Menú

1936: Comienza la Guerra Civil

Pedro García Luaces
0

El 18 de julio de 1936 el general Francisco Franco volaba desde Canarias rumbo a Tetuán para ponerse al frente de las tropas del protectorado. Era el comienzo de la Guerra Civil. A muy pocos sorprendió el alzamiento, existía un ambiente de preguerra desde hacía varios meses. Los grupos radicales de izquierdas y derechas se enfrentaban en la calle a tiro limpio. Refriegas callejeras, actos de terrorismo, asesinatos selectivos... el líder de la CEDA, José María Gil Robles, hacía sumario del desorden desde la tribuna parlamentaria: «160 templos destruidos y otros 250 ultrajados, 287 muertos, 1.287 heridos por enfrentamiento armado, 341 huelgas generales y parciales y cerca de un millar de incidentes entre agresiones personales, asaltos a periódicos y partidos políticos, bombas en lugares públicos...».

El país entraba en una deriva revolucionaria. La derecha conspiraba, pero no más que la propia izquierda. El Frente Popular, vencedor de las elecciones de 1936, era un galimatías de siglas políticas que iban desde la moderación al totalitarismo. La euforia de la victoria electoral traía estallidos de violencia anárquica y deseos revanchistas. La derecha también se armó, principalmente desde el bando falangista, siguiendo aquella «dialéctica de los puños y las pistolas» que proclamaba José Antonio Primo de Rivera.

La conspiración se fraguó en el ejército, canalizada desde una asociación militar clandestina, la Unión Militar Española (UME). En sus primeros pasos, la derecha tampoco encontró la unidad deseada. La CEDA de Gil Robles era reticente al levantamiento, mientras que carlistas y falangistas obraban por libre. El asesinato del líder de la oposición, José Calvo Sotelo, sirvió de catalizador. Franco y la CEDA se sumaron al golpe; el levantamiento armado se imponía.

La Guerra Civil española es el acontecimiento más estudiado por la historiografía moderna, por delante de la Segunda Guerra Mundial o la figura de Napoleón. Y pese a la profusión de estudios y la pretensión de objetividad de muchos de ellos, no se ha escrito todavía uno que ponga de acuerdo a los herederos de ambos bandos. Quizás el quid de la cuestión descanse sobre un imposible: extraer del conflicto su inmensa carga emotiva.

Otras efemérides de este día que deberías conocer

1195: Derrota de Alfonso VIII de Castilla en la batalla de Alarcos.

1468: Fallecido su hermano Alfonso el día 5, Isabel rechaza el título de Reina pero acepta el de heredera, saltándose a la Beltraneja.

1873: Nicolás Salmerón se convierte en presidente de la Primera República Española tras la dimisión de Pi y Margall, que sólo ha permanecido cinco semanas en el cargo.

1877: Edison prueba con éxito su nuevo invento, el fonógrafo, que presentará en la Academia de Ciencias nueve meses después.

1894: Se celebra entre París y Ruán la primera carrera de automóviles.

0
comentarios
Escribir comentario

Herramientas