Menú

Victoria que se forjó en sábado

0


Recuerdo que a principio de temporada critiqué el hecho de que las cargas de gasolina se hicieran públicas después de las clasificaciones y lo sigo manteniendo. Pienso que le quita emoción a la carrera ya que así las estrategias se destapan. Sin embargo, tengo que reconocer que fue muy interesante, además de sorprendente, saber el mismo sábado que Adrian Newey no sólo había acertado con el diseño del nuevo coche sino también en la estrategia para la carrera. Vettel voló en las clasificaciones pese a tener el coche con más carga de gasolina de los 10 primeros. Esto prueba claramente que el nuevo Red Bull es un auténtico acierto y que el piloto alemán y Mark Webber serán posiblemente los únicos que podrán pelear contra los Brawn GP hasta fin de año.

Vettel se ha servido de ese gran material para hacer una carrera perfecta y lograr un hat-trick (pole, carrera y vuelta rápida) que le lleva a acercarse aún más al segundo puesto de Barrichello en la general. Además, parece ser que en esta segunda mitad de campeonato podríamos comenzar a tener carreras más "divertidas" pero sigo manteniendo que aunque la pelea por la victoria ha brillado por su ausencia desde el GP de Australia, los duelos por los siguientes puestos (que casi siempre ignoran las cámaras de televisión) permiten que la atención se mantenga. No estoy muy seguro que esto vaya realmente a preocupar a Button después de su insultante dominio pero seguro que le obligará a trabajar un poco más y eso, visto lo visto, ya es algo.

Mucho de lo que ha ocurrido en la carrera ha sido producto de la partida. Fue ahí donde Alonso –según él mismo ha confesado– perdió toda posibilidad de sumar puntos. Partía décimo y no logró un buen comienzo y eso lo relegó a algunos puestos más atrás para ponerse por detrás de Heidfeld, su auténtica bestia negra, no sólo este domingo sino en varios grandes premios. Pero a mi hay algo que me sorprende. Y es que cuando está solo en pista los tiempos de Alonso son muy competitivos. En Silverstone lo hemos visto en la segunda mitad. No es la primera vez que ocurre. En las últimas carreras hemos notado mejoras en el R29 a partir del segundo y sobre todo del tercer stint. Pese a eso, la primera parte le quita muchas posibilidades y debe emplearse a fondo para entrar en los puntos, algo que no siempre ocurre.

La verdad es que pensé que en este gran premio tendríamos por fin a un Williams en el podio. Todo parecía posible después de una tanda clasificatoria excelente de Nakajima. Es verdad que era uno de los que tenía menos gasolina –junto a Alonso y Raikkonen– pero pese a eso, acabar en una buena posición parecía posible. Pero en Silverstone –donde es casi imposible adelantar– esas vueltas "libres" resultan esenciales. La entrada del japonés estaba preparada para la vuelta 19 –ahí lo hizo el español– pero decidió adelantarse cuatro vueltas antes quizás obligado por la imposibilidad de pasar a su compañero de equipo. Quería hacerlo en boxes pero la estrategia no funcionó.

Además de Vettel y Webber, creo que el gran protagonista en Silverstone fue Felipe Massa, uno de los grandes criticados cuando hace las cosas mal. Pero esta vez acertó. Alargó su primer stint muchísimo hasta la vuelta 23 lo cual le permitió escalar varios lugares. Su segunda parada fue también después de varios pilotos y eso reforzó su lugar en pista. La única pena fue que no pudo con un Barrichello que pisó mucho el acelerador para evitar verle en los retrovisores en la última parte de la carrera. Y lo logró. Además, tanto Barrichello como Button rodaron al final con neumáticos superblandos y eso les dio un ritmo muy bueno. El británico terminó pegado a Rosberg pero no pudo pasarle para sumar el máximo de puntos posibles.

La verdad es que me ha gustado la carrera, con un Vettel que logra su primera victoria en seco (las dos primeras fueron bajo la lluvia) y un Webber que demuestra que sigue muy vivo en la competición. Además, el hecho de que Button no suba al podio por primera vez en la temporada le da cierta incertidumbre al próximo GP de Alemania dentro de tres semanas donde seguro que el alemán de Red Bull querrá ganar más que nadie.

0
comentarios
Escribir comentario

Herramientas