los que no pensamos así, pero ¿no creeis que somos minoría? La experiencia y los hechos nos dan la razón pero para la izquierda primero está la ideología y sólo ven lo que creen, no creen en lo que ven.
18 de Septiembre de 2008 a las 10:4513tolondro
Está claro que somos minoria, y que la labor de propaganda constante hace muy dificil de convencer con razones. Además de lo que nos ayuda el PP, que es nada, a poner en valor el liberarismo. Aquí o eres socialdemócrata laico o estás fuera.
Yo, que soy optimista pienso que en unos 50 años, a fuer de ver la verdad de mil camelos, seremos tan descreidos de la propaganda como los irlandeses, y que entonces exigiremos de una vez políticos-gestores honrados y eficientes, en lugar de aguantar a esta serie de papanatas mesiánicos que solo porque viven de pm a nuestra costa se creen que son más listos que nosotros y merecen dominarnos.
Por eso, con moderación y sin ponerme pesado, sigo intentando dar mis razones a los progres con los que convivo, a ver si algún día crece la semillita...
Por eso deseo que en los USA no les funcione la propaganda, aunque con toda la razón Flash y otros lo vean un poco más dificil.
18 de Septiembre de 2008 a las 11:2314iuris
Creo que el huracán económico que ha desarbolado Wall Street va a tener una influencia crucial. Y me temo que va a perjudicar a los republicanos porque si la crisis ha ocurrido durante un mandato Republicano la gente va a asociarla con esa opción política.

Ahora bien, si se paran a pensar votarán a quién menos intervencionismo proponga. Intervenir con fondos estatales, es dar dinero del contribuyente a quién no ha sabido gestionar una empresa, socializar las pérdidas pero no las ganacias. Esas se las han llevado crudas.

Me direís que dejar caer a las empresas es peor por los parados etc. Bien, pués puestos a dar dinero público, mejor en subsidios de desempleo, por tiempo determinado, que a empresas fracasadas o aventureras.
Por cierto, ¿en que consiste el gran cambio económico de Bobama?. Si es una reedición del New Deal es meter fondos públicos a chorro para toda clase de subsidios y ¿ de donde van a salir ?. La política de Roosevelt pudo haber sido catastrófica de no ser por la II Guerra Mundial.

El New Deal consistía en:
-Devaluación del dólar
- Recuperación del valor adquisitivo del sector agrícola. Para ello reducen cosechas a cambio de indemnizaciones
- Reactivación de la producción industrial aumentando los salarios, reduciendo la jornada laboral y con una subida de precios. Todo ello para corregir los descensos provocados por la depresión.
- Política de subvenciones a fondo perdido a los bancos en dificultades.

Y yo pregunto ¿estas recetas valen ahora?.

Un saludo.








18 de Septiembre de 2008 a las 11:5715iuris
Impresionante, mirar que comentario sobre Palin, no tengo palabras, que manipulación.

http://www.cotizalia.com/cache/2008/09/18/opinion_...
18 de Septiembre de 2008 a las 17:3916Carmina
Muy interesantes,David Jiménez, tus observaciones. Pero creo que lo mismo McCain como Sarah Palin saben mucho más de economía de lo que les das crédito. A McCain todavía le quedan algunas cartas bajo la manga y así como nos sorprendió con su elección de Sarah Palin, lo seguirá haciendo. No dudo que Romney será uno muy cercano a su entorno. (Sigue)
18 de Septiembre de 2008 a las 17:4217Carmina
Tampoco estoy tan segura de que Obama pueda sacar más partido de la crisis económica que estamos viviendo. Solo se necesita hacer un poco de investigación sobre ambos para comprobar quienes malgastan los fondos de los ciudadanos. Mira la lista de Obama en “earmarks” y compárala con la de McCain. Es importante destacar que la gran mayoría de los “earmarks” de Obama están destinados a arrascar votos e indoctrinar a nuestros alumnos desde el principio hasta el fin. (Sigue)
18 de Septiembre de 2008 a las 17:4918Carmina
Para Obama llevar a cabo sus planes no le queda otro remedio que aumentar los impuestos de quienes generan puestos de trabajo. Si no hay trabajo, no se pagan impuestos, si se aumenta el sueldo mínimo perdemos la necesidad de competir y mejorar; no todos producimos por un salario mínimo. Personalmente prefiero demostrar mis habilidades y ser correspondida de acuerdo a mis esfuerzos. McCain ha demostrado durante años que lo suyo es vetar gastos innecesarios cuando hay prioridades mucho más importantes. De Sarah poco puedo decir que ella no haya demostrado con hechos en su carrera política; solo hay que observar el delirio de la Izquierda para desacreditarla. Sarah vale mucho y lo saben muy bien sus enemigos, pero se las van a ver crudas; entre otras cualidades Sarah es una mujer integra, trabajadora, con convicciones cristianas de alto nivel (esto tal vez sea lo que más revuelve a los incrédulos), es inteligente y “Fast learner”. Sarah esta mucho mejor preparada para ser presidenta de los Estados Unidos que Obama, esto lo saben hasta Hillary y quienes la han estado apoyando.
El tema de la economía no conseguirá dar votos a Obama porque, contrariamente a lo que pasa en otros países, los norteamericanos saben, y muy bien, que Clinton tomo el timón de un país que disfrutaba de una economía muy solvente; gobernó en los años gloriosos de la tecnología y el Senado era republicano. Cuando Bush llego a la Casa Blanca, el deterioro ya había comenzado; después tuvo que lidiar con el 11-S, dos guerras y los peores ataques metereologicos vividos en los últimos años.
No defiendo a Bush, sus errores ha cometido y McCain y Sarah son bien conscientes de ellos, pero tiemblo cuando pienso en lo que hubiera podido pasar si en lugar de haber ganado Bush las elecciones las hubieran ganado Al Gore o Kerry.(Sigue)
18 de Septiembre de 2008 a las 17:5319TheFlash
A pasarlo bien unos minutos….

