Menú

Red Bull protege a Vettel

25
GP de Japón 2013

Toda la maquinaría de la escudería austriaca ha trabajado para que Vettel consiguiera en el circuito de Suzuka la quinta victoria consecutiva, todo en detrimento del de siempre, Mark Webber. El australiano sirvió, una vez más, de cebo para que el Lotus de Grosjean no se acercara demasiado a Vettel, que quiere conseguir el cuarto Mundial en lo más alto del cajón. Para que tal hecho se hubiera producido, Fernando Alonso debía no haber puntuado. Pero el asturiano, acostumbrado a las remontadas, escaló cuatro posiciones hasta la cuarta plaza retrasando el alirón del vigente campeón a la siguiente cita en la India.

El desplante de Red Bull a Webber ha sido casi ofensivo, porque Vettel, con el campeonato en el bolsillo, nada se jugaba en la pista como sí ocurrió hace dos temporadas en Abu Dhabi. Es decir, no era necesario proteger de esa manera a Vettel y dejar a Webber sin opción de ganar su última carrera en la Fórmula 1. Pero si algún piloto aguanta tal manipulación sin rechistar ese es Webber que ha demostrado muy poca ambición y tragaderas como para hacer, como llaman hoy en la Fórmula 1, esa labor ingente de equipo.

Está claro que Vettel no va a ganar el Mundial gracias a Webber pero lo ocurrido dice mucho de la política del equipo. Yo he defendido que no siempre Vettel y Webber han tenido las mismas opciones y oportunidades, ni estratégicas, ni técnicas. Siempre hay y ha habido un piloto líder en cada escudería, Michael Schumacher y Barriquello, Alonso y Fisichella o Alonso y Massa pero, pese a que Red Bull siempre ha negado este trato de favor hacia Vettel, pocas veces ha sido tan clara la diferencia de rendimiento entre dos coches de una misma escudería. Y todo partiendo de la base de que creo, sin fisuras, que Sebastian Vettel es mucho mejor piloto que Webber, pero es raro que casi todos los problemas que el Reb Bull ha atesorado estos años, que no han sido muchos, le han ocurrido al coche del australiano.

Está claro que cada uno en su casa ordena las habitaciones como considera oportuno y, si nadie se opone a la gestión, el proyecto sigue adelante. El Red Bull ha sido muy exitoso y no creo que Ricciardo ofrezca mayor resistencia para que esta forma de llevar la casa austriaca continúe la temporada que viene.

0
comentarios

Herramientas