¡Hola cociner@s!

¿Qué tal ha ido la semana? Por fin es viernes y llega el fin de semana. Aunque la verdad es que pasa demasiado rápido ¿no os gustaría un fin de semana de tres días?

Hoy os traigo una propuesta un poco atrevida: ¡unas magdalenas saladas!

 

 

Sé que a algunos les vas a sonar un poco extraño… incluso puede que no les haga mucha gracia… pero os las recomiendo.

 

 

He estado experimentando y haciendo varias recetas. Y de todas ellas, me quedo con la ganadora indiscutible: las Magdalenas de Morcilla y Piñones. Podemos decir que es como comer morcilla pero con textura de bizcocho ¿¡no me digáis que no suena tentador!?

 

 

Y esta hazaña de experimentar magdalenas saladas la emprendí porque Harinas Santa Rita me envió un lote de productos, entre los que se encontraba una harina para bizcochos y magdalenas.

Pues bien, Harinas Santa Rita está en todo, y nos proponen distintas recetas para utilizar sus productos.

 

 

Así que utilicé la receta base de Harinas Santa Rita para magdalenas, y le añadí la morcilla y piñones.

He de decir que probé otras combinaciones, pero debo seguir investigando para mejorar recetas… En las fotos que os muestro aparecen las magdalenas de morcilla y otra variante con bacon y queso Camembert.

Yo las hice a tamaño mini. Me pareció más apropiado para servir como entrante.

 

 

Ingredientes (para unas 40 mini magdalenas)
  • 5 huevos medianos
  • 125 g. de azúcar
  • 225 g. de harina Santa Rita especial Bizcochos y Magdalenas
  • 100 g. de mantequilla
  • Una pizca de sal
  • Una morcilla de cebolla
  • 3 cucharaditas de piñones

 

 

Elaboración

-    Precalentamos el horno a 200º.

-    Tamizamos la harina y reservamos.

-    Fundimos la mantequilla a fuego lento o en el microondas a baja temperatura.

-   En una sartén con muy poquito aceite, cocinamos la morcilla sin piel. Cuando esté hecha, añadios los piñones. Reservamos.

-   Batimos en un bol los huevos con el azúcar y la sal.

 

 

-   Añadimos la mantequilla (no demasiado caliente) y seguimos batiendo.

 

 

-   Añadimos la harina. Batimos.

 

 

-    Añadimos la morcilla y los piñones, y mezclamos con una espátula.

-    Rellenamos los papeles de las magdalenas hasta 2/3 de su capacidad y horneamos a 200º (recordad que están hechas cuando el palillo sale limpio).

A la hora de hornear, yo recomiendo que insertéis los papeles de las magdalenas en un molde metálico, ya que así no se abrirá el papel y saldrán más bonitas.

-   Cuando estén listas, las sacamos del horno y las dejamos enfriar un par de minutos en la bandeja (en caso de que hayamos utilizado un molde de magdalenas metálico).

Posteriormente las colocamos en una rejilla para que terminen de enfriarse.

¡ Y ya tenemos nuestras magdalenas!

 

 

¿A que son súper fáciles de hacer? Mucho más sencillo que los cupcakes, ¿no os parece?

 

 

Nosotros volveremos la semana que viene con una nueva propuesta dulce que todavía no os voy a desvelar… Pero será un postre muy fácil, ideal para los amantes del chocolate y perfecto para una cena romántica de San Valentín.

Feliz fin de semana y Blog Appétit!

 

 


3 Comments

  1. La Nena's Gravatar La Nena
    23 enero, 2012 at 17:50 | Permalink

    Caramba que idea tan genial. Creo que el proximo fin de semana las pondré de aperitivo.
    Ya te contaré como me salen

  2. Raul's Gravatar Raul
    14 febrero, 2012 at 13:05 | Permalink

    Muy buena receta, si señor, pero una duda. ¿No le pones levadura? o esque la harina Santa rita ya lleva? Un beso

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>



Otras publicaciones

En formato RSS© Copyright Libertad Digital SA. Juan Esplandiu 13, 28007 Madrid.
Tel: 91 409 4766 - Fax: 91 409 4899