http://www.youtube.com/watch?v=ixXUyCUI-Ek&fea...
18 de Septiembre de 2008 a las 17:5420Carmina
McCain representa mucho más a Roosevelt que Obama; yo, como emigrante adoptada por este gran país entiendo muy bien la doctrina de Roosevelt. No puedo decir lo mismo de Obama ni de quienes le apoyan que como Zapatero en mi país natal y sus socios ponen sus ideologías por encima de España y de sus ciudadanos. Así nos va.
Con frecuencia, sin buscar ni tratar encuentro cosas que reafirman mi opinión. Anoche, por ejemplo, caí sobre un “pastor cristiano” negro que dice mucho más de Obama de lo que yo había podido entender basada en los hechos. Busca a “Pastor Manning”, que, a pesar de su fanatismo y convicciones cristianas dudosas, hace resaltar en donde esta el verdadero racismo.
Obama no estaría hoy en donde está si los blancos norteamericanos fueran lo racistas que ellos denuncian que somos. Los verdaderos racistas son ellos; y los únicos que han sacado el tema del racismo han sido Obama y sus socios.
(Esto de tener que dividir el mensaje corre el riesgo de no salir como quise)
18 de Septiembre de 2008 a las 18:2321RicPazos
La solución de John McCain puede tener el nombre de Mitt Romney, y que así conseguiría sacar ventaja de la situación económica es innegable, pero creo que tiene otro nombre aún mejor para eso: Ron Paul. Cualquiera que haya visto a Ron Paul hablar de economía debe reconocer que ese hombre sabe, y mucho, y que además no le tiembla el pulso a la hora de dejar en mal lugar a Ben Bernanke. Vean en Youtube el vídeo de Ron Paul instruyendo a Bernanke, y disfruten.
18 de Septiembre de 2008 a las 22:0222Hegemon1
Lo último que necesitamos para arreglar la crisis es el intervencionismo. Ya los USA se están pareciendo a la socialdemocracia europea como para que ahora venga Obama con recetas izquierdistas para anquilosar el mercado y acabar de hundirlo. Los Republicanos deben convencer que van a regular que no intervenir el mercado, parar los pies a los desaprensivos e incoscientes sadicos de dinero, salir a la arena para combatir la demagoia izquierdista que seguro utilizará Obama.
19 de Septiembre de 2008 a las 00:5223hayek197
Pues sí, Flash.

Compartimos lo mismo, sólo que digo que para enfrentar o cortar de raíz la crisis y las futuras (que en verdad vendrán), el más revolucionario positivamente sería Paul. Otra cosa es que sopesando todo (no sólo la economía) sale ganando en la balanza Palin. La guerra contra el terror islamista es el desafío de este siglo, y tanto Palin como McCain creen en ello. Y es más importante la guerra contra el terror que el rescate de un banco determinado cuando es posible que sea hasta contraproducente (desde el punto de vista austríaco).
Por otro lado soy más optimista en la cuestión de la fortaleza de la economía de USA, aunque no las tengo todas de que vaya a ganar McCain-Palin a pesar de la remontada.
¿Qué verán en Obama? Que Dios nos coja confesados si sale..

(Por cierto, es un placer hablar con gente e intercambiar opiniones partiendo de unas bases comunes)
19 de Septiembre de 2008 a las 05:3424Avieno
¿Qué comentaristas dicen que ningún demócrata ha sido elegido durante una crisis económica? Carter fue elegido durante una severa recesión en 1976. La reelección de Bush padre, muy popular en 1991, fue malograda al año siguiente por culpa de otra recesión más pequeña que llevó a Clinton en volandas a la Casa Blanca. Y no olvidemos que Roosevelt ganó en 1929 gracias a la gran depresión. De hecho, las encuestas muestran que los demócratas son más fuertes en asuntos domésticos y económicos (aunque McCain ha reducido sensiblemente la desventaja) mientras que los republicanos merecen más confianza en la política internacional, como ha sido siempre tradicionalmente. La crisis de Wall Street ha benefiado a Obama, y la prueba es que ahora mismo tiene una ventaja de 1.9 puntos en la media de Realclearpolitics; cuando la noticia era la guerra de Georgia, iba por delante McCain.
19 de Septiembre de 2008 a las 06:4825nansen
No quiero ser demasiado pesimista ni molestar las esperanzas de otros compañeros de este magnífico foro, pero creo que la fuerza republicana en política exterior y otros asuntos va a ser barrida ante la magnitud de la crisis económica. Es decir, el demagogo zapateril va a ganar las elecciones. Pena para el gran pais y pena para el mundo que se imponga la tendencia a estar en manos de progres profundamente malintencionados, payasos políticos que no gobiernan con racionalidad, sino al dictado de sus tics anticuados, de sus manías, de sus filias y fobias.
Y, claramente, veo una mano negra, más negra que el color de Obama. Un atentado estratégicamente perpetrado en Madrid cambio el gobierno y la historia de un pais. ¿Las circunstancias en que se produjeron las explosiones de Madrid no creeis que tienen cierta similitud con la explosión de Lehman Brothers y otros?
Son hechos brutales, dotados de gran carga mediática y muy oportunos en el tiempo, que fomentan en el electorado el miedo y la necesidad de que los "responsables", los conservadores en ambos casos, paguen sus "culpas". Todo ello atizado por dos demagogos sin escrúpulos y sus abundantes adláteres mediáticos.
La crisis económica USA no se crea de un día para otro, pero ciertas fuerzas poderosas pueden amplificarla y acelerarla
Intuyo que hay muchas fuerzas poderosas detrás de Obama, no solamente periodistas o cómicos. Expresado de forma simplista, han utilizado a Lehman Brothers para neutralizar al huracán Palin. Hay una apuesta muy fuerte por Obama. Pido a los compañeros del blog y a los tres bloggers que profundicen sobre esa mano negra que va a sentar en la presidencia a una desgracia universal llamada Barack Hussein Obama.
19 de Septiembre de 2008 a las 07:4226TheFlash

nansen

no sé hasta que punto puede existir esa intriga…pero lo cierto es que me temo que si la administración Bush estimula el recuerdo de las terapias Roosevelt copiándolas, y el coro mediático aprovecha la ocasión para incidir en la naturaleza ‘demócrata’ de las iniciativas, señalándolas como inevitables, impostergables, ergo su pertinencia y acierto, mal asunto.

Ideológicamente se romperán las filas en el bando republicano. Es una retirada en plena batalla.

Bush espolea la candidatura de Hussein Obama…
19 de Septiembre de 2008 a las 08:0227TheFlash

Con los Bush siempre hemos andado muchos con esa sospecha de que los clanes plutócratas no son tan sensibles a los ciudadanos y sus circunstancias como al establishment al que pertenecen.

Dicho de otra manera, hay una derecha que entiende conceptualmente el Estado más próximo a las ideas de un demócrata de izquierdas que a un ‘libertarian’.

Puestos en el aprieto de tener que elegir soluciones, suelen mostrar cierta desconfianza hacia los principios de los padres fundadores, y se inclinan por el pasteleo.

Es la factura que aparece cuando el dirigente, en vez de ser un hombre que llega de abajo a arriba –o una mujer como Thatcher- es un oriundo de la aristocracia.

En España tenemos mucho de eso entre la derecha política. Gentes que se perpetúan entre ellos generación tras generación. Tan alejados del día a día del ciudadano como un alto burócrata de izquierdas de Washington.

El discurso del ‘Estado mínimo’ no ha sido nunca el de la administración Bush. Eso pasará factura en noviembre.
19 de Septiembre de 2008 a las 08:1928TheFlash

Por ahora, el ‘consenso demócrata-republicano para socializar la ruina’ (FJL) ya ha tenido el efecto perverso de neutralizar los medios pro republicanos que se ven obligados a explicar lo que está ocurriendo escudándose en los argumentos demócratas…

…van a cargar el deposito de Obama de combustible…cada vez veo mas claro que lo único positivo en la campaña ha sido la inclusión de Palin…

Todo esto es extrañamente similar a lo que ocurre en España…un débil mental, un adolescente irresponsable, dirige la izquierda –y aquí preside además el país- y una derecha de cuna, refractaria a los principios ideológicos de sus votantes, principios que no entienden y les son extraños, y que en su vacuidad no saben o quieren articular un discurso sólido contrapuesto al de la izquierda, mas allá de cuatro matices simbólicos…

Sí allí se repite lo de aquí, ganará el débil mental, es inevitable cuando el plutócrata no dice nada porque no tiene nada que decir…

Y si allí llega un ZP…vamos aviados…occidente se va a encontrar en una disyuntiva tan compleja frente a los primitivismos que asoman desde fuera y frente a los fagotitos necrosantes instalados dentro, como cuando España defendía 20 frentes diferentes al unísono…externos e internos…y aquello nos dejo exhaustos…
19 de Septiembre de 2008 a las 08:2129TheFlash
ejem...fagocitos.
RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
    Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899